Aqualia
Connecting Waterpeople

Las presas pequeñas impactan más en los peces que los grandes proyectos hidroeléctricos

  • presas pequeñas impactan más peces que grandes proyectos hidroeléctricos
    Pequeña presa hidroeléctrica. (Imagen: Victor Baptista)
  • Un estudio confirma que son mucho más responsables de la fragmentación de los ríos que sus contrapartes más grandes debido a su gran prevalencia y distribución.

Sobre la Entidad

DiCYT
Agencia de Noticias para la divulgación de la Ciencia y Tecnología del Instituto ECYT de la Universidad de Salamanca.
ABB

El desarrollo de pequeñas represas hidroeléctricas está muy extendido en todo Brasil y en otras partes del mundo, eclipsando enormemente los grandes proyectos hidroeléctricos. La proliferación de estas presas más pequeñas es una respuesta a las crecientes necesidades de energía y seguridad. Sin embargo, su expansión amenaza a muchos de los ríos que fluyen libremente y a las regiones tropicales biodiversas del mundo, interrumpiendo las migraciones de peces de agua dulce de los que dependen para sobrevivir millones de personas.

Un estudio de la Universidad de Washington publicado en ‘Nature Sustainability’ confirma que las pequeñas centrales hidroeléctricas son mucho más responsables de la fragmentación de los ríos que sus contrapartes más grandes debido a su prevalencia y distribución.

"Los impactos acumulativos de muchas represas hidroeléctricas pequeñas han sido ignorados durante mucho tiempo; la atención se ha centrado en ellos de forma aislada, lo que ha dado lugar a afirmaciones de que su impacto es pequeño", señala el coautor Julian Olden, también de la Universidad de Washington. El estudio fue dirigido por Thiago Couto, recién doctorado en la Universidad de Washington y ahora investigador postdoctoral en la Universidad Internacional de Florida.

Las presas limitan el movimiento migratorio de los peces a lo largo de las redes fluviales y aíslan hábitats críticos, como las zonas de desove y alimentación, que pueden contribuir a extinciones locales, disminución de la población y colapso de poblaciones de peces. Esto convierte a las especies migratorias de peces en algunos de los organismos más vulnerables al desarrollo de la energía hidroeléctrica en los trópicos.

Los autores enfatizan que muchas de las especies migratorias impactadas por la fragmentación son de alta importancia ecológica y socioeconómica, y que algunas comunidades pueden sentir los impactos más que otras. Por ejemplo, alguna represas hidroeléctricas pequeñas se han relacionado con la disminución de las poblaciones de peces de las que dependen en gran medida los grupos indígenas de Brasil, porque los peces ya no migran de manera confiable a través de su área de distribución tradicional.

Otra preocupación citada por los autores es que las represas hidroeléctricas pequeñas superan en gran medida a las grandes represas hidroeléctricas, pero su producción de energía combinada es mucho menor. En Brasil, las pequeñas centrales hidroeléctricas solo representan el 7 por ciento de la capacidad total de generación, aunque representan más del 85 por ciento de las centrales hidroeléctricas del país.

El impacto colectivo del desarrollo de pequeñas centrales hidroeléctricas en Brasil sobre la fragmentación de los ríos y las especies de peces migratorias es extensa y no muestra signos de disminuir a medida que continúa la construcción planificada de nuevas represas, tal y como explica el estudio. Se estima que la fragmentación de los ríos aumentará un 21 por ciento en el futuro y dos tercios de las 191 especies migratorias evaluadas en el estudio ocupan las cuencas hidrográficas que experimentarán mayores pérdidas de conectividad. Los autores abogan por una mejor planificación estratégica del desarrollo hidroeléctrico con criterios ambientalmente informados para minimizar los posibles efectos ecológicos adversos.

"El estudio demuestra que con una planificación cuidadosa, Brasil puede satisfacer las necesidades futuras de producción de energía con impactos modestos en la fragmentación de los ríos y los peces migratorios", concluye Olden.

Te puede interesar

Redacción iAgua

La redacción recomienda