Se refuerza la vigilancia para evitar incendios en las riberas de ríos y ramblas murcianos

23
0
23

La Consejería de Agricultura y Agua, a través de la Dirección General de Medio Ambiente, pondrá en marcha durante la época de riesgo alto de incendios, del 1 de junio al 30 de septiembre, el dispositivo especial de vigilancia y custodia de las riberas de los ríos Segura, Argos, Mula y de algunas de las principales ramblas de la zona, como las del Moro, Judío, Tinajón y Perea, entre otras.

Con este dispositivo, denominado 'Thader', se pretende reducir el número de conatos de incendio en dicho ámbito, al tratarse de zonas de especial importancia por la flora y fauna asociadas a este tipo de sistemas naturales, según han informado fuentes del Gobierno regional en un comunicado.

En este equipo, integrado 32 personas, intervendrán agentes medioambientales de las comarcas de Moratalla, Cehegín, Calasparra, Cieza, Abarán, Mula y Ricote, así como personal de las Brigadas de Intervención Rápida (BIR) de Cieza, Mula, Murcia y Caravaca de la Cruz, con un vehículo ligero con cisterna de 400 litros de capacidad.

Su labor será la detección temprana de cualquier conato de incendio, así como de acumulaciones de restos junto a cauces o ramblas. También informarán a los propietarios del riesgo que puede derivarse de algunas actuaciones y de sus responsabilidades.

El pasado año se realizaron unas 1.700 horas de vigilancia distribuidas en 127 servicios y se incluyeron nuevas zonas de vigilancia por la recurrencia de pequeños conatos de incendio.

En 2014 se produjeron un total de 38 incendios en la franja de 500 metros de los cauces de los ríos Segura, Argos, Mula, Quípar, Alhárabe y Guadalentín, que afectaron a unas 15,35 hectáreas, repartidas entre los municipios de Cehegín, Ulea, Calasparra, Cieza, Moratalla, Mula, Las Torres de Cotillas, Bullas, Molina de Segura, Abarán, Lorquí, Albudeite, Totana, Librilla, Villanueva del Segura y Ceutí.

Comentarios