Aqualia
Connecting Waterpeople
CETA2020
Consulta el avance del programa y compra ya tu entrada con descuento.

Egipto, Etiopía y Sudán acuerdan firmar el acuerdo final sobre la presa a finales de febrero

159
  • Egipto, Etiopía y Sudán acuerdan firmar acuerdo final presa finales febrero
    Presa del Renacimiento (Imagen: Google Maps).
  • Logran un principio de acuerdo sobre los principales puntos de disputa.
· 159

Los gobiernos de Egipto, Etiopía y Sudán han alcanzado un principio de acuerdo sobre los principales puntos de disputa en torno a la construcción por parte de Adís Abeba de una presa en el Nilo Azul y se han comprometido a firmar el documento final a finales de febrero.

Las delegaciones de los tres países, el Departamento del Tesoro estadounidense y el Banco Mundial --estos dos últimos, observadores en las negociaciones-- han publicado un conjunto tras cuatro días de negociaciones en Washington en el que han confirmado los pactos alcanzados hasta la fecha.

Así, las partes han acordado un calendario para el plan de llenado de la conocida como Presa del Gran Renacimiento, un mecanismo de mitigación para el mismo durante los periodos de sequía y otro mecanismo de mitigación para las operaciones durante épocas de sequía.

Asimismo, han logrado un acuerdo sobre un mecanismo para las operaciones anuales y a largo plazo de la presa en condiciones hidrológicas normales, un mecanismo de coordinación y cláusulas para la resolución de disputas y la puesta en común de información.

El comunicado recoge que los tres países se han mostrado de acuerdo en abordar los asuntos de seguridad de la presa y los estudios aún en marcha sobre el impacto social y ambiental de la construcción.

"Los ministros (participantes en las delegaciones) han ordenado a sus equipos técnicos y legales que preparen el acuerdo final, que debe incluir los acuerdos señalados anteriormente, para la firma de los tres países a finales de febrero", señala.

El comunicado recoge que los tres países se han mostrado de acuerdo en abordar los asuntos de seguridad de la presa y los estudios aún en marcha sobre el impacto social y ambiental de la construcción

Por último, las delegaciones destacan "los importantes beneficios regionales" que se derivan del acuerdo y de las operaciones de la presa en lo relativo a la cooperación, el desarrollo regional y la integración económica.

"Los ministros reafirman la importancia de la cooperación transfronteriza en el desarrollo del Nilo Azul para mejorar la vida de las poblaciones de Egipto, Etiopía y Sudán", remachan.

El Ministerio de Exteriores egipcio ha afirmado en un comunicado posterior que "la parte estadounidense preparó un documento para un acuerdo sobre los asuntos mencionados que sólo Egipto firmó al final de la reunión", según ha informado el diario local 'Al Ahram'.

Por su parte, el Ministerio de Exteriores etíope ha destacado que el marco de las negociaciones está limitado al llenado y las operaciones de la presa y ha recalcado que Adís Abeba está comprometido a preservar los derechos de su población a usar las aguas del río, tal y como ha recogido la cadena de televisión local Fana.

Las disputas en torno a la presa

Egipto y Etiopía están enfrentados por la construcción de la presa --conocida popularmente como GERD--, un proyecto hidroeléctrico que El Cairo teme que reduzca el agua que llega a sus campos y presas desde Etiopía a través de Sudán.

El presidente de Egipto, Abdelfatá al Sisi, y el primer ministro de Etiopía, Abiy Ahmed, pactaron el 24 de octubre el reinicio de los trabajos del comité técnico que dirime su disputa en torno a la construcción de la presa del Gran Renacimiento.

Posteriormente, Al Sisi manifestó que El Cairo reconoce el derecho de Etiopía a lograr su desarrollo, si bien matizó que esto no debe lograrse a expensas de los derechos históricos de Egipto sobre las aguas del río Nilo.

Etiopía, que está financiando en solitario el proyecto y espera convertirse en el mayor generador y exportador de electricidad del continente, rechaza estas acusaciones. Sudán, por su parte, apoya la presa, ya que regulará los flujos y suministrará electricidad y regadío.

Las obras están siendo llevadas a cabo en la región de Benishangul-Gumaz y, una vez finalizadas, la presa será la más grande del continente con 1.800 metros de largo, 155 metros de alto y un volumen total de 10,4 millones de metros cúbicos, según recoge la empresa Salini Impreglio en su página web.

La redacción recomienda