El alcalde de Almudévar reclama un plan de compensación para los afectados por la construcción del embalse

42
0
42

El alcalde de Almudévar, Antonio Labarta, ha reclamado un plan de compensación a los afectados por la construcción del embalse que en esta localidad oscense ha licitado el Ministerio de Medio Ambiente para regular las aguas del río Gállego, junto al futuro embalse de Biscarrués, conformando ambas obras un mismo proyecto hídrico.

En concreto, Labarta ha pedido un plan de restitución "para los afectados y para el municipio", tal y como se recoge en las alegaciones que en su momento presentaron a la construcción del embalse.

"Las alegaciones van dirigidas a las expropiaciones de los afectados para que se compensen con una cuantía económica rentable y a las restituciones hacia el municipio para transformar una zona de regadío que en la actualidad es de secano". La tierra que quedará bajo el pantano es de secano y se preveía transformar en regadío.

Además de compensar a los 250 propietarios a los que se les expropiarán fincas, los caminos vecinales y el terreno que ocupa una ermita, Labarta plantea que el plan de restitución contemple que la partida económica del 1% Cultural revierta en el territorio y hacer en el embalse un centro de ocio con embarcadero.

Así, el alcalde ha negociado con el presidente de la CHE una restitución para compensar las afecciones de la inundación de más de mil hectáreas de su término municipal. Al término del encuentro, Labarta ha asegurado sentirse "contento", ante el "compromiso adquirido".

Según ha agregado, el presidente de CHE se ha comprometido a realizar un estudio económico de las restituciones y a garantizar el máximo posible de zona regable".

Comentarios