La EBI pide el reconocimiento de la "verdad" sobre el estado del Lago de Sanabria

198
0
198

La Estación Biológica Internacional (EBI) ha vuelto a reclamar a Junta de Castilla y León y Confederación Hidrográfica del Duero (CHD), dependiente del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, que reconozcan "la verdad sobre la depuración y el estado del Lago de Sanabria (Zamora)" ante lo que consideran "nuevas revelaciones" publicadas sobre la "negligente gestión medioambiental de las administraciones competentes".

De este modo, EBI ha solicitado a la sociedad civil, partidos políticos locales, regionales y nacionales, Defensor del Pueblo y Procurador del Común que reclamen a la CHD y a la Junta el reconocimiento de la "verdad sobre el deficiente sistema de depuración y el deterioro del estado ecológico del Lago", así como que exijan medidas para "evitar el progresivo desequilibrio del ecosistema", que cuenta con "las máximas figuras de protección ambiental".

De este modo lo exponen en un comunicado recogido por Europa Press, en la que se han referido a la jornada de debate organizada para este martes por el Magrama bajo el título 'Lago de Sanabria: la importancia de conservar nuestros recursos naturales', con representantes de alto nivel político y técnico, y que consideran una "oportunidad única" para "cambiar la estrategia de negación y ocultación desarrollada por las administraciones competentes en los últimos meses".

EBI ha solicitado el reconocimiento de la "verdad sobre el deficiente sistema de depuración y el deterioro del estado ecológico del Lago"

Desde este modo, EBI (sociedad adjudicataria del catamarán ecológico en el Lago sanabrés), ha apuntado que junto al descubrimiento en enero pasado de un informe de ingeniería "oculto desde 2008" y encargado, según las mismas fuentes, por la Junta con la participación de la CHD, que "detallaba minuciosamente el deficiente diseño y ruinoso estado de la red de depuración que circunda el Lago", ahora se conoce que la Guardia Civil "realizó diligencias penales desde 2011 a raíz de una denuncia particular para investigar vertidos contaminantes de origen residual sobre el principal río afluente del Lago de Sanabria, el río Tera".

En su versión también han afirmado que el Seprona informó de aquellas investigaciones a la CHD y a la Junta de Castilla y León, sin que de ello "no solo no haya derivado en medidas practicadas por ambas administraciones tendentes a resolver la problemática de vertidos contaminantes ilegales para no perjudicar al Lago, sino que han mantenido un discurso de ocultación, negación y presiones ante las denuncias y revelaciones públicas del inicio del proceso de contaminación del Lago".

Según la información a la que se refieren en su texto, el Seprona realizó en 2011 un informe a instancias de la denuncia de un particular por vertidos de aguas residuales en su finca privada cercana al lago.

Según la EBI, el Seprona comprobó que la estación depuradora de Ribadelago Nuevo "estaba fuera de servicio" y describía, siempre según la Estación, un panorama de tuberías atascadas que habrían provocado "gran cantidad de residuos sólidos en un área de 950 metros cuadrados". De todo ello, el Seprona remitió informe a CHD y a Junta de Castilla y León.

"El saneamiento es un caos"

A lo largo del comunicado, la EBI hace hincapié en la investigación de 2011, cuando, según han indicado, el Seprona solicitó al Ayuntamiento de Galende saber la causa de la generación de vertidos al cauce.

En su respuesta oficial, según la información hecha pública, el alcalde de Galende, Jesús Villasante, respondió que la red de saneamiento era "un auténtico caos" y dijo que "en ningún momento" había estado de acuerdo con dicha instalación.

El alcalde cargó contra los políticos y técnicos de la Consejería de Medio Ambiente ya que "nunca tuvo en cuenta mis protestas y reclamaciones", manifestó que la red "es inadecuada y que hacía totalmente imposible una correcta depuración", y concluyó que "éstas son las consecuencias", tal y como han reflejado las mismas fuentes.

Sobre este asunto, han recordado que estas afirmaciones de Jesús Villasante "no son nuevas", ya que en octubre de 2007 afirmó públicamente que "la red de depuración del parque natural se hizo "a gusto del consejero y de los directores generales" y explicó que las depuradoras estaban proyectadas por debajo del terreno, enterradas, y no las pudieron ejecutar así porque "se inundaban".

"Al elevarlas hay que bombear el agua y las bombas no dan a basto. Al problema de bombeo hay que sumar que la red se inunda por la mala ejecución de los colectores", han añadido.

Posteriormente, como consecuencia de la denuncia por vertidos ilegales interpuesta en la Guardia Civil por la EBI en noviembre de 2013, con un mapa geolocalizado de los vertidos contaminantes, el Seprona confeccionó un informe para completar la instrucción de diligencias, que actualmente se encuentra en el juzgado de Puebla de Sanabria (Zamora).

Para ello, revisaron la red de estaciones depuradoras de aguas residuales (EDAR) del Lago de Sanabria y los puntos vertidos geolocalizados y concluyeron, según han recordado, que todas las depuradoras (Ribadelago Viejo, Ribadelago Nuevo, EDAR número III Camping, EDAR IV Vigo de Sanabria) están "inactivas o directamente averiadas", por lo que "no hay tratamiento de aguas residuales vertidas al Lago de Sanabria".

Con todo, han subrayado que todas estas deficiencias y puntos de vertido inspeccionados por el Seprona de la Guardia Civil, "coinciden íntegramente" con los reflejados en el informe de Euroestudios en el que se constataron "los altos niveles de fósforo y otros contaminantes", que las administraciones "pretenden justificar con nuevos estudios que limitan su responsabilidad y achacan dichos parámetros desbocados a los incendios sucedidos años atrás en la cuenca vertiente, sin aclarar que en aguas arriba de las depuradoras".

Para concluir, han resaltado que la gravedad del contenido de las diligencias penales genera "dudas sobre la actuación del fiscal jefe de Zamora, que ha interesado de forma reiterada al juzgado de Puebla de Sanabria contra la personación de la EBI para evitar su acceso al expediente".

Comentarios