Aqualia
Connecting Waterpeople

Etiopía, Egipto y Sudán acuerdan continuar sus contactos sobre la presa en el río Nilo Azul

  • Etiopía, Egipto y Sudán acuerdan continuar contactos presa río Nilo Azul
    Presa del Renacimiento en el Nilo Azul. (Imagen: Google Maps)
Grupo INCLAM
Global Omnium

Los gobiernos de Etiopía, Egipto y Sudán han acordado este martes continuar con sus contactos para intentar lograr un acuerdo en torno a la presa que construye Adís Abeba en el río Azul, según ha desvelado el Ministerio de Irrigación egipcio tras una ronda de conversaciones mantenida durante la jornada por videoconferencia.

El Ministerio ha apuntado que Sudán convocará próximamente una ronda de conversaciones que durará cerca de una semana y ha destacado que los contactos de este martes estaban destinados a relanzar el proceso, según ha informado el diario egipcio 'Al Ahram'.

"Egipto ha recalcado durante la reunión la importancia de aplicar las provisiones de la oficina de la comisión de la Unión Africana (UA) sobre un acuerdo legal vinculante para el llenado y las operaciones de la presa que satisfaga los intereses comunes de los tres países y garantice sus necesidades de agua", ha apuntado.

El reinicio de los contactos, anunciado el lunes por el presidente sudafricano, Cyril Ramaphosa, quien es además presidente de la UA en estos momentos, tiene lugar tras siete semanas de parón y ante un repunte de las tensiones después de que el presidente estadounidense, Donald Trump, dijera que Egipto podría "volar" la presa.

El portavoz de la Secretaría General de Naciones Unidas, Stéphane Dujarric, expresó el lunes a los esfuerzos de Ramphosa y dijo que António Guterres "pide a todos los países implicados que den pasos concretos para lograr un acuerdo en espíritu de buena voluntad, consenso y compromiso".

"La presa puede convertirse en un instrumento importante de cooperación y asociación entre Egipto, Etiopía y Sudán mientras avanzan hacia un futuro pacífico y próspero para su pueblo", manifestó Dujarric en su rueda de prensa diaria.

El principio del acuerdo

Los gobiernos de Egipto, Etiopía y Sudán alcanzaron el 31 de enero un principio de acuerdo sobre los principales puntos de disputa en torno a la construcción de la presa y se comprometieron a firmar el documento final a finales de febrero, si bien Adís Abeba abandonó las conversaciones antes de firmar el acuerdo, algo que sólo hizo El Cairo.

Posteriormente, los tres países coincidieron el 26 de junio en evitar cualquier acción "unilateral" sobre la presa, incluido el llenado de su embalse, hasta que no haya un acuerdo "vinculante" entre los tres, si bien Etiopía anunció en julio el inicio del proceso de llenado.

Etiopía, que está financiando en solitario el proyecto y espera convertirse en el mayor generador y exportador de electricidad del continente, rechaza estas acusaciones. Sudán, por su parte, apoya la presa, ya que regulará los flujos y suministrará electricidad y regadío.

Las obras están siendo llevadas a cabo en la región de Benishangul-Gumaz y, una vez finalizadas, la presa será la más grande del continente con 1.800 metros de largo, 155 metros de alto y un volumen total de 10,4 millones de metros cúbicos, según recoge la empresa Salini Impreglio en su página web.

Te puede interesar

Redacción iAgua

La redacción recomienda