El 70% de la población de Bolivia consume agua potable de calidad

2.343
0

Sobre la Entidad

AAPS
Autoridad de Fiscalización y Control Social de Agua Potable y Saneamiento Básico  Organismo dependiente del Ministerio de Medio Ambiente y Agua (MMAyA) de Bolivia
Web
  • Edson Solares.

Estudios realizados por la Autoridad de Fiscalización y Control Social de Agua Potable y Saneamiento (AAPS) revelan que el líquido cuenta con un nivel de conformidad del 99% para el consumo humano. El 70% de la población boliviana consume agua potable de calidad, según la Autoridad de Fiscalización y Control Social de Agua Potable y Saneamiento (AAPS).

La información la brindó a Cambio el director de la AAPS, Edson Solares, quien basado en estudios periódicos reveló que el líquido cuenta con un nivel de conformidad del 99% para el consumo humano.

Bolivia cuenta con agua potable de calidad. Tomando en cuenta que el estándar aceptable es de 95%, nosotros sobrepasamos ese porcentaje con 99%”, destacó la autoridad en la entrevista realizada en el marco del Día Mundial del Control de la Calidad del Agua, que se recuerda el 18 de septiembre de cada año.

La cobertura de abastecimiento para 2025 se ampliará del 70% al 100% de la población.

Destacó los avances en la gestión de Gobierno y auguró que la cobertura de abastecimiento para 2025 se ampliará del 70% al 100% de la población. Entretanto, dijo, “estamos velando para que la población tenga calidad, cobertura y costos justos”.

La regulación y control de calidad del líquido elemento es realizada sobre la base de la norma boliviana 512, que establece seis parámetros esenciales: potencial de hidrógeno (PH), conductividad, turbiedad, cloro de ciudad y coliformes.

“El agua potable para consumo humano es la que por sus características organolépticas, físico-químicas y bacteriológicas se considera apta para el consumo humano y cumple con lo establecido en la presente normativa”, estipula la norma.

A escala nacional, la AAPS recibe reportes de 1.091 Empresa Pública Social de Agua y Saneamiento (Epsas), las que son regularizadas por el Estado. “Antes sólo se regulaban 16 Epsas”, apuntó Solares antes de dar a conocer que “lo que hacemos es aplicar un protocolo de seguimiento a la calidad, a la cobertura y a los costos”.

Informó que en caso de infringir las normas de calidad, la AAPS multa a las empresas proveedoras del líquido a la población boliviana.

Cultura del uso del agua

Para la responsable del programa Agua y Cambio Climático de Red Hábitat, Vitalia Choque, además de estos controles es necesario incidir en la cultura del adecuado uso del agua.
La necesidad urge, según Choque, debido a que cada año los efectos del cambio climático son más visibles, los cuales se evidencian a través del deshielo de los nevados, en las oscilaciones poco habituales del clima, en el aumento y agravamiento de los desastres naturales y en el racionamiento de agua potable.

La AAPS recibe reportes de 1.091 Empresas Públicas Social de Agua y Saneamiento.

Es así que lamentó el uso irracional del agua por parte de la población, por lo que reiteró la necesidad de hacer conciencia.

La cantidad de agua potable usada, según artefactos sanitarios, de acuerdo con Red Hábitat es: en un inodoro, el consumo convencional es de 20 litros por descarga de tanque de inodoro. Con un bajo consumo, sería suficiente utilizar 6 litros. En la ducha se estima que su uso de agua alcanza al menos 15 litros por minuto. Si se hiciera un consumo consciente, el consumo bajaría hasta 10 litros por minuto. En el lavamanos se gastan 8 litros por minuto; con un consumo bajo, sólo se gastarían 4 litros. En el lavaplatos, usualmente se gastan al menos 10 litros de agua cada minuto; en tanto que con un consumo bajo se gastarían 4 litros.

Consumo: más de 100 litros

El consumo y uso del agua potable es de 100 litros cada día por habitante en el altiplano, de 120 litros en el valle y 150 litros en el oriente, según el director de la Autoridad de Fiscalización y Control Social de Agua Potable y Saneamiento, Edson Solares.

La autoridad señaló que el 80% del agua potable es destinado al consumo humano. El restante 20% es para el consumo industrial, ya que éste también aprovecha otras fuentes de abastecimiento, como los pozos.

Comentarios