El contador de agua, ese discreto y riguroso vecino

471
0

Un contenido de:

Sobre la Entidad

ANFAGUA
Asociación no lucrativa, constituida en 1987, integrada exclusivamente por fabricantes nacionales de contadores de agua

Publicado en:

iAgua Magazine Nº 2
471
  • Javier Calvo, en un momento de la entrevista de Rafael Sola-Loja
  • El agua es el recurso más barato de todos los bienes de consumo sujetos a control metrológico; sin embargo, es un bien escaso y esencial, cuya medición exacta resulta imprescindible para alcanzar una gestión eficiente.
  • Rafael Sola-Loja entrevista a Javier Calvo, presidente de ANFAGUA

Javier Calvo, Presidente de Anfagua, es una de las personas que más sabe de la materia en Europa, por eso queremos que nos cuente…

Pregunta.- Javier, ¿cuántos contadores de agua tenemos funcionando en España?

Respuesta.- Son datos que manejan las empresas gestoras pero, realmente, no hay una estadística exacta a este respecto. Por número de usuarios, como son más o menos los mismos que pueden tener las eléctricas, serían entre dieciséis y dieciocho millones de contadores de agua instalados. El mundo de la electricidad lo controlan cinco compañías, por lo que siempre resulta mucho más fácil uniformizar todo este tipo de datos; pero el mundo del agua lo gestionan los municipios (no todos ellos con contadores), aunque haya más o menos concentración a través de las gestoras, por lo que es difícil contar con esta información de forma agregada, aunque la encuesta realizada por AEAS nos da alguna información.

“El mundo de la electricidad lo controlan cinco compañías, por lo que siempre resulta mucho más fácil uniformizar todo este tipo de datos”

P.- ¿Evolucionan los contadores de agua a la misma velocidad y a la misma medida que los de la luz?

R.- Los contadores de agua han evolucionado mucho en los últimos años; pero una renovación masiva del parque viene determinada por la legislación. En el sector eléctrico y en el gasístico, las competencias son estatales, es el Ministerio de Industria quien determina la necesidad de sustituir los contadores de una antigüedad determinada. Sin embargo, en el sector del agua, como la competencia es municipal, no contamos con disposiciones uniformes que determinen unos periodos de vida útil y establezcan e impulsen, por lo tanto, el uso de contadores más avanzados.

P.- Visto así, ¿lo ideal sería alcanzar mayor dimensión en la gestión del agua?

R.- Existen muchos municipios, capitales de provincias normalmente, que son perfectamente rentables y óptimos en la gestión del agua, sin necesidad de estar integrados en otros, aunque se dan otras modalidades de integración, como empresas privadas que van obteniendo concesiones, que pueden estar cercanas o en diferentes partes de España, y que también optimizan recursos a la hora de la gestión del servicio.

En otras zonas de España, efectivamente, se ha ido a soluciones de gestión pública como los consorcios, esto es muy habitual en la zona norte; siguen siendo empresas públicas, pero se forma un consorcio de diferentes localidades para alcanzar una masa crítica suficiente que les permita implementar mejoras en el servicio a través de la implantación de nuevas soluciones tecnológicas. También se dan otras fórmulas para alcanzar un volumen operativo, como la creación de una empresa pública.

“Las diferencias son enormes entre comunidades autónomas y entre España y el resto de países europeos”

P.- ¿Los contadores de agua instalados en España se están quedando obsoletos?

R.- Hay municipios donde se están quedando obsoletos o incluso, en algunos núcleos rurales muy pequeños, donde ni siquiera hay contadores; hay ayuntamientos que con los recortes presupuestarios no tienen ni para cambiar los que tenían. Por el contrario, hay gestoras, tanto públicas como privadas, que están haciendo una renovación muy importante de sus parques, utilizando las últimas tecnologías en medición, con lo cual no se puede decir que, en general, los contadores se estén quedando obsoletos en España. Las decisiones de renovación dependen del modelo de gestión.

P.- ¿Qué supone tener contadores de última generación?

R.- Capacidad de tener una trazabilidad mayor en el consumo, con más detalle de información que incrementa la capacidad de las gestoras para mejorar su gestión y al usuario para gestionar su consumo de forma más sostenible y adaptada a sus necesidades.

P.- ¿Vosotros como asociación impulsáis la renovación de los equipos?

