El exdirector de calidad de Emarsa cifra en 63 millones el fraude de la depuradora de Pinedo

231
0
231
  • Asegura que el PP pedía el 10 por ciento del sueldo a trabajadores de la depuradora "que iban de parte" de los 'populares'.

El exconcejal del PP en Valencia y exdirector de calidad de Emarsa, Juan Carlos Gimeno, ha cifrado en 63 millones de euros el montante del presunto fraude a las arcas públicas cometido en la gestión de la depuradora de Pinedo (Valencia). De esta cantidad, ha dicho que hay 46 millones que "no son investigados" y 17 millones "han prescrito", ha lamentado.

Gimeno, imputado en el 'caso Emarsa' se ha pronunciado de esta manera en la rueda de prensa ofrecida este martes en la que ha expuesto que de los 63 millones, cerca de 17,3 corresponde a salarios pagados a trabajadores, "que iban de parte del PP", en la empresa desde 2002 a 2010, en la que la mercantil llegó a contar con un plantilla de 119 personas, frente a las 67 que necesita la actual gestora de la depuradora. Además, ha asegurado que ese dinero se pagó con "fondos estructurales" de Emarsa.

Según ha explicado, en la época de gestión del PP en la depuradora de Pinedo, llegó a tener 13 trabajadores pertenecientes al grupo A -licenciados universitarios- que percibían cerca de 90.000 netos al año, frente a los "cuatro mandos en la actualidad". Gimeno, a preguntas de los medios, ha reconocido que él pertenecía a ese grupo y que entró en Emarsa porque le dijeron que "fuera allí, que tocara el timbre" y le "aceptarían cariñosamente". "Como tal ocurrió", ha aseverado.

De esta cantidad, ha dicho que hay 46 millones que no son investigados y 17 millones han prescrito

Preguntado por quién le recomendó para entrar a trabajar en la empresa, ha apuntado que entró en la etapa de control de la empresa del concejal del PP en el Ayuntamiento de Valencia, Silvestre Senent, "sin expediente de contratación". A preguntas de los medios, ha afirmado que fue "enchufado" en la empresa por el edil 'popular'.

Supuesta financiación ilegal

En esta línea, Gimeno ha comentado que debería investigarse al PP por un presunto delito de financiación ilegal porque, como ha comentado, a los trabajadores que entraron en la empresa "que iban de parte" del PP se les pedía un 10% de su salario.

"Existe un documento, que yo no tengo, donde a través del PP, se ha pedido un diez por ciento de las retribuciones a trabajadores de Emarsa". "Yo me negué a hacerlo efectivo", ha asegurado Gimeno.

Por otro lado, ha explicado que de los 63 millones supuestamente defraudados, 19,8 millones proceden de convenio de mejora de la depuradora encargadas a empresa externas y 4,9 millones del convenio de explotación.

De esta manera, Gimeno ha reclamado que, igual que se le está investigando a él por el caso Emarsa, "que se investigue todo, porque sólo se ha investigado una parte" porque "presuntamente, la acusación particular no es Emshi, sino PP". "No hay nada que hay incorporado la Emshi a la causa que implique al PP", ha lamentado el exresponsable 'popular, quien ha dicho que "si saliera la verdad y que ha mentido de forma sacrílega en sede judicial yo no estaría imputado".

El día a día en EMARSA

Por otro lado, el exdirectivo de Emarsa ha relatado que una jornada laboral en la empresa consistía en llegar a las 8.00 horas y, hasta las 9.00 horas se "pelaba al PSOE". Después, de 9.30 a 11.00 era el tiempo del almuerzo. A las 14.30 horas se paraba de trabajar y se "volvía a pelar al PSOE", para, a las 15.00 horas irse "a casa".

Además ha destacado que por cada hora de formación en horario laboral, se compensaba a los empleados con dos horas libres. De manera que, "había gente que se iba en julio y no volvía hasta enero".

Comentarios