Redacción iAgua
Connecting Waterpeople
Rädlinger primus line GmbH
Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia
ADECAGUA
Ingeteam
J. Huesa Water Technology
Aqualia
IAPsolutions
Saint Gobain PAM
Laboratorios Tecnológicos de Levante
Idrica
CAF
Filtralite
HRS Heat Exchangers
SCRATS
Red Control
LACROIX
Global Omnium
Minsait
Catalan Water Partnership
ISMedioambiente
ONGAWA
Hidroconta
Sacyr Agua
TecnoConverting
AGS Water Solutions
ESAMUR
Barmatec
s::can Iberia Sistemas de Medición
Fundación CONAMA
Agencia Vasca del Agua
Fundación Botín
GS Inima Environment
Hach
Centro Nacional de Tecnología de Regadíos (CENTER)
Innovyze, an Autodesk company
RENOLIT ALKORPLAN
KISTERS
TEDAGUA
Amiblu
Grupo Mejoras
ICEX España Exportación e Inversiones
Almar Water Solutions
Likitech
FENACORE
Schneider Electric
Baseform
TRANSWATER
Vector Energy
ACCIONA
Molecor
Xylem Water Solutions España
Sivortex Sistemes Integrals
Confederación Hidrográfica del Segura
ADASA
AMPHOS 21
AECID
Asociación de Ciencias Ambientales
Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico
Cajamar Innova
FLOVAC
DATAKORUM
Lama Sistemas de Filtrado
Fundación Biodiversidad

Se encuentra usted aquí

La gestión inteligente, una solución para la depuración de aguas residuales en España

  • gestión inteligente, solución depuración aguas residuales España
    EDAR Milwaukee_Wisconsin: EDAR Milwaukee, Wisconsin (EEUU)
  • Por: María Jesús Fernández. Marketing Communication Manager - Veolia Water Technologies Ibérica.

Sobre la Entidad

Veolia Water Technologies
Veolia Water Technologies , perteneciente al Grupo Veolia, cuenta con una experiencia de más de 100 años y es actualmente reconocida como el primer creador de soluciones tecnológicas para el tratamiento de agua para los municipios y las industrias.

Publicado en:

Portada iAgua Magazine

“Cuando menos mejorable”. Este es el calificativo que muchos profesionales del sector del agua utilizan, hoy en día, para definir la situación del mercado de la depuración en España. Y no es para menos. Las sucesivas sanciones impuestas por la Unión Europea a nuestro país son solo un síntoma más de un problema que requiere de soluciones globales y urgentes. Soluciones que, en parte, proceden de la iniciativa pública.

Pero también el sector privado tiene mucho que hacer en este terreno. Y estas soluciones no tienen por qué suponer inversiones costosas, en la medida en que “no siempre la mejor solución es la más cara”, apunta Juan Carlos Rodrigo, director de ingeniería de Veolia Water Technologies Ibérica. No en vano, continua Rodrigo, “en nuestro mercado queremos continuamente reinventar, cuando ya existen desarrollos que nos permitirían mejorar la economía y la técnica de una sola vez, tanto en instalaciones de depuración de nueva concepción como en las ya existentes”.

De esta forma, queda claro que la industria del agua en España dispone del conocimiento, las herramientas y el entusiasmo suficientes como para dar ese paso al frente con seguridad y garantías. Y se puede abordar desde diferentes perspectivas. Por un lado, invirtiendo en tecnologías comprometidas y sostenibles, o adaptando instalaciones ya existentes. Pero también se puede progresar, y mucho, mediante la utilización de software de control avanzado, algo todavía hoy “sorprendentemente poco común” en este sector, apunta el director de Ingeniería de Veolia.

Esta Smart solution es capaz de ajustar con precisión complejos procesos bioquímicos e hidráulicos

Una falta de presencia que, señala este directivo, podría ser debido, entre otros factores, a que en España la aplicación de la legislación no es todo lo exigente en materia medioambiental como podría ser. Sobre todo, si se compara con entornos más avanzados en este terreno, como los países escandinavos, donde no solo se persigue cumplir la normativa en cuanto a calidad de los vertidos, sino mejorarla con la finalidad de reducir su impacto sobre el medio ambiente. Un planteamiento que se traduce en beneficio económico para las empresas que se encargan de la operación, de forma que, a la postre, todos ganan.

En España todavía no se piensa en este tipo de herramientas inteligentes como un valor añadido necesario para mejorar la calidad de los efluentes. Y esto, según Juan Carlos Rodrigo “debería reconsiderarse”, sobre todo “porque se dispone de herramientas probadas y eficaces que permiten una gestión más eficiente, tanto desde un punto de vista técnico como económico”, señala Rodrigo.

Juan Carlos Rodrigo, Director de Ingeniería de Veolia Water Technologies Ibérica

Smart solutions: control inteligente al servicio de la depuración

Entre estos sistemas avanzados, que apuntan hacia una gestión de la depuración cada vez más eficiente, figura STAR Utility Solutions™, un software de control inteligente desarrollado por Veolia que permite la optimización de costes de forma notable, tanto en el ahorro de consumibles como de energía.

Este software, cuyo nombre procede de Superior Tuning And Reporting, permite controlar medir y monitorizar en tiempo real todo lo que sucede tanto dentro de una instalación de tratamiento de agua como en los propios sistemas de alcantarillado, pudiendo ajustar con precisión complejos procesos bioquímicos e hidráulicos.

Su eficacia está sobradamente probada, ya que, como explica Juan Carlos Rodrigo, lleva funcionando desde 1992 en multitud de instalaciones y plantas de tratamiento biológico con eliminación de nutrientes. La experiencia acumulada por Veolia en la gestión inteligente del agua a través de STAR es enorme, ya que cuenta con más de 80 referencias que prestan servicio a más de 13 millones de habitantes equivalentes en 13 países. En horas, “la cifra es sencillamente apabullante”, señala el director de Ingeniería de Veolia.

