La Maruca estrena red de saneamiento y EBAR tras una inversión de 300.000 euros

14
0
14
  • El antiguo y nuevo sistema coincidirán bombeando durante 4 días para comprobar el funcionamiento de la nueva EBAR antes de demoler la vieja.

Las obras de renovación de la red de saneamiento y de la estación de bombero de aguas residuales (EBAR) de La Maruca, en Santander, ya han finalizado, de modo que el nuevo sistema entra en servicio, tras una inversión de 300.000 euros (en concreto 311.534 euros).

El alcalde, Iñigo de la Serna, ha visitado este miércoles la zona, donde ha detallado que a lo largo de esta jornada se probará el tanque de tormenta, que se pondrá en funcionamiento mañana, jueves, cuando también se procederá a la puesta en marcha del nuevo bombeo -sólo con el colector de 600mm- y al traslado del telecontrol actual a la nueva EBAR.

De esta manera, quedará funcionando la estación antigua con el ramal de los restaurantes, pero hasta el lunes próximo, cuando se conectará el citado ramal a la nueva EBAR y se llevará a cabo la parada definitiva de la vieja infraestructura.

Así, durante cuatros días ambos bombeos estarán en marcha, lo que permitirá analizar el funcionamiento del nuevo antes de parar el antiguo, ha indicado el regidor, que ha señalado que una vez comprobado el funcionamiento de la renovación, se procederá a la demolición de la estación antigua y a la revegetación de la zona donde se ubica, que albergará un parque.

De la Serna ha destacado que con esta actuación, que ha ejecutado la empresa Copsesa durante ocho meses y que ha sido financiada con cargo al Programa Operativo Fondo de Cohesión (FEDER), se soluciona el "histórico" problema que presentaba la red de alcantarillado en La Maruca, donde era unitaria, es decir, que las aguas negras y las pluviales discurrían por colectores comunes.

Esto provocaba, según ha apuntado, que ante fuertes lluvias, la capacidad de la estación de bombeo y de la impulsión existentes no fuera "suficiente", ya que, además, a esta estación de bombeo está incorporado el colector general procedente de los núcleos de Monte y Cueto, zonas donde se ha producido un crecimiento urbanístico "considerable".

"Esta falta de capacidad de la EBAR llevaba asociado un mal funcionamiento de la instalación que provocaba su inundación y la de los alrededores", ha recordado el alcalde, que ha comentado al respecto que para resolver esta situación se planteó la construcción de un tanque de tormenta -un sistema "moderno" que almacena el "primer golpe de lluvia" y lo vierte después a la red de saneamiento- en el aparcamiento de La Maruca-.

El sistema está asociado a una nueva estación de bombeo, con equipos "de mayor capacidad" que la existente. También se ha construido una nueva impulsión, con la capacidad "adecuada" a los nuevos caudales, y una nueva conexión y colector.

Mejora de los serviocios y generación de empleo

Con estos trabajos, y en palabras del regidor, el Ayuntamiento continúa "no sólo mejorando los servicios en la ciudad, sino favoreciendo la generación de actividad económica y de empleo a través de la inversión productiva".

Además, en su opinión, el proyecto -que responde a una petición vecinal- muestra la "especial atención" que presta el equipo de gobierno a los barrios de la ciudad.

Comentarios