R.- Sí. Nosotros desde ANFAGUA intentamos impulsar sobre todo que exista igualdad en el trato, ya no del usuario sino de las propias gestoras. En España ahora conviven normativas territoriales, generales y municipales; por ejemplo, en Andalucía está regulado cambiar los contadores cada ocho años, mientras que en otras comunidades autónomas existen plazos mayores, y en algunas no se pide absolutamente nada: ni que se cambie al año ni que se cambie a los cien. Las diferencias son enormes entre comunidades autónomas y entre España y el resto de países europeos, tanto a nivel de renovación, como de verificación del contador después de años de estar instalado o de ser reparado.

P.- ¿La administración central es consciente de esta multiplicidad de criterios?

R.- Sí, el Centro Español de Metrología ha mantenido reuniones con los departamentos de metrología de las diferentes comunidades autónomas con el objeto de ir aproximando las normativas.

“En España contamos con empresas que diseñan, desarrollan y producen contadores de agua, algunas integradas en grupos multinacionales”

P.- El papel de los operadores entonces es esencial…

R.- Absolutamente esencial. Los operadores se autoimponen unos plazos de renovación y unas mejoras en la metrología.

P.- ¿La calidad del agua influye en el comportamiento de estos aparatos de precisión?

R.- Sin lugar a dudas. La metrología del contador siempre va a verse condicionada por la calidad del agua, que eso no significa que el agua sea mala para el consumo; pero sí que los componentes químicos que están en el agua y que forman parte de un agua absolutamente potable y perfectamente válida para el consumo humano, pueden producir que contadores que podrían tener vidas más largas, puedan tener periodos de utilidad menores.

P.- ¿Y la climatología?

R.-Muy poco, realmente, el ambiente externo influye muy poco en la metrología. Sí influye en cómo debemos de preparar las instalaciones para proteger el contador de las bajas temperaturas: cuando el agua se congela aumenta de volumen y es preciso proteger la instalación y el contador de estas contingencias.

R.- Uno navega por Internet, pone la palabra contador y lo primero que encuentra, o lo tercero, es cómo manipular contadores para que registren menos consumo. ¿Son seguros los contadores? ¿Es difícil manipularlos?

R.- Los contadores son seguros; pero, evidentemente, no son inviolables. No es inviolable ni siquiera la caja fuerte de una joyería. Se pueden fabricar contadores casi inmunes a toda tentativa de manipulación, pero se incrementa considerablemente el coste; hay que hacer equipos adecuados a la medición y pensando que el usuario es una persona honrada y luego perseguir al que hace fraude. Los contadores están razonablemente protegidos, hay normativa técnica al respecto, pero es más importante la normativa legal, la penalización para el que realiza el fraude.

P.- ¿En el caso de los contadores eléctricos tienen mayor protección?

R.- Los contadores eléctricos tienen unos niveles de protecciones similares, aquí el problema de todo es arriesgarse a intentar hacer fraude, manipular la luz o el gas pone en peligro la vida humana.

“No contamos con disposiciones uniformes que determinen unos periodos de vida útil y establezcan, por lo tanto, la instalación de contadores más modernos”

P.- España es referente en tecnologías del agua. ¿También en la fabricación de contadores?

R.- En España contamos con empresas que diseñan, desarrollan y producen contadores de agua, algunas integradas en grupos multinacionales. De hecho las mayores multinacionales del sector están presentes en España, algunas a través de la absorción de empresas nacionales centenarias otras directamente a través de una unidad de negocio algo más reciente. Podemos presumir de sector y sentirnos orgullosos.

P.- Recientemente asume la responsabilidad de ser presidente de la Asociación Española de Fabricantes de Contadores de Agua, ¿cuál es la misión de ANFAGUA y su planteamiento como presidente?

R.- La misión principal de ANFAGUA, y así ha sido a lo largo de sus 26 años de existencia, consiste en tener presencia en los principales foros técnicos relacionados con la metrología del agua y permanecer muy en contacto con todas las administraciones, para transmitirles las inquietudes de las que hemos estado hablando y todas aquellas cuestiones que afectan al idóneo funcionamiento, la instalación, la revisión y la renovación de los instrumentos para la medida del agua en España, con el objeto de ser de utilidad en la mejora permanente en esta materia.

También somos soporte técnico esencial, dada nuestra elevada y lógica especialización, tanto para gestoras, como para asociaciones del sector, como para las administraciones. Y, en este sentido, tratamos que se conozcan todos los cambios positivos que se producen en metrología. técnica y legal en los países más avanzados en la materia.

Comentarios