Joan Sanz: "El agua regenerada es indispensable en la gestión de la oferta"

439
0
  • Joan Sanz, Director Técnico en Veolia Water Technologies Ibérica.
    Joan Sanz, Director Técnico en Veolia Water Technologies Ibérica.

Un contenido de:

Sobre la Entidad

Veolia Water Technologies
Veolia Water Technologies , perteneciente al Grupo Veolia, cuenta con una experiencia de más de 100 años y es actualmente reconocida como el primer creador de soluciones tecnológicas para el tratamiento de agua para los municipios y las industrias.

Inauguramos nuestra semana de la reutilización y desalación en iAgua con la entrevista a Joan Sanz, Director Técnico de Veolia Water Technologies

Pregunta - ¿Cómo definirías la reutilización de aguas?

Respuesta - Yo definiría la reutilización planificada del agua como un acto de responsabilidad colectiva y ambiental en la gestión del recurso hídrico para cualquier comunidad, entendiendo por responsabilidad colectiva tanto a las autoridades públicas, las industrias y la sociedad en general.

P. - ¿Cómo ha evolucionado esta técnica a lo largo de la historia?

La implementación de los procesos de separación por membranas ha sido determinante

R. - Para hablar de su evolución hay que distinguir entre mercado municipal y mercado industrial. En el mercado municipal, el concepto inicial de reutilización fue concebido como una planta de agua potable, empleando tratamientos fisicoquímicos, filtración y desinfección para tratar el agua depurada. En los últimos años, la técnica ha ido evolucionando hacia la utilización de procesos de separación por membranas, es decir, micro, ultra y nanofiltración, ósmosis inversa o electrodiálisis reversible. Estas tecnologías han permitido obtener aguas regeneradas con una calidad equiparable al agua de consumo humano.

ERA del Prat de Llobregat, una de las mayores plantas de regeneración del mundo.

En el ámbito industrial, la evolución ha sido más compleja y cada caso diferente.

En cualquier caso, ya sea aplicación industrial o municipal, la implementación de los procesos de separación por membranas ha sido determinante.

P. - ¿Cuáles son los últimos avances tecnológicos en este ámbito?

R. - Igualmente hay que distinguir entre municipal e industrial. En el campo de las aguas residuales urbanas yo destacaría dos hechos principales. Por un lado, la incorporación de procesos de eliminación de subproductos, es decir sustancias no deseables formadas durante el propio tratamiento del agua depurada. Por otro lado, la integración de la depuración y la regeneración en un sólo concepto es otro hecho destacable, que ha sido posible gracias a la introducción de los biorreactores de membrana.

Por su parte, en las aguas industriales la introducción del concepto ZLD, es decir el concepto de vertido cero, y la aplicación de soluciones procedentes de la ingeniería química a vertidos segregados o unitarios, como pueden ser la extracción líquido-líquido, la ósmosis directa, la evaporación-cristalización, son los dos principales hitos que yo destacaría.

P. - ¿En qué aspectos se centra la investigación en este sentido?

R. - En el campo de las aguas residuales urbanas, los esfuerzos se centran principalmente en tres aspectos: en el tratamiento de las sustancias prioritarias todavía presentes en el agua depurada; en la eliminación de los subproductos del propio proceso de regeneración que antes mencionaba; y no hay que olvidar lo relativo a la eficiencia energética de los procesos unitarios.

Además, destacaría los aspectos de comunicación a la población, que quedan todavía en un segundo plano y debemos reforzar en cualquier proyecto de investigación y desarrollo, de demostración o a escala real.

En la industria los retos se centran en el diseño de procesos a medida para cada tipo de agua, que permitan su reutilización en la propia industria.

