Las últimas lluvias ralentizan el descenso de las reservas en las cuencas internas catalanas

  • Han sido muy beneficiosas para aportar humedad al suelo ya la vegetación del territorio, que se encontraba en situación de estrés hídrico después de muchas semanas sin lluvias
  • Habrá que ver la repercusión de las nevadas sobre las cabeceras del sistema Ter-Llobregat cuando suban las temperaturas y se produzca el deshielo
  • El episodio del fin de semana aportará humedad en el suelo y la vegetación del conjunto del territorio, que se encontraba en situación de estrés hídrico después de muchas semanas sin lluvias
9
0

Sobre la Entidad

Agencia Catalana del Agua
Agencia Catalana del Agua, empresa pública de la Generalitat de Cataluña encargada de su administración hidrálica que actúa como organismo de sus cuencas internas.
  • últimas lluvias ralentizan descenso reservas cuencas internas catalanas

Los episodios de lluvias del pasado fin de semana, aunque más moderados de lo que se preveía inicialmente, han contribuido a equilibrar el balance de las reservas de agua en algunos de los embalses de las cuencas internas. Es el caso Darnius-Boadella y Siurana-Riudecanyes que, por primera vez en semanas, han visto incrementar las reservas, que se mantienen a fecha de hoy en niveles similares a los de inicio del mes de febrero.

En cuanto al sistema Ter-Llobregat las lluvias han contribuido a ralentizar también el ritmo progresivo de descenso registrado desde finales de 2015. Cuando lleguen días de más calor, podrá beneficiarse de las extensas nevadas de los últimos días.

Estas lluvias han sido muy beneficiosas para aportar humedad al suelo ya la vegetación del conjunto del territorio, que se encontraba en situación de estrés hídrico después de muchas semanas sin lluvias significativas. Especialmente en la Cataluña central y también en el Pirineo en las cabeceras de los ríos del Empordà; este hecho contribuirá también a la reducción del riesgo de incendio forestal y al incremento del caudal de las fuentes naturales.

Más caudales en los ríos

A Darnius-Boadella, aunque las lluvias de febrero no han generado grandes incrementos de volúmenes, han sido suficientes para acabar el mes con los mismos volúmenes disponibles que cuando el empezamos.

El comportamiento al sistema Siurana-Riudecanyes ha sido similar al de Darnius-Boadella, pero dispone de 150.000 metros cúbicos más de agua que a inicios del mes de febrero.

En cuanto a los embalses del Ter-Llobregat, no se han beneficiado de momento del incremento de reservas ya que, en una parte importante de la cuenca, la precipitación ha sido en forma de nieve. Sin embargo, los ríos han tenido un ligero incremento de caudal.

Habrá que ver la repercusión de las nevadas sobre las cabeceras del sistema Ter-Llobregat cuando se produzca el deshielo en el momento en que vuelva a incrementar la temperatura.

Comentarios