Las pérdidas del campo valenciano a causa de la sequía superan los 320 millones de euros, según la Unió

44
0
  • En el cereal se da "prácticamente por perdida" la totalidad de la cosecha.

La Unió de Llauradors ha exigido medidas "urgentes" para paliar las pérdidas directas que ha sufrido el campo valenciano a causa de la sequía y superan los 320 millones de euros. En este sentido, ha matizado que, aunque la cifra es todavía provisional, la cantidad "será superior" por otras pérdidas no cuantificables y por el déficit de lluvias si continua.

La entidad agraria ha explicado en un comunicado que la parte más acusada por las pérdidas ha sido el cultivo de los cítricos con 240 millones de euros en sobrecostes productivos durante esta campaña 2013-2014, seguido por el cultivo del almendro con más de 27 millones de euros de pérdidas, el olivar con más de 23 y el cereal con cerca de 17 millones.

Por otra parte, en la ganadería extensiva, sólo en los sectores de ovino-caprino y vacuno, ya son de 13 millones de euros (10,8 en el primero y 2,8 millones de euros en el segundo). A todas ellas hay que sumarle las pérdidas previsibles y no cuantificables de momento en la apicultura, en el cultivo de la viña o en la fruta de verano o muy posiblemente en la ganadería intensiva si no llueve.

La Unió ha solicitado la constitución "urgente" de una Comisión de Seguimiento de la Sequía

En el cereal se da "prácticamente por perdida" la totalidad de la cosecha, en frutos secos hay almendras secas en los árboles y en algunas zonas los árboles pueden morir ante la falta de agua, en el cultivo del olivo actualmente en fase de floración y cuajado la merma de la cosecha siguiente será muy significativa. En la fruta de verano se observa falta de calibre y la viña tiene una deficiente brotación. La ganadería extensiva sufre la falta de pastos naturales y el incremento en la compra de pienso.

El secretario general de la Unió, Ramón Mampel, ha afirmado que "ya" han traslado su propuesta de medidas urgentes a adoptar tanto al president de la Generalitat, Alberto Fabra, como al portavoz del Gobierno Valenciano, José Ciscar, porque en los sectores agrícola este período de sequía y altas temperaturas persistentes "está provocando numerosas pérdidas que van a tener una repercusión directa en la disminución de ingresos de los agricultores que conlleva un mayor endeudamiento y, por tanto, una pérdida de la capacidad de invertir en el cultivo en particular y en la explotación en general".

Medidas generales que solicita la Unió

Para afrontar esta situación, la Unió de Llauradors ha reclamado una serie de medidas a las administraciones central y autonómica para paliar estas "importantes" pérdidas, tanto con carácter general para todos los cultivos y sectores ganaderos afectados como específicos para algunos.

Entre las exigencias, La Unió ha solicitado la constitución "urgente" de una Comisión de Seguimiento de la Sequía, compuesta por entidades representativas de los sectores afectados por analizar la evolución de la sequía y proponer medidas preventivas y compensatorias, la concesión de ayudas directas a las explotaciones con daños por sequía por los incrementos de los costes.

También pide la concesión de ayudas por pare del Estado, que ascienda a 15.000 euros por empresa agraria en tres años, así como una reducción del módulo en el IRPF para las explotaciones y actividades agrarias afectadas y la condonación del pago del Impuesto de Bienes Inmuebles de naturaleza rústica correspondiente al ejercicio 2014.

Del mismo modo, plantea la bonificación del 100 por ciento en el pago de las cotizaciones a la Seguridad Social por contingencias comunes correspondientes al periodo comprendido entre abril de 2014 y mayo de 2015, ambos incluidos, y exenciones para el año 2014 del canon de regulación y tarifa de utilización del agua establecido por la Ley de Aguas para las explotaciones de regadío.

Reducción de las tarifas eléctricas

Además, La Unió ha reclamado la reducción de las tarifas eléctricas para el riego mediante decreto, la puesta a punto y mantenimiento de los pozos de sequía y el establecimiento de una línea de préstamos ICO con interés subvencionado para los afectados por la sequía.

Según la organización agraria, la situación es "muy grave" puesto que abril ha sido el más cálido desde que hay datos en los principales observatorios de la Comunitat. Todo el territorio está en déficit y aproximadamente en el 20 por ciento del mismo el volumen de lluvias acumulado en el actual año hidrológico no llega ni al 25 por ciento de lo que sería normal en ese periodo de siete meses.

Comentarios