El Gobierno catalán centra sus esfuerzos inversores en infraestructuras de riego

72
0

Sobre la Entidad

Generalitat de Catalunya
Sistema institucional en que se organiza el Gobierno de Cataluña

El consejero de Agricultura, Ganadería, Pesca, Alimentación y Medio Natural, Josep Maria Pelegrí, el presidente de Infraestructuras de la Generalitat de Cataluña SAU, Joan Lluís Quer, y el presidente de la Comunidad de Regantes de la Zona Oriental de Tierra Alta , Juan Bautista Esteve, han firmado esta mañana, en Tortosa, un convenio para facilitar la continuación de los trabajos del regadío de la Terra Alta y aligerar la carga financiera de la misma. El acto también ha contado con la presencia del director general de Desarrollo Rural, Jordi Sala, y del director de los Servicios Territoriales del Departamento en Tierras del Ebro, Pere Vidal.

El convenio se ha firmado atendiendo a las posibilidades que abrió la Ley Ómnibus 2011, la cual permite que las comunidades de regantes, las obras de las que están financiadas por la Generalitat de Cataluña, puedan efectuar la aportación económica que les corresponde bien en metálico o bien mediante la ejecución directa de una parte de las obras equivalente al coste de su aportación (se trataría de un pago en especie). La ejecución directa de las obras por la Comunidad abarata el coste final de las actuaciones ya que no es necesaria la presentación de ningún aval financiero para iniciar las obras, habiendo sido este un factor muy importante para que la Comunidad decidiera continuar las obras con medios propios. En este momento, la Comunidad de Regantes ha saldado algo más del 40% de la deuda contraída con el Departamento y ha manifestado su deseo de ejecutar con medios propios una parte de la red de riego que, además de rebajar el saldo deudor, permitirá compactar la zona regable con nuevas parcelas que entrarían en riego haciendo más eficiente la red de distribución en alta que ya ha sido construida. Hasta la actualidad ya se ha tramitado dos iniciativas de este tipo, que abarcarán un total de 470 hectáreas, y la Comunidad se plantea continuar tramitando otros similares.

Así, el consejero se ha dirigido a los firmantes para desear que el acuerdo facilite la ejecución de las obras pendientes de la red terciaria y así poder seguir poniendo en regadío las superficies previstas y que aún quedan sin regadío de los municipios de Tierra Alta : Vilalba dels Arcs, La Pobla de Massaluca, Gandesa, La Fatarella, Corbera d'Ebre, Caseres, Bot, Batea, y en relación a esta gran obra que es el regadío de la Terra Alta les ha dicho que están contribuyendo a tirar adelante "una infraestructura estratégica de país, y así lo demuestra el esfuerzo inversor que ha hecho y está haciendo el Gobierno de la Generalidad, con más de 125 millones de euros ya ejecutados en las infraestructuras de riego de Terra Alta y con las modificaciones introducidas vía la Ley Ómnibus para facilitar y fomentar la incorporación de los regantes. Pero también con el esfuerzo que hace hecho la comunidad de regantes con la aportación, que ha hecho efectiva a Infraestructures.cat hasta un importe total de 4.425.193,43 euros".

En este punto, Josep Maria Pelegrí ha añadido que "tenemos que seguir trabajando para culminar esta obra. Uno de los problemas del sistema antiguo era la dificultad de los regantes para tener acceso al crédito necesario para hacer las obras individualizadas. En consecuencia, queda aún pendiente de transformación en regadío 4014,5948 hectáreas. Con la nueva ley, pueden solicitar la conexión conjuntamente por colectividades y la Generalitat actúa cuando una colectividad puede financiar su parte y lo pide. De esta manera, se prioriza la eficiencia y la rentabilidad a la hora de hacer la inversión. Así pues, espero que este acuerdo permita el retorno de una parte de los avales, y se reduzca las cargas financieras para los agricultores y de esta manera, cada vez haya más fincas de la Terra Alta que se puedan beneficiar del riego de este canal ".

El regadío de la Terra Alta es una de las actuaciones emblemáticas del DAAM en las Tierras del Ebro y abarca los municipios de Batea, Bot, Caseres, Corbera d'Ebre, La Fatarella, Gandesa, la Pobla de Massaluca y Vilalba dels Arcs . Las obras se iniciaron en el año 1997 y actualmente están ejecutadas en su mayor parte ya que de las 8.200 hectáreas que inicialmente se preveía transformar en regadío actualmente 7.016 hectáreas ya pueden regar.

Y el convenio firmado actualiza el estado económico de los pagos pendientes de la Comunidad, articula el marco que debe permitir tramitar nuevas iniciativas bajo el paraguas de la Ley Ómnibus, y regula los compromisos de la Comunidad de Regantes, que está obligada a ejecutar las obras en un plazo máximo de 2 años, a contar desde el momento en que se disponga de agua en la zona, ya colaborar con el DAAM en la tramitación de los proyectos correspondientes. Por su parte, el Departamento autorizará la cancelación de una parte de los avales vigentes por importe de 1.064.984,89 euros rebajándose así considerablemente los gastos ordinarios de funcionamiento de la Comunidad.

Comentarios