Connecting Waterpeople
1 de Febrero en Isle Utilities Webinar Series
CAF

Ignacio Díaz: "Los Diálogos del Agua posibilitan repensar nuestros modelos de gestión del agua"

  • Ignacio Díaz: " Diálogos Agua posibilitan repensar nuestros modelos gestión agua"
    Ignacio Díaz Rodríguez-Valdés, Director Gerente de ESAMUR.

Sobre la Entidad

CAF
CAF respalda los esfuerzos que realizan los países de la región para asegurar a toda la población el acceso a servicios adecuados de agua potable y saneamiento, y consolidar una visión integral del manejo de los recursos hídricos.

El próximo 18 de octubre tendrá lugar la VIII Edición de los Diálogos del Agua América Latina-España, una cita imprescindible donde expertos y líderes del sector del agua de América Latina y España debatirán acerca de la economía circular como mecanismo para el uso eficiente del agua.

Estos diálogos, que forman parte de una plataforma estratégica de colaboración de largo plazo conformada por CAF -banco de desarrollo de América Latina- y el Reino de España, a través de los Ministerios para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MTERD), Asuntos Económicos y Transformación Digital (MAETD) y Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación (MAEUEC), cuentan también con el apoyo de Casa de América y de iAgua, y se organizan anualmente con el objetivo de promover el intercambio de conocimiento y experiencias entre América Latina y España, en torno a asuntos de interés para el sector hídrico.

Para conocer un poco más sobre cómo va a desarrollarse este evento y de la situación en la Región de Murcia, hablamos con Ignacio Díaz Rodríguez-Valdés, Director Gerente de ESAMUR.

Pregunta: El escenario climático actual ha puesto en jaque la viabilidad del modelo económico y social tal y como lo conocemos. ¿Hacia dónde cree que deberían ir las políticas climáticas en ese sentido? ¿A qué retos futuros nos enfrentamos?

Respuesta: Un aspecto fundamental para sostener nuestro actual modelo es la preservación de nuestras fuentes de agua, cada vez más escasas, debido a la presión del cambio climático. Sin agua, sencillamente, no hay vida. Debemos, en primer lugar, reducir los consumos, disminuir las pérdidas, usar sistemas de riego eficientes, etc

Y antes de construir infraestructuras muy costosas como desaladoras, con un gran coste de explotación y consumo energético, o trasvases, que cada vez tienen mayores dificultades para su continuidad, hay que sacar el máximo partido a lo que ya tenemos, y las aguas regeneradas son un recurso muy seguro. Esta ha sido una prioridad en la Región de Murcia, que puede presumir de ser una de las Comunidades Autónomas que más agua reutiliza de toda Europa con unos grandes estándares de calidad, y que ha apostado firmemente por la reutilización.

Con respecto a los requerimientos de la reutilización, se va a producir un cambio importante en breve, ya que el próximo mes de junio será de aplicación el nuevo reglamento europeo de reutilización de aguas depuradas en agricultura, en el que la Región de Murcia ha tenido una participación en su desarrollo, para lo que es preciso la adaptación de los tratamientos a los requisitos mínimos de calidad exigida.

Para el resto de posibles usos de las aguas regeneradas, seguirá estando vigente el RD 1620/2007 español, que prevé muchos más usos y que se ha demostrado como una legislación segura y viable.

P.- La Región de Murcia es todo un ejemplo en el ámbito del saneamiento y depuración de aguas residuales. ¿Qué estrategias basadas en reutilización pueden extrapolar a países de América Latina?

R.- La Región de Murcia ha acumulado una gran experiencia en materia de saneamiento y depuración en general, y muy especialmente en reutilización de las aguas depuradas, donde somos un referente a nivel mundial, y puede ayudar a países iberoamericanos a desarrollar sistemas y modelos de gestión de saneamiento, reutilización y riego, que podrían ser muy beneficiosas para estos países. Gestionamos, a través de la empresa pública ESAMUR, 99 depuradoras en nuestra Región y se regenera un 98% de las aguas tratadas, lo que viene a suponer un volumen de 110 hectómetros cúbicos anuales.

La Región de Murcia puede presumir de ser una de las Comunidades Autónomas que más agua reutiliza de toda Europa con unos grandes estándares de calidad

Conocemos perfectamente las tecnologías de regeneración de agua, y también tenemos gran experiencia en comprobar las grandes bondades de este recurso, de cara a la agricultura, y la seguridad en su uso.

De hecho, ya se han realizado múltiples colaboraciones con países de América Latina por medio de visitas realizadas por responsables y técnicos del máximo nivel a nuestras instalaciones, donde se les ha mostrado la realidad de la reutilización y cómo está integrada en el sistema de riego de la Región. Otras colaboraciones han sido por medio de clases impartidas por técnicos de ESAMUR en Bolivia, por ejemplo, o reuniones por videoconferencia con países que querían implantar el seguimiento del SARS-CoV 2 en las aguas residuales, ya que la Región de Murcia fue pionera a nivel nacional y una referencia en este seguimiento que ha sido tan útil en la lucha contra la pandemia.

