Redacción iAgua
Connecting Waterpeople
RENOLIT ALKORPLAN
Esri
MonoM by Grupo Álava
Rädlinger primus line GmbH
FENACORE
Fundación Biodiversidad
Catalan Water Partnership
ONGAWA
Baseform
AMPHOS 21
DATAKORUM
Likitech
LACROIX
Hach
s::can Iberia Sistemas de Medición
ICEX España Exportación e Inversiones
ESAMUR
ACCIONA
MOLEAER
HRS Heat Exchangers
Kamstrup
Sacyr Agua
Minsait
Saint Gobain PAM
Filtralite
EPG Salinas
Smagua
Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento del Perú
EMALSA
Lama Sistemas de Filtrado
AGENDA 21500
GS Inima Environment
Fundación Botín
Amiblu
TecnoConverting
SDG Group
Vector Energy
TFS Grupo Amper
AECID
NTT DATA
Autodesk Water
ADECAGUA
Grupo Mejoras
ADASA
IRTA
Cajamar Innova
FLOVAC
J. Huesa Water Technology
Fundación CONAMA
Red Control
TEDAGUA
Barmatec
Aganova
Asociación de Ciencias Ambientales
Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia
Arup
Sivortex Sistemes Integrals
Ingeteam
Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico
Prefabricados Delta
Xylem Water Solutions España
Molecor
Laboratorios Tecnológicos de Levante
KISTERS
Siemens
CAF
Hidroglobal
Confederación Hidrográfica del Segura
Idrica
Global Omnium
Ens d'Abastament d'Aigua Ter-Llobregat (ATL)
Gestagua
LABFERRER
AGS Water Solutions
Consorcio de Aguas de Asturias
Almar Water Solutions
TRANSWATER
ISMedioambiente
SCRATS
Terranova
Schneider Electric
IAPsolutions
Aqualia
Centro Nacional de Tecnología de Regadíos (CENTER)
Agencia Vasca del Agua
Hidroconta

Se encuentra usted aquí

¿Cómo puede el tórrido Mercurio mantener sus depósitos glaciares?

  • ¿Cómo puede tórrido Mercurio mantener depósitos glaciares?

Los procesos que llevaron a la glaciación en los polos con cráteres de Mercurio, el planeta más cercano al sol, han sido modelados por investigadores de las universidades de Maine y Brown.

El estudio se centró en la acumulación y el flujo de hielo en Mercurio, con depósitos ubicados en los cráteres permanentemente sombreados cerca de los polos y visibles por un radar basado en la Tierra. Fueron comparados con los depósitos glaciales en la Tierra y Marte. 

Sus hallazgos, publicados en la revista Icarus, contribuyen a nuestra comprensión de cómo las acumulaciones de hielo de Mercurio, que se estima tienen menos de 50 millones de años y hasta 50 metros de espesor en algunos lugares, pueden haber cambiado con el tiempo. Los cambios en las capas de hielo sirven como indicadores climáticos. 

Al igual que la Luna, Mercurio no tiene una atmósfera que produzca nieve o hielo que pueda explicar los glaciares en los polos. Las simulaciones del equipo liderado por James Fastook, científico del Instituto de Cambio Climático en la Universidad de Maine, sugieren que el hielo del planeta se depositó, probablemente como resultado de un cometa rico en agua u otro evento de impacto, y se ha mantenido estable, con poca o ninguna velocidad de flujo. Eso es a pesar de la extrema diferencia de temperatura entre las ubicaciones sombreadas permanentemente de los glaciares en Mercurio y las regiones adyacentes iluminadas por el sol.

Una de las principales herramientas científicas del equipo fue UMISM (University of Maine Ice Sheet Model), desarrollado para reconstruir la forma y el contorno de las capas de hielo pasadas y presentes en la Tierra y Marte, con los resultados publicados en 2002 y 2008, respectivamente. 

"Esperamos que los depósitos (en Mercurio) sean limitados en el suministro, y que sean depósitos inmóviles básicamente estancados, lo que refleja la eficiencia extrema del mecanismo de captura de frío del terreno polar", según explican en un comunicado los investigadores

Suscríbete al newsletter

Newsletters temáticos que recibirás

Los datos proporcionados serán tratados por iAgua Conocimiento, SL con la finalidad del envío de emails con información actualizada y ocasionalmente sobre productos y/o servicios de interés. Para ello necesitamos que marques la siguiente casilla para otorgar tu consentimiento. Recuerda que en cualquier momento puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación y eliminación de estos datos. Puedes consultar toda la información adicional y detallada sobre Protección de Datos.

La redacción recomienda