Un estudio detecta fallos en los modelos del IPCC y cuestiona la influencia del hombre en el cambio climático

859
0
859

Un artículo revisado por pares que se publica en la edición de enero de 'Science Bulletin', la revista de la Academia de Ciencias de China, expone errores elementales pero severos en los modelos de circulación general invocados por el Panel Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC) de Naciones Unidas y que han llevado a la preocupación por el efecto de la acción del hombre sobre el clima. Así, sin estos fallos, los autores consideran no hay una crisis climática.

El IPCC ha pronosticado desde hace tiempo que la duplicación del CO2 en el aire con el tiempo podría calentar la tierra 3,3° C, pero, el nuevo modelo hecho público este miércoles predice un calentamiento no superior a 1° C y, posiblemente, mucho menos. El modelo, desarrollado durante ocho años, es tan fácil de usar que un profesor de matemáticas de la escuela secundaria o un estudiante universitario pueden obtener resultados creíbles en minutos con una calculadora científica de bolsillo, según sus autores.

El documento, de acceso libre gracias al Instituto Heartland, en Estados Unidos, y que fue realizado por Christopher Monckton, Willie Soon, David Legates y Matt Briggs, pasó tres rondas de revisión por pares en las que dos de los revisores se opusieron en un principio al informe al cuestionar las predicciones del IPCC.

Entre los errores está la suposición de que las realimentaciones de temperatura" se duplicarían o el efecto invernadero causado directamente por el hombre se triplicaría

Cuando los cuatro autores del estudio analizaron las predicciones de calentamiento global del modelo terminado con las de modelos informáticos complejos y en contra de los cambios de temperatura observados en el mundo real, su sencillo modelo estaba más cerca de la velocidad medida del calentamiento global que todas las proyecciones de complejos modelos de circulación general.

A continuación, los cuatro investigadores aplicaron su modelo para estudiar por qué los modelos oficiales coinciden en una predicción en exceso del calentamiento global. En 1990, el panel climático de la ONU predijo con "sustancial confianza" que el mundo se calentaría desde entonces al doble de velocidad de lo que se había observado.

Se compararon las predicciones enormemente exageradas del calentamiento global de la atmósfera en el Primer Informe de Evaluación del IPCC de 1990 con las anomalías medias y la tendencia de tres conjuntos mensuales de datos globales terrestres de la temperatura media y dos de satélites desde 1990. La medida, la tasa real del calentamiento global durante los últimos 25 años, equivalente a menos de 1,4° C por siglo, es la mitad de la predicción central del IPCC en 1990.

El nuevo y sencillo modelo del clima ayuda a exponer los errores en los modelos complejos del IPCC y de los que dependen los gobiernos, unos fallos que, según estos expertos, provocaron predicciones exageradas en lo relativo a la influencia del hombre sobre el clima.

Entre los errores de los modelos climáticos complejos que expone el nuevo modelo, está la suposición de que las "realimentaciones de temperatura" se duplicarían o el efecto invernadero causado directamente por el hombre se triplicaría. Las retroalimentaciones también pueden reducir el calentamiento, no amplificarlo.

La ecuación del sistema de Bode muestra una amplificación mutua de la realimentación en circuitos electrónicos pero cuando lo aplican erróneamente los modelos complejos al clima en la presuposición del IPCC de la amplificación neta de las retroalimentaciones, en gran medida predice de forma aumentada el calentamiento global. Así, se está utilizando la ecuación equivocada, según los autores del nuevo modelo.

Los modeladores del clima han fracasado al consturir su estimación central del calentamiento global en línea con una nueva estimación de realimentación inferior del IPCC. Todavía predicen un calentamiento de 3,3 ° C por duplicación del CO2, cuando sobre este único motivo sólo se debería predecir un aumento de la temperatura de 2,2 ° C, alrededor de la mitad del calentamiento directo y medio de las evaluaciones de amplificación, según los autores de este documento.

Aunque los modelos complejos dicen que el calentamiento causado por el hombre es de 0,6 ° C, incluso si se dejan de emitir gases de efecto invernadero, el modelo simple, confirmado por casi dos décadas sin ningún calentamiento global significativo, muestra que no hay un calentamiento provocado por el hombre que todavía no se ha producido. No hay justificación científica para el escenario extremo de vías de concentración representativas (RCP, por sus siglas en inglés) de 8,5 W/m2 que predice un calentamiento global de hasta 12º C como consecuencia de nuestras emisiones industriales de gases de efecto invernadero.

Un calentamiento inferior a 1ºC

El nuevo y sencillo modelo del clima ayuda a exponer los errores en los modelos complejos del IPCC

Una vez que se corrijan errores como estos, el calentamiento global más probable en respuesta a una duplicación de la concentración de CO2 no será de 3,3° C sino de 1° C o menos. Incluso si se queman todos los combustibles fósiles disponibles, se produciría un incremento de la temperatura de menos de 2,2 ° C, según el nuevo modelo.

El doctor Monckton, autor principal del artículo, creó el nuevo modelo sobre la base de su investigación anterior publicada en revistas como 'Physics and Society', 'UK Quarterly Economic Bulletin', 'Annual Proceedings of the World Federation of Scientists' Seminars on Planetary Emergencies' y 'Energy & Environment'.

"Nuestro modelo climático irreductiblemente sencillo no sustituye a modelos más complejos, pero sí expone los principales errores y las exageraciones en esos modelos, como el exceso de énfasis en evaluaciones positivas de temperatura o de amplificación. Por ejemplo, desmerece la suposición errónea de que la fuerte retroalimentación positiva neta triplica la tasa de calentamiento global causado por el hombre y desvanece la crisis climática imaginada".

En este sentido, el doctor Willie Soon, un físico solar en el Centro de Astrofísica Harvard-Smithsonian, explica: "Nuestro trabajo sugiere que la influencia del hombre sobre el clima podría haber sido muy exagerada. El papel del Sol ha sido infravalorado. Nuestro modelo ayuda a presentar una visión más equilibrada".

Comentarios