Embasa promueve una reunión sobre la tarifa de alcantarillado en Itamaraju

25
0

Sobre la Entidad

25
  • Los cobros habían sido suspendidos (Wikipedia).

Promovida por Embasa, el pasado viernes tuvo lugar en Itamaraju una reunión con varios representantes de organizaciones de la sociedad civil con el fin de aclarar la reanudación de las tarifas de alcantarillado en la ciudad. En virtud de una decisión judicial, los cobros, que habían estado suspendidos desde noviembre de 2006, se volverán a cargar en julio con las facturas con vencimiento en agosto.

Asistieron a la reunión, los representantes de la Cámara de Comerciantes (CDL), Unión de Retail (SindComércio) Asociación de Vecinos Barrio Bela Vista Masonic Lodge, Asociación de Jubilados y la Cámara del Ayuntamiento, y el grupo Acorda Itamaraju -Estudantes da Marcha. El gobierno municipal no envió un representante.

El gerente de la unidad de negocio en Itamaraju, Gilmar Costa, coordinó la reunión, que ha mostrado a los presentes un panorama de las actuaciones de la compañía en Bahía y en el extremo sur del estado, detallando el proceso de alcantarillado y tratamiento de aguas residuales y los beneficios de este servicio para la salud de las personas y la preservación del agua. También se trataron los aspectos legales y comerciales relacionados con el cobro de tarifas.

Aviso

Desde el 25 de junio, la compañía está asesorando en las principales emisoras de radio de la región, y promoviendo reuniones con los representantes de los medios de comunicación para difundir retorno masivo local del cobro. También se está enviando una declaración adjunta a las facturas de agua para todos los consumidores.

Gilmar aclaró que la tarifa, lo que equivale al 80% del importe de la factura del agua, se está prevista en la legislación estatal y federal. El cobro del servicio de alcantarillado sanitario se suspendió en 2006, por orden judicial, y se revocó en mayo de este año por el Tribunal de Bahía.

Durante este período, las pérdidas por la falta de cobro de los servicios fueron de 5,3 millones. Sin embargo, en el mismo período, la empresa invirtió 35,5 millones en el sistema de alcantarillado de Itamaraju, ampliando la cobertura del 33% al 93% en toda la ciudad.

Entre las directrices para los usuarios, Embasa recomienda la adopción de medidas de economía y uso consciente del agua para evitar un aumento en las próximas facturas más altas. Además de mejorar la salud y calidad de vida de la población, el saneamiento proporciona conservación del medio ambiente en la región, como los ríos de oro y Jucuruçu dejaron de percibir casi todas las aguas residuales producidas en Itamaraju.

Comentarios