La Confederación Hidrográfica del Guadalquivir interviene en el río Beas tras las últimas inundaciones

29
0
29

(CHG) La Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG), organismo dependiente del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, ha desarrollado los trabajos de limpieza y acondicionamiento del río Beas mediante la retirada de sedimentos y tratamiento de vegetación.

Tras las intensas lluvias registradas el pasado mes de noviembre, el Organismo de cuenca ha estado actuando a lo largo del trazado del Río Beas, en el tramo desde su confluencia con el arroyo Puente Pinilla hasta su paso bajo la carretera N-322.

En la intervención se ha encontrado gran cantidad de restos vegetales inertes, árboles caídos sobre el cauce y sedimentos acumulados de manera puntual. Todo ello estaba provocando obstrucciones que aumentaban el peligro de desbordamiento. Debido a estos taponamientos y a las intensas lluvias, que llegaron a superar los 50 litros por metro cuadrado en algunos puntos de la zona, se generaron riadas e, incluso, complicó la situación en poblaciones próximas o atravesadas por los cauces.

Esta intervención partió de la reunión que el subdelegado del Gobierno en Jaén, Juan Bautista Lillo, mantuvo con el alcalde de Beas de Segura, Sebastián Molina, en la que el primer edil de este municipio jiennense pidió a Lillo que Confederación actuara cuanto antes en la limpieza del cauce. Molina le expuso al subdelegado su preocupación por cómo había quedado la zona de la vega a la salida de la localidad y la parte de la vía de acceso al casco urbano.

No obstante, aún restan por desarrollar algunas actuaciones puntuales que se llevarán a cabo en los próximos días, una vez que baje el calado del agua y mejoren los accesos para la maquinaria en la zona de influencia de la depuradora municipal.

Comentarios