Hidroconta
Connecting Waterpeople
Aqualia
ADECAGUA
J. Huesa Water Technology
Mancomunidad de los Canales del Taibilla
CAF
KISTERS
ESAMUR
Vector Energy
ONGAWA
Baseform
Rädlinger primus line GmbH
Fundación Botín
Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico
Catalan Water Partnership
Kamstrup
Likitech
Ingeteam
AGENDA 21500
HRS Heat Exchangers
VisualNAcert
Filtralite
NSI Mobile Water Solutions
Confederación Hidrográfica del Segura
Asociación de Ciencias Ambientales
NTT DATA
Laboratorios Tecnológicos de Levante
Danfoss
EMALSA
Agencia Vasca del Agua
AMPHOS 21
Hach
Xylem Water Solutions España
Innovyze, an Autodesk company
Saint Gobain PAM
Terranova
EPG Salinas
ACCIONA
s::can Iberia Sistemas de Medición
Aganova
AGS Water Solutions
TFS Grupo Amper
Amiblu
Centro Nacional de Tecnología de Regadíos (CENTER)
Consorcio de Aguas de Asturias
FENACORE
Gestagua
RENOLIT ALKORPLAN
MOLEAER
TEDAGUA
Sivortex Sistemes Integrals
GS Inima Environment
Global Omnium
Lama Sistemas de Filtrado
AECID
Minsait
Barmatec
TecnoConverting
ICEX España Exportación e Inversiones
ISMedioambiente
Schneider Electric
Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia
Molecor
Red Control
Almar Water Solutions
Regaber
STF
Hidroconta
Idrica
Fundación Biodiversidad
Fundación CONAMA
DATAKORUM
Grupo Mejoras
SCRATS
LACROIX
Sacyr Agua

Se encuentra usted aquí

La falta de acceso a agua dificulta la higiene menstrual de la mujer en los campos de refugiados

  • falta acceso agua dificulta higiene menstrual mujer campos refugiados

Investigadores de la Escuela de Salud Pública Mailman de la Universidad de Columbia (Estados Unidos), con la colaboración del Comité Internacional de Rescate y 27 organizaciones y agencias humanitarias, han evidenciado los problemas que se enfrentan las mujeres en los campos de refugiados para manejar con dignidad su menstruación.

Los hallazgos, publicados en el 'Journal of Humanitarian Action', han puesto de manifiesto que aún faltan enfoques efectivos y coordinados para ayudar a las mujeres de entre 14 y 49 años cuando padecen el periodo en escenarios desafiantes de todo el mundo, y que las necesidades de manejo menstrual de las niñas y mujeres en los días de caminata para encontrar refugio y llegar a las fronteras, son particularmente ignorados.

El manejo de la higiene menstrual requiere un acceso fácil a instalaciones de agua y saneamiento seguras y privadas, junto con los materiales y suministros apropiados, el manejo discreto de los desechos y la información básica sobre la higiene menstrual para los contextos de desplazamiento. Sin embargo, existe una "brecha" significativa en términos de información disponible y orientación práctica para quienes se encuentran en zonas de conflicto.

Kit de herramientas piloto

El manejo de la higiene menstrual requiere un acceso fácil a instalaciones de agua y saneamiento seguras y privadas

Por este motivo, diseñamos un kit de herramientas para integrar la gestión de la higiene menstrual en los esfuerzos de respuesta humanitaria. Con el trabajo hemos aprendido importantes lecciones para mejorar la guía de recursos en sí misma: su formato e imágenes, junto con la necesidad de proporcionar materiales de capacitación más sólidos para generar confianza entre los hombres y las mujeres sobre la menstruación y saber cuál es la mejor manera de abordarla", ha comentado el profesor asociado de Ciencias Sociomédicas en la Escuela Mailman, Marni Sommer.

En concreto, el programa piloto, realizado en tres campo de refugiados de Tanzania, ha mostrado la necesidad de ampliar el contenido del kit de herramientas para incluir a niñas y mujeres con discapacidad y sus cuidadores, así como las necesidades que pasan por alto las niñas y mujeres en tránsito que llegan a las fronteras sin suministros o privacidad para controlar la menstruación.

Estudios previos realizados por Sommer incluyeron un documento de 2017 sobre las experiencias relacionadas con la gestión de la higiene menstrual de niñas, mujeres y personal humanitario en el Líbano y Myanmar. Asimismo, anteriormente realizó otro trabajo, publicado en 2016, que fue una revisión global de la evidencia existente y el aprendizaje práctico del sector humanitario.

"Este piloto destacó la necesidad de ampliar el contenido para grupos vulnerables específicos. Aprendimos muchas lecciones importantes de este ejercicio que nos permitieron afinar el recurso, incluido el alcance del contenido que será útil para integrar mejor la programación de la gestión de la higiene menstrual en los futuros esfuerzos de respuesta humanitaria global", ha zanjado Sommer.

Redacción iAgua

La redacción recomienda