Otro aspecto para resaltar es la gran actividad que desarrolla la región, a nivel de investigación e innovación en materia de agua. Sirva como ejemplo el gran número de proyectos de investigación que están siendo desarrollados en nuestras depuradoras gestionadas por ESAMUR, tanto con fondos propios como con financiación europea, que nos permite optimizar cada día nuestras instalaciones y buscar sistemas de tratamiento cada vez más efectivos y viables, orientados en muchos casos a la reutilización de nuestras aguas depuradas.

P.- ESAMUR es un referente español en materia de economía circular del agua, como la reutilización de las aguas residuales o el aprovechamiento de los lodos, en forma de biogás o de biosólidos, ¿en el actual contexto energético complicado y con una inflación en continúo ascenso, cree que medidas como éstas son necesarias para garantizar la sostenibilidad de los servicios y tratamientos de las aguas residuales?

R.- En efecto, de las aguas depuradas no sólo se puede obtener el valioso recurso que es el agua depurada, también se pueden obtener otros recursos como biogás o lodos, que nos permiten, en el primer caso, reducir de manera importante el gasto energético en nuestras plantas, y en el caso de los lodos, conseguir una fuente de nutrientes muy valiosa para los agricultores.

Obtenemos biogás, a partir de la fermentación anaerobia de los lodos en los digestores. Este biogás, que contiene metano en una proporción muy elevada, es un excelente combustible, que nos permite, mediante motores de cogeneración, extraer calor para calentar los digestores, y energía eléctrica que nos permite reducir la compra de energía externa  . El biogás producido en las depuradoras de la Región es superior a los 5,2 millones de m3/año y esto permite producir casi 9 millones de kWh cada año, que para hacernos una idea de su magnitud sería el consumo de unas 2500 viviendas durante todo un año.

Y además aprovechamos el lodo producido en las depuradoras, más de 140.000 toneladas al año, con un alto porcentaje de materia orgánica y nutrientes, y que permite a los agricultores reducir sus necesidades de abonado y aprovechar estos recursos. No olvidemos que los suelos de la Región de Murcia son altamente deficitarios en materia orgánica, y esta es absolutamente imprescindible para tener un terreno fértil para la agricultura.

América Latina es, posiblemente, la región del mundo que más va a desarrollarse en los próximos años, y especialmente en el campo del agua

En estos campos del ahorro energético y el aprovechamiento energético también se han desarrollado líneas de investigación, contando con proyectos europeos entre los que podríamos citar algunos en los que se está trabajando actualmente como son el LIFE DRY4GAS, que consiste en la implementación de un secado solar para el lodo y la posterior gasificación del lodo secado, extrayendo el máximo de energía de los lodos producidos, o el proyecto LIFE AMIA, que consiste en un tratamiento anaerobio-aerobio, que permite extraer biogás de las aguas residuales, seguido de un tratamiento avanzado de adsorción y electro oxidación, alimentado con energía renovable y un tratamiento de microalgas para la recuperación de nutrientes, o el proyecto AQUACYCLE, cuyo objetivo es llevar a cabo un proceso de depuración muy sostenible ambientalmente formado por un tratamiento anaerobio, humedales y un reactor solar para desinfección y eliminación de contaminantes emergentes, entre otros.

Con respecto a la actual situación energética, se está trabajando en optimizar al máximo las plantas depuradoras, para reducir su consumo energético, así como en la implantación de energías renovables. En este sentido, hay ya instalados paneles solares fotovoltaicos con una potencia instalada superior a 1 MW, y que producen anualmente cerca de 1500 MWh, que representa cerca de un 20 % de la energía consumida en las depuradoras en las que están instaladas, a la vez que se están redactando más proyectos para extender esta práctica al mayor número posible de depuradoras.

P.- Para terminar, ¿por qué recomienda asistir a los Diálogos del Agua América Latina-España?

R.- América Latina es, posiblemente, la región del mundo que más va a desarrollarse en los próximos años, y especialmente en el campo del agua, donde aún tienen algunas carencias y están actualmente planificando y desarrollando infraestructuras de gran importancia. El conocer su situación, sus proyectos y cómo colaborar con ellos para ayudarles a mejorar su situación hídrica, ya es un motivo más que suficiente para participar en este foro que cuenta con una gran reputación, dada la calidad de sus intervinientes a lo largo de las ediciones ya realizadas. Pero también es una oportunidad muy importante para repensarse nuestros modelos y aprender de las soluciones que están implementando, puesto que a veces estamos demasiado inmersos en nuestros modelos y no nos los replanteamos. Y este foro podría convertirse en un escenario de debate en ese sentido, partir de los orígenes para repensarse los modelos de gestión del agua con los que estamos trabajando, y que, ante la nueva situación climática y geopolítica puede ser una gran oportunidad.

La redacción recomienda