La nueva norma de calidad europea sobre reutilización de aguas depuradas, a debate

233
0
  • nueva norma calidad europea reutilización aguas depuradas, debate
    Reunión en la sede de la CHS
  • Gobierno central, regional, regantes, universidades e investigadores estudian los efectos de la aplicación de unos nuevos requerimientos mínimos para el uso de las aguas urbanas depuradas en regadío.

Sobre la Entidad

Confederación Hidrográfica del Segura
La Confederación Hidrográfica del Segura es un organismo de cuenca intercomunitaria, creado mediante de Real Decreto el 5 de marzo de 1926 para gestionar las aguas de su demarcación hidrográfica.

La Confederación Hidrográfica del Segura (CHS) ha reunido a los principales responsables de la gestión y el uso de las aguas reutilizadas de la Región de Murcia. El objetivo de la cita mantenida esta semana, y cuyos trabajos continuarán en los próximos meses, es analizar los efectos que tendría la imposición de los nuevos requerimientos mínimos de calidad con los que trabaja la Comisión Europea para la reutilización de aguas urbanas regeneradas en regadío.

La reunión se enmarca en una serie de encuentros convocados por la Dirección General del Agua del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente y realizados en aquellas zonas con mayor conocimiento y experiencia en la utilización de aguas depuradas para uso agrario o recarga de acuíferos, para recopilar datos e información que resulte útil para el grupo de trabajo europeo de reutilización, del que España es coordinador.

En la reunión además del personal del Ministerio y de la CHS, han estado presentes representantes de las Consejerías de Agua y Sanidad de la Región de Murcia, las tres universidades -UMU, UCAM y UPCT-, los centros de experimentación e investigación, Cedex, Imida y Cebas, la Entidad de Saneamiento de Murcia y las comunidades de regantes de Cartagena, Lorca y Jumilla.

Los diversos expertos reunidos por la Confederación deben estudiar los informes preliminares realizados por científicos para el Joint Research Centre (el centro de estudios de la UE) y evaluar los efectos que tendrían los nuevos requerimientos para las distintas administraciones públicas implicadas y los usuarios de las aguas depuradas. Los resultados de todos estos trabajos servirán para la elaboración una nueva norma europea sobre la materia.

Comentarios