La empresa que explote Aznalcóllar necesita el permiso de la CHG para usar el agua

108
0
108

Personalidades

El presidente de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG), Manuel Romero, ha recordado este martes que la empresa que explote la mina de Aznalcóllar (Sevilla) necesita de su permiso para usar el agua de la misma, aunque sea la acumulada por la lluvia en la corta de Los Frailes, si bien ha afirmado que aún no se ha alcanzado esa fase en el proyecto.

Preguntado al respecto en rueda de prensa, Romero ha señalado que, en el momento en el que se abrió el concurso de adjudicación de la mina de Aznalcóllar, tanto Emerita como Magtel se reunieron con la CHG para exponer sus proyectos. Si bien, Emerita realizó una serie de preguntas por escrito que le fueron contestadas por el mismo medio, mientras que Magtel no lo hizo.

Cuestionado sobre que en el proyecto que presentó Emerita se contaba con el agua acumulada en la corta de Los Frailes y, por tanto, no necesita agua de ninguna otra fuente, Romero ha señalado que, si bien, esto puede ser así, "aún así necesitan permiso de la CHG".

Según ha recordado Romero, cuando la mina era explotada por Boliden contaba con un permiso, que, tras el desastre ecológico de 1998, el embalse que explotaba Boliden pasó a la CHG y la concesión se extinguió.

De manera que ahora de nuevo la empresa que explote la mina debe pedir permiso para usar el agua, aunque ha señalado que este punto aún no ha llegado, pues se haría después de presentar el proyecto de explotación.

Comentarios