Aumentan significativamente las precipitaciones en la cuenca del Segura respecto al pasado año

14
0
  • Río Segura (Wikipedia/CC)
    Río Segura (Wikipedia/CC)
  • El pasado año "fue el segundo o tercero de menor precipitación que se registró desde la serie de 1960"
14

La precipitación media en la Cuenca del Segura, en concreto en la zona alta de cabecera y el río Mundo, se sitúa, a fecha de este jueves pasado, en casi 185 l/m2, frente a los 74,5 l/m2 del pasado año, lo que supone tres veces más.

Asimismo, supera la media de los últimos cinco años con 162 l/m2 y la de los últimos diez años, con 159,1 l/m2. Resulta también significativo el exponencial aumento en lo que respecta a marzo frente al mismo mes del año anterior, con casi 57 l/m2 cuando en marzo de 2014 solo había llovido 9,7 l/m2.

"Las lluvias han sido una bendición, ya que no han provocado daños y han sido eficaces y esperadas; ojalá pudiéramos decir lo mismo durante el mes de abril", según ha manifestado a Europa Press el director técnico de la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS), Rafael Belchí, quien ha hecho una valoración "positiva".

Las lluvias caídas han aumentado las aportaciones en los embalses de cabecera

Y es que, destaca, gracias a las últimas lluvias caídas han aumentado las aportaciones en los embalses de cabecera. A fecha del viernes pasado (27 de marzo) se sitúan en 539,7 hm3, cuando antes de los episodios consecutivos de lluvias el volumen de agua embalsada en los embalses de cabecera (Fuensanta, Cenajo, Camarillas y Talave) apenas llegaba a los 500 hm3.

No obstante, desde el organismo de cuenca se teme lo "peor" y cree que habrá que rezar al cielo, ya que se prevé una Semana Santa con ausencia de lluvias y soleada, lo que propiciará que esa media "vuelva a bajar de nuevo y se quede por debajo en los próximos diez días".

Y es que, en las zonas concretas de regadíos del Segura tradicionales y del trasvase, "prácticamente las precipitaciones han sido bastante menores de lo que sería lo deseable".

A ello se unen las previsiones poco halagüeñas de lo que resta de año hidrológico. "Habrá que rezar al cielo, porque se prevé una primavera bastante menos lluviosa, incluso que la del pasado año, y un verano muy cálido", lamenta.

Las lluvias: "Una bendición"

Recuerda, al hilo, que 2012-2013 fue muy bueno en precipitaciones pero 2013-2014 se registró un descenso "brusco" y se calificó el año de "desastroso", consiguiendo en este 2014-2015 "una cierta normalidad pluviométrica".

Precisamente, Belchí ha advertido que el pasado año "fue el segundo o tercero de menor precipitación que se registró desde la serie de 1960", y por contra las aportaciones fueron de un año medio, debido a que actualmente las aportaciones vienen de la gran nevada de febrero de 2013.

Ha apuntado a que hace dos semanas la situación era bastante "mala" pero estas últimas lluvias han sido una "bendición". Además, ha subrayado que este año hidrológico "es la quinta vez que revientan los Chorros del Río Mundo, cuando en 2013 solo fue una vez y lo normal es que lo hagan una o dos veces".

Las mayores precipitaciones se han concentrado en la zona de cabecera, cerca de Hellín. Por lo que respecta a los embalses, las aportaciones más importantes las encontramos en los embalses de Fuensanta y Cenajo, los más grandes en cabecera.

Así, Fuensanta tenía el pasado jueves 142 hm3, por lo que está al 68 por ciento. Desde el día 17, cuando comenzó el episodio de lluvias, ha ganado 16 hm3; y el del Cenajo tiene 339 hm3, al 78 por ciento, ganando 8 hm3.

De manera que se está derivando una parte a los embalses de Algeciras y La Pedrera, aunque mucho menos que lo que se envió en 2013 cuando se produjo el episodio de nevadas y lluvias extraordinarias. La Pedrera tiene casi 174 hm3 (71 por ciento), sólo 0,5 hm3 más que hace una semana.

Comentarios