Aqualia
Connecting Waterpeople

Las áreas protegidas son insuficientes para preservar la diversidad de peces de toda la Amazonía

  • áreas protegidas son insuficientes preservar diversidad peces toda Amazonía
  • Un estudio indica que la cuenca del Amazonas podría correr el riesgo de perder el 2% de su fauna de peces de agua dulce debido a condiciones climáticas inadecuadas.

Sobre la Entidad

DiCYT
Agencia de Noticias para la divulgación de la Ciencia y Tecnología del Instituto ECYT de la Universidad de Salamanca.

Un equipo internacional de biólogos publicó un estudio predictivo en el que concluyen que la diversidad de peces de agua dulce de la Amazonía está en peligro debido a que las áreas protegidas actuales serían ineficientes frente al cambio climático en el futuro.

Participaron en la investigación los ictiólogos del Museo de Historia Natural de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, Hernán Ortega y Max Hidalgo, investigadores del departamento de Ictiología y docentes de la Facultad de Ciencias Biológicas.

En la investigación, los autores explican que la cuenca del Amazonas ha estado sujeta a eventos climáticos extremos y, de acuerdo con las proyecciones de cambio climático, podría enfrentar alteraciones en la dinámica natural de los ciclos de inundaciones, que repercutirían en la alimentación y reproducción de muchas especies de peces, amenazando la biodiversidad acuática.

Ante esta situación, las áreas protegidas son las principales estrategias utilizadas para salvaguardar la biodiversidad a largo plazo; sin embargo, son áreas fijas que podrían estar sujetas al cambio climático, cuestionando su eficiencia futura en la protección de la biodiversidad.

Ante este escenario, la investigación tuvo como objetivo evaluar la efectividad de las áreas protegidas en la representación de la ictiofauna amazónica en las condiciones climáticas actuales y futuras. Si bien, la cuenca del Amazonas, actualmente, tiene un nivel relativamente alto de protección, ya que el 52 por ciento de su área de influencia son áreas protegidas o tierras indígenas, la capacidad de estas áreas para proteger la biodiversidad de agua dulce sigue sin estar clara, ya que en general se han evaluado con poca atención a los ecosistemas dulceacuícolas y su conectividad hidrológica.

En el estudio se utilizó un enfoque macroecológico para estimar el tamaño mínimo del rango geográfico que necesita cada especie para lograr la persistencia a largo plazo, mediante una función combinada del tamaño del rango y el tamaño corporal, dos rasgos ecológicos que influyen en el riesgo de extinción de las especies.

Los investigadores llegaron a la conclusión de que, en el futuro, la cuenca del Amazonas podría correr el riesgo de perder el 2 por ciento de su fauna de peces de agua dulce debido a condiciones climáticas inadecuadas, con un 34 por ciento adicional afectado negativamente.

La actual red de áreas protegidas de la Amazonía cubre el rango mínimo requerido para la persistencia de especies para más del 60 por ciento de las especies de peces de agua dulce analizadas en el escenario climático futuro; no obstante, más del 25 por ciento de las futuras especies susceptibles se concentran actualmente en los grandes ríos y en la llanura aluvial del Amazonas central y bajo, donde tienen muy poca cobertura de áreas protegidas, lo que destaca la falta de acciones de conservación adecuadas para estos cuerpos de agua.

La investigación fue dirigida por Renata G. Frederico, de la Universidade Federal de Minas Gerais (UFMG) de Brasil; y contó con además con la colaboración de Murilo Dias, Jansen Zuanon y Gislene Torrente‐Vilara de Brasil; Céline Jézéquel, Pablo A. Tedesco, Bernard Hugueny y Thierry Oberdorff de Francia; Koen Martens de Bélgica; y Javier Maldonado‐Ocampo de Colombia.

Te puede interesar

Redacción iAgua

La redacción recomienda