Barakaldo no debe abastecerse del embalse de Oiola hasta que no haya duda de la calidad del agua, según el PNV

91
0
91
  • Pantano de Oiola.

El PNV de Barakaldo ha vuelto a solicitar al alcalde, el socialista Alfonso García, que ordene la desconexión del Pantano de Oiola hasta que no exista duda de que el agua que llega a los vecinos del municipio es apta para el consumo.

En el pleno celebrado este jueves, el PNV apoyó la moción planteada por la Plataforma de Asociaciones de Vecinos y Ecologistas que pedía la no utilización del agua del embalse de Oiola para el consumo mientras no queden resueltas una serie de incertidumbres sobre su calidad, que salió adelante con el único voto en contra del PSE.

Los jeltzales han lamentado la actitud del equipo de Gobierno del PSE que, "en el pleno de ayer, demostró que defiende otro tipo de intereses que no coinciden con el sentir mayoritario de los baracaldeses".

Tras remarcar el PNV que su posicionamiento sobre el embalse de Oiola y la idoneidad o no de su consumo, no ha variado en los dos últimos años en los que se han debatido tres iniciativas plenarias sobre este asunto, los jelzales han dicho entender "la confusión que se está generando entre los vecinos ante el bombardeo constante de mensajes contradictorios que, por una parte, cuestionan la salubridad del agua del embalse de Oiola y, por otra, se informa de justo lo contrario".

PNV ha asegurado que "el agua que en la actualidad bebemos de Oiola cumple los parámetros que marca la ley (se analiza todas las semanas y no se detecta lindane desde hace más de 2 años), pero también es cierto que se están haciendo mediciones en una escorrentía que vierte su agua a Oiola, y, en este caso, es cierto que se ha detectado lindane de manera puntual".

"Aunque estamos seguros de la salubridad del agua que llega a nuestros grifos, también entendemos la preocupación existente entre nuestro vecinos y, por ello, volvimos a solicitarle al alcalde que ordene la desconexión del pantano hasta que no se produzca el menor atisbo de duda, ya que es el único con potestad tanto para autorizar el uso o no del agua del pantano para el consumo por parte de los baracaldeses", ha añadido.

A su entender, "mientras se eliminan todas las dudas e incertidumbres planteadas por los vecinos y los ecologistas", el Ayuntamiento "debería dejar de abastecerse del agua de Oiola y debería hacerlo con agua del Consorcio de Aguas".

Comentarios