La justicia estadounidense paraliza la sentencia contra Chevron tras conocer los medios corruptos utilizados por la contraparte

36
0
36
  • El presidente de Chevron califica el veredicto de "victoria contundente"

Un juez estadounidense ha dictaminado este martes que un abogado de Estados Unidos utilizó "medios corruptos" para asegurar un multimillonario fallo por contaminación contra Chevron en Ecuador, en una victoria para la petrolera.

Chevron ha sostenido que los tribunales de Ecuador ignoraron las pruebas que demostraban que abogados de los demandantes habrían ganado la sentencia en su contra "mediante fraude, soborno y colusión con funcionarios judiciales corruptos".

La decisión del juez de distrito estadounidense Lewis Kaplan, en Nueva York, impide al abogado Steven Donziger y a las comunidades afectadas hacer cumplir el fallo en Estados Unidos y congela todos los procedimientos derivados de esa resolución.

En su veredicto, de 500 páginas, el juez asegura haber encontrado "pruebas claras y convincentes" de que el equipo legal de Donziger sobornó al juez ecuatoriano para que condenara en 2011 a la petrolera a indemnizar con 18.000 millones de dólares a los indígenas. Este fallo fue revisado el año pasado por el Tribunal Supremo de Ecuador, que rebajó la multa a 9.500 millones.

El caso se inició cuando comunidades indígenas acusaron a la petrolera Texaco, adquirida posteriormente por Chevron, de verter aguas contaminadas en su territorio y causar daños en la salud de sus habitantes durante su operación entre 1964 y 1992. Chevron ha defendido que Texaco limpió estos territorios antes de entregarlos a las autoridades.

Según Kaplan, hay "voluminosas" pruebas contra Donziger. El juez ha indicado que el abogado comenzó el caso con la intención de mejorar las condiciones medioambientales en Ecuador y ganarse un dinero, pero en último término corrompió el caso presentando pruebas fraudulentas, sobornando a un juez y encubriendo su actuación indebida.

"La justicia no se hace cometiendo una injusticia", subraya Kaplan en la sentencia. "Los fines no justifican los medios. No hay ninguna defensa 'Robin Hood' a la conducta ilegal", añade el magistrado, que ha supervisado el proceso que concluyó en noviembre.

El presidente ejecutivo de Chevron, John Watson, ha considerado que la empresa ha obtenido una "victoria contundente" con el fallo del juez Kaplan.

Comentarios