Redacción iAgua
Connecting Waterpeople
Smagua
Barmatec
s::can Iberia Sistemas de Medición
Hach
ACCIONA
Centro Nacional de Tecnología de Regadíos (CENTER)
Ingeteam
Schneider Electric
Fundación Botín
Sacyr Agua
Fundación Biodiversidad
Fundación CONAMA
Arup
ICEX España Exportación e Inversiones
EPG Salinas
DATAKORUM
CAF
Siemens
Prefabricados Delta
Saint Gobain PAM
Likitech
Hidroglobal
Laboratorios Tecnológicos de Levante
Lama Sistemas de Filtrado
LABFERRER
J. Huesa Water Technology
NTT DATA
GS Inima Environment
SDG Group
Kamstrup
MOLEAER
LACROIX
AMPHOS 21
AGENDA 21500
Esri
Sivortex Sistemes Integrals
KISTERS
MonoM by Grupo Álava
Almar Water Solutions
IAPsolutions
AGS Water Solutions
TecnoConverting
ADASA
Xylem Water Solutions España
Agencia Vasca del Agua
Minsait
Asociación de Ciencias Ambientales
TFS Grupo Amper
Aqualia
RENOLIT ALKORPLAN
Red Control
Gestagua
HRS Heat Exchangers
FLOVAC
TRANSWATER
ADECAGUA
SCRATS
Rädlinger primus line GmbH
Ens d'Abastament d'Aigua Ter-Llobregat (ATL)
ANFAGUA
Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico
Molecor
Hidroconta
ISMedioambiente
Catalan Water Partnership
ESAMUR
Vector Energy
Autodesk Water
TEDAGUA
AECID
Grupo Mejoras
Terranova
Confederación Hidrográfica del Segura
Amiblu
FENACORE
Consorcio de Aguas de Asturias
Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento del Perú
Cajamar Innova
Filtralite
Global Omnium
EMALSA
IRTA
Baseform
Aganova
Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia
ONGAWA
Idrica

Se encuentra usted aquí

Desmontando mitos sobre el agua

  • Desmontando mitos agua

El 22 de marzo es el Día Mundial del Agua. En torno a este bien básico para las personas existen creencias populares de todo tipo, algunas ciertas y otras falsas. ¿Hay aguas perjudiciales o con propiedades curativas para la salud? ¿El agua envasada es mejor que la del grifo? ¿Algunos materiales son contraproducentes para conservarla? Los expertos de la UOC Alicia Aguilar, Carme Carrion y Hug March aclaran todas estas dudas y explican los tipos de agua que existen, qué materiales son recomendables para su conservación y qué actitudes humanas son nocivas para la calidad del agua.

«Al agua no pueden atribuírsele propiedades curativas», apunta Aguilar, bióloga y profesora de los Estudios de Salud de la UOC. Aguas, las hay de muchos tipos (de grifo, embotellada, de baja mineralización, etc.) y cada una tiene sus características que pueden contribuir a algunas funciones orgánicas. Las aguas de elevada mineralización -como son las cálcicas o hipersódicas- pueden ser, por ejemplo, desaconsejables en casos de problemas renales, cálculos, hipertensión o para los bebés, y las fluoradas, en cambio, pueden ser recomandables para la protección dental.

El agua envasada, en realidad, «no es estéril, no garantiza cero microorganismos de origen»

La dureza del agua acostumbra a ser otro aspecto controvertido. La bioquímica Carme Carrion, profesora de los Estudios de Salud de la UOC, explica que la dureza viene condicionada por la cantidad de iones en disolución, «sobre todo de calcio y magnesio». Desde el punto de vista del consumo humano, diferentes informes publicados por la Organización Mundial de la Salud (OMS) no han encontrado pruebas científicas de que las aguas duras sean perjudiciales para la salud. Carrion solo puntualiza que las aguas de este tipo son menos recomendables para las personas con alteraciones cutáneas y que en algunos casos «puede provocar eccemas». El nivel de dureza o mineralización, además, puede influir en el sabor del agua.

Existe también el mito popular que el agua del grifo no es buena para la salud. Y lo cierto es que, como señala Aguilar, esta agua pasa por unos controles analíticos exhaustivos de sus características físicas, químicas y microbiológicas que garantizan su calidad y seguridad para el consumo humano: «que el agua sea del grifo no significa que sea peor que la envasada». El agua envasada, en realidad, «no es estéril, no garantiza cero microorganismos de origen». Lo que asegura, también por medio de unos controles muy estrictos, es que «no haya patógenos».

Los envases, y sus materiales, para conservar el agua

En las etiquetas de los envases se tiene que informar de la procedencia del agua y del tipo —mineral natural, de manantial o preparada—, el nombre de la empresa, la fecha de consumo preferente, recomendaciones de conservación, entre otras indicaciones. Un agua, además, no puede atribuirse una calidad propia que es característica del agua en general, como por ejemplo «agua ligera» (cuando todas lo son).

No puede atribuirse una calidad propia que es característica del agua en general

El agua envasada en botellas tanto de plástico como de cristal está libre de contaminantes. Aguilar, de todos modos, recomienda el cristal, porque es un material de fácil limpieza, que se puede desinfectar, lavar a elevadas temperaturas y, por lo tanto, reutilizar. Además, es un material más sostenible de cara al medio ambiente.

Las botellas de aluminio que utilizan los excursionistas para transportar el agua son una buena opción, porque este material es ligero, no deja pasar la luz y es bastante resistente a los golpes. De todos modos, hay expertos que recomiendan comprobar que el bidón tenga recubrimiento interior para que el aluminio no entre en contacto directamente con el agua y se eviten posibles migraciones de sustancias que puedan ser un riesgo para la salud.

La calidad del agua depende de todos

«Algunas acciones humanas cotidianas pueden afectar la calidad del agua e incrementar los costes de depuración de las aguas residuales», alerta Hug March, experto de la UOC en gestión urbana del agua. La primera práctica nociva, comenta el investigador, es la eliminación del aceite de cocina (u otras grasas) que hemos utilizado para freír por el fregadero: «pequeñas cantidades de aceite pueden afectar la calidad de grandes cantidades de agua y de rebote encarecer el proceso de tratamiento en las plantas de depuración». En este sentido, March explica que el aceite se tendría que llevar en recipientes al centro de recogida.

La segunda práctica nociva, remarca el experto, es la eliminación de medicamentos que ya no se usan por medio del lavabo. «Los medicamentos caducados se tienen que llevar a los puntos de recogida habilitados en las farmacias», puntualiza.

Suscríbete al newsletter

Newsletters temáticos que recibirás

Los datos proporcionados serán tratados por iAgua Conocimiento, SL con la finalidad del envío de emails con información actualizada y ocasionalmente sobre productos y/o servicios de interés. Para ello necesitamos que marques la siguiente casilla para otorgar tu consentimiento. Recuerda que en cualquier momento puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación y eliminación de estos datos. Puedes consultar toda la información adicional y detallada sobre Protección de Datos.