La Confederación del Miño-Sil restaura los ríos Arenteiro y Varón, a su paso por O Carballiño

22
0

Sobre la Entidad

Confederación Hidrográfica del Miño-Sil
Organismo de cuenca intercomunitaria. Su demarcación hidrográfica comprende las cuencas de los ríos Miño y Sil y la parte española de la cuenca del río Limia.
  • Ayuntamiento de Carballino
    Ayuntamiento de Carballino
  • Se plantarán más de 400 árboles de ribera para repoblar las zonas afectadas por la plaga de la Phytophtora Alni
  • Se consideran actuaciones prioritarias porque ambos cauces discurren, en gran parte,  por la zona urbana de la localidad 
  • Los trabajos serán realizados por dos brigadas compuestas por 10 operarios que trabajarán, durante 3 meses, en más de 5 kilómetros de cauce

La Confederación Hidrográfica del Miño-Sil (CHMS), Organismo autónomo dependiente del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente,  trabaja en la restauración hidrológico-forestal de los ríos Varón y Arenteiro,  a su paso por O  Carballiño (Ourense), realizando una inversión de  101.495 euros.

El objetivo de estas actuaciones es mejorar los tramos urbanos de ambos cauces que, en este momento,  presentan abundancia de especies invasoras y arbolado caído o enfermo, afectado por la Phytophtora Alni, con el consiguiente peligro de caer al lecho del cauce y de aminorar la sección del mismo.

También se ha observado importante presencia  de residuos sólidos antrópicos, posiblemente por su proximidad  a la zona urbana,  que podrían provocar alteraciones de la calidad de las aguas.

La programación de los trabajos se realizó atendiendo a la problemática concreta de la zona y para ello se realizarán tratamientos silvícolas, mediante desbroces puntuales de la vegetación existente eliminando el exceso de matorral y la maleza acumulada en algunas zonas, con el ánimo  de mejorar la capacidad de desagüe y la banda de vegetación, tanto en densidad como en estructura.

Se han programado, además, podas selectivas sobre el estrato arbóreo, apeando los pies claramente dominados, decrépitos o enfermos, respetando en todo momento las especies arbustivas autóctonas, y se procederá a la retirada manual o mecanizada de árboles caídos que obstruyen el cauce y provocan desbordamientos y erosión de los taludes.

Para completar estas actuaciones, se procederá a la repoblación de las zonas más afectadas por la Phytophtora Alni, con la  plantación de más de 400 árboles de especies de ribera, de aproximadamente 2 metros de altura. 

Por otra parte, para dar solución al desmoronamiento y erosión de márgenes se realizarán técnicas de bioingeniería, utilizando malla de coco y entrelazado de ramas vivas de sauce entre unas estacas clavadas firmemente al lecho del río que ayuden en la  estabilización y protección del talud a largo plazo.

Los restos de vegetación finos serán triturados “in situ” y los gruesos  se ofrecerán a los vecinos para uso doméstico o, en su caso, serán transportados a un vertedero autorizado. Por su parte, los residuos que puedan estar acumulados en ambas márgenes, escombros, residuos sólidos urbanos y chatarra, entre otros, serán separados por su naturaleza y se transportarán a gestor autorizado

Con el ánimo de minimizar los impactos de las actuaciones a realizar, se darán las instrucciones oportunas para que los trabajos respeten al máximo la vegetación y la fauna autóctonas.

Estas actuaciones, cuya duración se estima en 3 meses, son realizadas por dos brigadas compuestas por 5 operarios,  cada una, que trabajarán durante 3 meses en más de 5 kilómetros de cauce.

Comentarios