Feragua, satisfecha con que las competencias del agua sigan vinculadas a agricultura

113
0
113

(Feragua) La Asociación de Regantes de Andalucía (Feragua) ha expresado hoy su satisfacción por la configuración del nuevo Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, que preserva la vinculación de las competencias del agua a las de agricultura, algo que favorece la agilidad en la tramitación de los expedientes de agua para regadío. Asimismo, el nombramiento de Miguel Arias Cañete como ministro ha sido recibido con buenos ojos por los regantes asociados a Feragua, tanto por su origen andaluz, como sobre todo por su experiencia como Ministro y su conocimiento de la administración europea.

Precisamente, la principal demanda del sector para el nuevo Ministro es que defienda adecuadamente los intereses del regadío español en la reforma de la PAC, peleando por el mantenimiento de los niveles de ayuda a cultivos como el olivar, el arroz, el algodón, los cereales y los cultivos hortofrutícolas, que generan riqueza y empleo en Andalucía. En opinión de la presidenta de Feragua, Margarita Bustamante, “el futuro del regadío andaluz se va a jugar con la reforma de la PAC, y tenemos confianza en que Miguel Arias Cañete defienda con fuerza y convicción los intereses españoles y andaluces”.

Asimismo, Feragua pide al nuevo ministro la derogación inmediata de la reforma de la Ley de Aguas, que otorga a las autonomías la posibilidad de asumir la policía de aguas en cuencas intercomunitarias. Feragua considera esta reforma, que ha sido recurrida por las comunidades de Valencia y Murcia, ambas gobernadas por el PP, contraria a la Constitución y a la Directiva Marco de Aguas, al fragmentar la gestión de las cuencas e ir contra el principio de la unidad de cuenca.

Finalmente, en el ámbito de la factura eléctrica, Feragua considera un reto ineludible para el nuevo Ministerio dar una solución a la subida de los últimos años, que está dejando sin futuro al regadío. Una solución que, a su juicio, puede pasar por un IVA reducido al 8% y por el establecimiento de tarifas según consumo, que evite que los regantes tengan que pagar por potencias que no utilizan.

Comentarios