Con STAR Utility Solutions™ se logra un control óptimo de las plantas de tratamiento de agua residual

Esto ha permitido que la herramienta, desde entonces, haya podido ir desarrollándose de forma continua para adaptarse a la creciente complejidad de las nuevas infraestructuras, incorporando numerosos módulos adicionales compatibles que pueden combinarse entre sí, haciendo el sistema más completo, versátil y fiable.

Todo ello, con la finalidad de ayudar al operador en su gestión diaria de la instalación, logrando mejoras tanto de la calidad del efluente final como de su coste operativo y su consumo energético.

El control óptimo que se consigue con STAR Utility Solutions™ en las plantas de tratamiento de agua residual, se extiende a la gestión en episodios de tormenta y a la red de alcantarillado ya que incorpora una monitorización de los efluentes de lluvia y, además, anticipándose a los acontecimientos meteorológicos por conexión con sistemas de información meteorológica.

Los sensores de medición en continuo tasan parámetros como caudales, cargas, niveles, temperaturas, oxígeno disuelto, amonio, nitrato, fósforo y sólidos en suspensión. El propio sistema STAR se ocupa de calcular puntos de consigna y de reaccionar de inmediato, implementando la operación óptima, bajo la base de los condicionantes previamente introducidos por el operador. Así, ajustes tales como la regulación de bombas, aireación y posicionamiento de válvulas se hacen de manera automática y los resultados son mostrados en una interface intuitiva y visual.

La experiencia acumulada durante décadas en el tratamiento del agua por Veolia es lo que ha permitido estar un paso adelante en el desarrollo de este tipo de herramientas en nuestro mercado”, señala el director de Ingeniería de la compañía. Una experiencia gracias a la cual este software presta atención “a todos los aspectos colaterales importantes, tales como el correcto posicionamiento de los sensores y la fiabilidad de sus valores analíticos, empleando complejos algoritmos de cálculo, aspectos cruciales para un control rápido y fiable”.

Para Rodrigo, la eficacia de los distintos tratamientos depende de muchos factores. Pero aspectos como la fiabilidad de la medición de parámetros en continuo, con una colocación idónea de dichos sensores en las distintas instalaciones, permite conocer la composición química del punto testado, así como los procesos biológicos que tienen lugar allí mismo. Algo obvio que por contra se descuida a menudo”.

Los datos así conseguidos son registrados y enviados al sistema para calcular, de forma inmediata, cómo se puede mejorar la operación. “Si, por el contrario, en una planta las condiciones no son controladas adecuadamente, es imposible tener un tratamiento tan eficaz y eficiente como se quiere”.

“Con STAR, la depuración del agua residual puede mejorarse de un 20 a un 50% e incrementar la capacidad de tratamiento del 35 al 65%” 

STAR puede optimizar la calidad de efluente de una planta, incluso con cargas y composiciones de agua residual muy diversas. Juan Carlos Rodrigo pone un ejemplo de ello, el del consumo preciso de químicos necesarios para precipitar el fósforo. “STAR evita un excesivo uso de químicos, pero además es capaz de incrementar la eliminación de fósforo”, al incluir una mejora de las condiciones medioambientales existentes para la formación de algunas bacterias que son capaces de acumular gran cantidad de polifosfato.

Otro de los aspectos a destacar de STAR es su capacidad de adaptarse a distintas situaciones y anticiparse a ellas, algo imprescindible en un marco de cambio climático que produce episodios de lluvia repentinos e intensos. “Con los módulos opcionales, STAR puede ampliarse para incluir predicción meteorológica desde modelos calibrados y conectados a radares locales medioambientales”. Asimismo, un módulo de agua de tormenta cambia el modo de operación en la planta asociada, con el fin de hacer frente al alto caudal, incrementando la capacidad de tratamiento durante el episodio de tormenta.

Un buen ejemplo es el módulo SewerView, con el cual el operador puede monitorizar fácilmente el caudal, los niveles y la capacidad de almacenaje en el sistema entero del alcantarillado. Los vertederos y las bombas que regulan el caudal puede ser controlados de forma remota para retener el agua donde no llueve y evitar reboses de agua sin tratar donde sí lo hace.

Basado en los costes, existe otro módulo capaz de calcular la forma óptima de gestionar el exceso de agua de tormenta, teniendo en cuenta criterios económicos, así como su impacto ecológico en diferentes áreas y la capacidad de las cuencas. Además, la función basada en el coste puede también utilizarse para reducir la actividad en la planta de tratamiento cuando los precios de la energía son más altos y usar más energía cuando la energía es menos costosa, todo ello por supuesto, sin perjuicio en el cumplimiento de la calidad de efluente requerida.

En cuanto a los resultados, las cifras son reveladoras. “Dependiendo de las circunstancias y la elección de módulos, con STAR se puede mejorar la depuración del agua residual de un 20 a un 50% y la capacidad de tratamiento puede incrementarse del 30 al 50%”en una planta”, señala el director de Ingeniería de Veolia. Al mismo tiempo, el uso de químicos y, si lo hubiera, el aporte de materia orgánica externa, puede reducirse a la mitad, y los desbordamientos en episodios de tormenta reducirse de un 20 a un 30%. La reducción del consumo energético oscila entre un 30 a un 60%. “Todo esto – concluye Rodrigo - significa que la inversión puede recuperarse en un período de amortización de 2 a 4 años”.

La redacción recomienda

11/12/2018 ·

LIFE REWATCH Project