Innovyze, an Autodesk company
Connecting Waterpeople
Insituform
s::can Iberia Sistemas de Medición
Global Omnium
ABB
AZUD
Redexia network
ACCIONA
Consorcio de Aguas de Asturias
Centro Nacional de Tecnología de Regadíos (CENTER)
Cajamar Innova
Ulbios
BELGICAST by TALIS
NOVAGRIC
Idrica
HANNA instruments
Hach
Aigües Segarra Garrigues
AECID
Baseform
SEAS, Estudios Superiores Abiertos
IIAMA
ESAMUR
Elliot Cloud
TEDAGUA
ITC Dosing Pumps
BACCARA
Blue Gold
Agencia Vasca del Agua
Aganova
Vector Motor Control
Danfoss
Innovyze, an Autodesk company
Aqualia
Minsait
IAPsolutions
NaanDanJain Ibérica
ICEX España Exportación e Inversiones
Control Techniques
Lama Sistemas de Filtrado
CALAF GRUP
Molecor
Catalan Water Partnership
EPG Salinas
Saint Gobain PAM
ADECAGUA
Red Control
Regaber
Kurita - Fracta
Elmasa Tecnología del Agua
Rädlinger primus line GmbH
Sacyr Agua
Grundfos
CAF
TFS Grupo Amper
Bentley Systems
Xylem Water Solutions España
Barmatec
VisualNAcert
Cibernos
biv Innova
EMALSA
FENACORE
AMPHOS 21
J. Huesa Water Technology
TecnoConverting
Fundación We Are Water
STF
Prefabricados Delta
Fundación Biodiversidad
Terranova
Confederación Hidrográfica del Segura
Hidroconta
UPM Water
Ingeteam
DAM-Aguas
SCRATS
GS Inima Environment
Saleplas
ISMedioambiente
Smagua
Almar Water Solutions
Grupo Mejoras
Likitech
UNOPS
Fundación Botín
DuPont Water Solutions
Isle Utilities
Mancomunidad de los Canales del Taibilla
Laboratorios Tecnológicos de Levante
Kamstrup
Asociación de Ciencias Ambientales
Schneider Electric
LACROIX
Gestagua
Filtralite
FLOVAC
Fundación CONAMA
AGENDA 21500
1 de Febrero en Isle Utilities Webinar Series

Aumentar el tratamiento de las aguas residuales ayudará a las regiones áridas a regar los cultivos

  • Aumentar tratamiento aguas residuales ayudará regiones áridas regar cultivos

Sobre la Entidad

CORDIS
CORDIS constituye el principal portal y repositorio público de la Comisión Europea para difundir información sobre todos los proyectos de investigación financiados por la Unión Europea.
ABB

Las aguas residuales tratadas, procedentes de varias fuentes, ahora pueden utilizarse para regar los cultivos de una forma eficiente desde el punto de vista hídrico. Todo ello gracias a las nuevas tecnologías y herramientas de gestión destinadas a algunas de las zonas más secas del mundo.

Las deficiencias de las políticas sobre el cambio climático y la climatología extrema son las mayores amenazas que el mundo afrontará en los próximos diez años. La región de Oriente Próximo y África del Norte (MENA) es la zona más seca del mundo y ya se ve afectada por la desertificación, la sobrexplotación de las aguas subterráneas y la intrusión del agua marina en los acuíferos. Las consecuencias del cambio climático en materia de seguridad hídrica en la región MENA se intensificarán, dado que se prevé que el crecimiento demográfico y el económico produzcan un incremento del 47 % de la demanda hídrica para 2035. En la región MENA, la agricultura representa más del 80 % del consumo de agua dulce. El proyecto MADFORWATER, financiado con fondos europeos, ha desarrollado herramientas de gestión y tecnologías integradas, a fin de impulsar el uso de las aguas residuales tratadas para el riego y mejorar la eficiencia hídrica en la agricultura. El equipo se centró en una serie de cuencas hidrológicas de tres países africanos del Mediterráneo: Egipto, Marruecos y Túnez.

La gestión y la tecnología se unen para conseguir el éxito

Dario Frascari, coordinador del proyecto, explica: «El proyecto MADFORWATER se basa en dos pilares: el tratamiento de aguas residuales (aumentar la cantidad de agua de calidad disponible para el riego) y el riego (mejorar la reutilización de las aguas residuales para el riego y la eficiencia del consumo de agua en la agricultura). Las soluciones se adaptan para que sean técnicamente y culturalmente apropiadas dentro del contexto socioeconómico y medioambiental de los países africanos del Mediterráneo en cuestión.

La integración de la demanda y el aprovisionamiento de agua adapta el riego y el tratamiento de las aguas residuales a los tipos de aguas residuales y a los cultivos habituales disponibles de los países escogidos». La integración se facilita a través de tecnologías a medida, herramientas de apoyo a la toma de decisiones y estrategias de gestión del agua y las tierras.

Del laboratorio al terreno

Las tecnologías para el riego y el tratamiento de aguas residuales desarrolladas y adaptadas durante los dos primeros años de actividad se están optimizando a lo largo de la última mitad del proyecto. La ampliación y validación de las tecnologías seleccionadas se lleva a cabo en cuatro plantas piloto: una en Egipto, otra en Marruecos y dos en Túnez.

Las tecnologías se seleccionaron en función de su rendimiento técnico, un análisis de costes y beneficios, una evaluación del ciclo de vida y los comentarios recopilados durante varios talleres de consultas de las partes interesadas. Las plantas piloto procesan y utilizan las aguas residuales municipales, las aguas de los canales de drenaje y las aguas residuales de la industria textil. Frascari afirma: «Las tecnologías de tratamiento de aguas residuales destinadas a las aguas residuales municipales y a las aguas de los canales de drenaje han resultado ser eficaces y sostenible desde un punto de vista medioambiental.

Estamos abordando los desafíos del tratamiento de las aguas residuales de la industria textil mediante un proceso biológico innovador. En cuanto a las plantas piloto de riego, todas las tecnologías que se han probado hasta ahora han resultado ser eficaces».

No faltan beneficios

Además de la importante repercusión que tiene mejorar la seguridad hídrica para el riego, dichas tecnologías son rentables. El bajo consumo de energía para el tratamiento de aguas residuales y la gran eficiencia en el consumo hídrico de las tecnologías de riego protegen al medio ambiente. Las pymes del proyecto MADFORWATER actualmente desarrollan planes de negocio para aplicarlos en países de la región MENA, así como directrices para la adaptación en diferentes contextos.

También están en marcha varias solicitudes de patentes. Asimismo, el proyecto incluye actividades de desarrollo de las capacidades con el objetivo de aumentar la aceptación social en cuanto a la reutilización de las aguas residuales tratadas en África del Norte. Frascari concluye: «Hemos demostrado la capacidad de impulsar la reutilización de las aguas residuales tratadas para el riego en países en desarrollo que afrontan una importante escasez de agua.

Esto es posible gracias a una estrecha integración entre la innovación tecnológica y las herramientas de gestión sostenible del agua». El proyecto MADFORWATER apoya a la región MENA para que supere de forma sostenible los difíciles desafíos planteados por la constante escasez de agua, el crecimiento demográfico y el cambio climático.

Redacción iAgua

La redacción recomienda