La Administración Nacional de Acueductos y Alcantarillados de El Salvador presenta el informe sobre agua no facturada y ahorro de energía

57
0
57

(ANDA) En el marco del “Proyecto de Desarrollo de Capacidades de ANDA Para el Mejoramiento Operacional” (PRODECANDA), la Administración Nacional de Acueductos y Alcantarillados en conjunto con la Agencia de Cooperación Internacional de Japón (JICA, por sus siglas en inglés), brindaron detalles relacionados con el informe sobre Reducción del Agua No Facturada (ANF) y Medidas de Ahorro de Energía.  

La información fue brindada durante una conferencia de prensa que estuvo a cargo de Marco Fortín, presidente de ANDA, Shinji Sato, Sub Director de la Agencia de Cooperación Internacional de Japón (JICA), y Kozo Obara, quien formó parte del equipo de expertos que implementaron el plan original de la Cooperación Japonesa.

“Este estudio ha servido como punto de referencia para qua la institución pueda gestionar créditos contingenciales con el BCIE (Banco Centroamericano de Integración Económica), y sobre todo lo que tenemos que procurar es que los proyectos sean autosostenibles, como es el caso es estos planes que estamos desarrollando con la cooperación japonesa”, detalló el titular de ANDA, a los medios de comunicación. 

Las actividades incluyen la realización de presentaciones, talleres y evaluaciones, relacionados a la temática,  durante las  semanas del 19 al 30 de noviembre de 2012.

Este plan cubre diversos aspectos como las mejoras en el sistema de medición, reducción de la pérdida real y aparente de agua, así como organización, sistema informático, seguimiento, monitoreo y control.

Para este proyecto, que fue ejecutado por personal técnico salvadoreño en conjunto con expertos japoneses, se trabajó en la región Metropolitana de San Salvador, específicamente en el municipio de Ayutuxtepeque;  en la zona Central, en el casco urbano de San Rafael Cedros, departamento de Cuscatlán, y finalmente en el área de Occidente, en el departamento de Santa Ana.

Entre otras actividades, personal de JICA está realizando una serie de visitas de campo a los lugares donde se ejecutan los planes modelo y piloto, además de conocer los nuevos distritos de medición y controles establecidos por ANDA, posteriores al proyecto. 

Entre los hallazgos esperados, se encontró que la capacidad técnica de ANDA mejoró sustancialmente, tornando más eficiente la reducción de agua no facturada, la proyección en el desarrollo del sistema de alcantarillado sanitario y, la planificación en el programa de eficiencia energética (ahorro de energía).

Gracias al financiamiento del JICA, con una inversión total de $4.4 millones, se logró desarrollar estos planes de enero de 2009 a diciembre de 2011.   

ANDA orienta esfuerzos a disminuir los porcentajes de agua no facturada

Para el presente año 2012, la cantidad de agua potable no facturada fue de un 47%. ANDA atribuye este alto porcentaje a las fugas producto de la antigüedad de las tuberías, razón por la cual se ejecuta actualmente un programa de sustitución de las mismas en el Gran San Salvador.

De igual forma son causa de pérdida del vital líquido, las conexiones fraudulentas y el consumo de usuarios en mora. ANDA tiene como objetivo  reducir en un 25% el índice de agua no facturada.

Estudios permiten acceder a planes de ahorro de energía eléctrica

El Estudio de Ahorro de Energía incluye la mejora del sistema de transmisión de la planta potabilizadora Las Pavas, región Metropolitana y la Zona Norte, con el objetivo de disminuir los costos de bombeo de electricidad. La institución prevé que el consumo de energía se reducirá en $44 millones en los siguientes 6 años.

“El 96% del consumo de energía de ANDA es para equipos de bombeo y rebombeo y el consumo es de 42 mil megavatios hora al mes, es altísimo, producto de que existan equipos muy viejos o que se pusieron sin ningún criterio, entonces estas variantes hacen que tengamos consumos erráticos hasta de un 30% más de energía”, finalizó Fortín.   

Estas dinámicas permitieron lograr la transferencia de conocimientos y usos de nuevas tecnologías al  personal de ANDA, quienes fueron capacitados en Japón con la metodología de “aprender haciendo”.

ANDA continua con la mística de mejorar su capacidad operacional a nivel nacional, gracias a lo cual, la población se verá ampliamente beneficiada a través de la realización de acciones que permitirán mejorar la administración del recurso hídrico y por ende la calidad de vida de cada usuario. 

Comentarios