La reutilización planificada del agua como un acto de responsabilidad colectiva y ambiental en la gestión del recurso hídrico para cualquier comunidad

P. - ¿Cree que es suficiente la legislación actual?

R. - A nivel de Europa, la ausencia en la actualidad de una directiva europea sobre regeneración de aguas y posterior reutilización es un freno a la promoción y desarrollo de proyectos tanto en el ámbito municipal como en el industrial. En el caso de España sí contamos desde 2007 con el real decreto 1620/2007 que después de siete años necesita una puesta al día tanto desde el punto de vista jurídico como en los aspectos tecnológicos, calidad del agua regenerada y usos en la reutilización. El bagaje de estos años y los anteriores a su promulgación deben servir para ello.

P. - ¿Qué papel juega esta fuente de recurso en la gestión de la oferta del agua?

R. - Un papel absolutamente fundamental, ya que el agua regenerada y su reutilización constituyen un recurso hídrico indispensable en la gestión de la oferta del agua.

P. - ¿Con qué obstáculos se encuentra la reutilización para alcanzar una mayor relevancia en la gestión del agua?

R. - Una de las principales barreras es el precio del agua regenerada o desalada. En países como España, donde el precio del agua es muy bajo, resulta difícil promover la demanda de agua regenerada o desalada en sustitución al agua de red o proveniente de otras fuentes de suministro, que en algunos casos puede resultar incluso gratis. Otra barrera, íntimamente relacionada con la anterior, es la percepción de los usuarios, ya que la falta de conocimiento y difusión de estas técnicas hace difícil que se genere su demanda.

P. - ¿Qué países son los más avanzados en el desarrollo y aplicación de esta técnica?

California y Florida -en Estados Unidos- o países como Israel, Australia con problemas de escasez de agua han sido pioneros en esta técnica

R. - Lógicamente, la necesidad del recurso hídrico ha sido siempre el motor de la regeneración y reutilización y por ello estados como California y Florida -en Estados Unidos- o países como Israel, Australia con problemas de escasez de agua han sido pioneros. España también se unió a estos países ya hace más de 20 años y ha desarrollado tanto tecnología como conocimiento en el campo de la reutilización. Incluso países en zonas húmedas como Holanda, Bélgica o Alemania también se han aplicado en la reutilización. Y sin olvidar el caso emblemático de Namibia con la reutilización potable directa en la capital Windhoek.

P. - ¿Qué soluciones ofrece su empresa en este sector?

R. - Veolia ofrece un amplio porfolio tecnológico para la regeneración y reutilización del agua. Para el mercado municipal, la demanda está centrada en procesos de separación por membranas, si bien estudiamos cada caso para ofrecer la solución tecnológica más adecuada, tanto desde un punto de vista técnico como económico.

La industria tiene una demanda tecnológica más amplia, dependiendo de la procedencia del agua a tratar y el uso final de ésta. Así, por ejemplo, ofrecemos soluciones en evaporación y cristalización, procesos biológicos, tratamientos fisicoquímicos -como por ejemplo nuestro conocido proceso ACTIFLO™-, intercambio iónico, ósmosis inversa, etc., que pueden combinarse entre sí para confeccionar la mejor tecnología disponible.

P. - ¿Qué proyectos tiene en marcha su compañía en materia de desalación y reutilización?

R. - Estamos centrados tanto para proyectos de tipo industrial como municipal, si bien destacaría el caso de la Estación Regeneradora de Aguas del Camp de Tarragona, ya que es un proyecto que el Grupo tiene identificado como ejemplo de regeneración y reutilización de aguas. Recordemos que esta instalación regenera el agua de dos depuradoras municipales – la de Vila Seca-Salou y la de Tarragona- para su reutilización en las Industrias del Polo Químico de Tarragona, liberando así recursos hídricos del río Ebro para uso municipal.

Vista de los sistemas de ósmosis inversa en Camp de Tarragona.

El agua regenerada es de excelente calidad, incluso de calidad superior al agua de red, lo que ha permitido reducir consumos de agua, es decir, se ha conseguido reducir el número de purgas de las torres de refrigeración debido al menor contenido en sales del agua regenerada. Por lo tanto, es un modelo de regeneración que permite, por un lado, liberar recursos naturales y, además, reducir los consumos de agua. Sin lugar a dudas, es un proyecto que marcará el camino del futuro del agua.

Comentarios