La comarca de la Selva dispone de veinte depuradoras en servicio con la activación de la planta de Sant Julià de Llor i Bonmatí

105
0
105

(Gencat) La Agencia Catalana del Agua ha puesto en servicio la depuradora y los colectores en alta de Sant Julià de Llor i Bonmatí, en la comarca de la Selva. Esta actuación ha tenido un coste superior a los 686.800 euros y ha consistido en la construcción de una depuradora biológica con reducción de nutrientes, diseñada para un caudal de 242 m3/día.

El agua tratada se devolverá al río Ter, contribuyendo a su mejora medioambiental. De esta manera, el agua saneada en la depuradora posibilitará una reutilización indirecta o no planificada que contribuirá a mantener el caudal ecológico del río y el aprovechamiento para usos urbanos, agrícolas e industriales aguas abajo.

Esta es la vigésima estación depuradora en servicio en la comarca de la Selva, junto con las plantas de Lloret de Mar, Blanes, Sils-Vidreres, Inglés, Tossa de Mar, Santa Coloma de Farners, Arbúcies, Sant Hilari de Sacalm, Riells i Viabrea, Caldes de Malavella, Riudellots de la Selva, Hostalric, Maçanet de la Selva, Breda, Viloví d'Onyar, Riudarenes, Can Fornaca, Aiguaviva Park y Maçanet Residencial Park.

Saneamiento en Cataluña

El Programa de saneamiento de aguas residuales urbanas 2005 (PSARU 2005), aprobado por el Gobierno de la Generalitat en julio de 2006, tiene el objetivo de completar y mejorar el saneamiento de toda la población catalana.
A fecha de hoy las depuradoras existentes en Cataluña garantizan el tratamiento y saneamiento del agua residual de más del 95% de la población catalana.

Comentarios