Aqualia
Connecting Waterpeople
Smart Water Magazine
Suscríbete al newsletter de Smart Water Magazine, la nueva referencia informativa global para el sector del agua.

Mari Feli Fernández: "Quien tiene una mujer trabajando, sabe que tiene un valor en su empresa"

2
925
  • Mari Feli Fernández: "Quien tiene mujer trabajando, sabe que tiene valor empresa"

Sobre la Entidad

Fundación Botín
El Observatorio del Agua de la Fundación Botín es un think thank multidisciplinario se propone contribuir a la mejora de la gestión de los recursos hídricos en España y a nivel global.
Minsait
· 925
2

Mari Feli Fernández, una de las pocas arquitectas especialistas en agua en España, que ha decidido sumarse a la iniciativa 'Mujeres y Agua'. Cuenta con un blog en iAgua, y ha sido entrevistada con anterioridad por Laura Fernández Zarza.

Pregunta - En primer lugar, nos gustaría conocer en detalle su trayectoria profesional hasta el puesto que ocupa actualmente.

Respuesta - Parte de ello está muy bien reflejado en una excelente entrevista que me hizo su compañera Laura Fernández.

Dado que soy una de las pocas arquitectas especialistas en agua en España, se me encargó la colaboración para la redacción de una de las Guías de Adaptación contra el Riesgo de Inundación que exige la UE, tanto en su parte de memoria y especificaciones técnicas, como de algunos casos prácticos. El Ministerio ha puesto interés y estoy segura serán presentadas en breve.

Actualmente estoy realizando 4 trabajos, ¿algún hombre se apunta? Continúo con el Profesor Llamas; y también soy la Arquitecta de I-Catalist S.L., empresa especializada en la adaptación al cambio climático, donde llevo un proyecto de economía circular financiado por la Agencia de Innovación del Ayuntamiento de Valladolid, para la captación de agua de lluvias para riego de huertos y parques en colegios y centros cívicos, entre otros proyectos menores. Aparte también soy Arquitecta en ejercicio profesional y acabo de comenzar un Doctorado en la Escuela de Arquitectura sobre Sistemas Circulares y Huella Hídrica en edificios y ciudades.

Esta entrevista ha resultado de tanto interés para todos mis compañeros, que se ha generado un pequeño debate sobre el tema en la empresa

P. - En el sector del agua persiste una importante brecha de género. ¿A qué cree que se debe este problema?

R. - Por lo que he podido comprobar, no es sólo en el sector del agua. La desigualdad entre hombre y mujer es algo por lo que se comenzó a luchar en el siglo XIX y aún en el XXI vemos cómo tenemos que contestar a preguntas así, dando incluso pudor.

¿A qué se debe el problema? Eso quisiera saber yo, porque no existe una razón medianamente lógica, ni a nivel científico ni filosófico. La biología entre hombres y mujeres es muy diferente, y esto que, por naturaleza debería ser algo positivo en todos los ámbitos, no lo es.

Muchas personas coinciden en que es un problema generacional, pero dada mi experiencia no lo veo así. Por circunstancias laborales me ha tocado trabajar con hombres que mantienen conmigo una diferencia de edad considerable. Precisamente éstos son los que menos o nada machistas han sido. Me han valorado siempre por mi intelecto y capacidad de trabajo, jamás he visto ningún tipo de discriminación por ser mujer. Los mejores ejemplos han venido de del Profesor Ramón Llamas o Don Antonio Lamela, entre muchos otros.Además, ellos me han dado la oportunidad de demostrarlo, y han visto en mí cualidades intelectuales y fortaleza que me han hecho superarme día tras día.

Yo creo que es algo que va unido al individuo, según su educación tanto personal como cultural, sus experiencias personales, la capacidad de adaptación a otros entornos y lugares…

Llevo toda la vida luchando por ser una profesional con el machismo al frente poniéndomelo  muy difícil

También hay que ponerse en situación de que la realidad durante siglos era la de ejecutar la mayoría de trabajos mediante el esfuerzo físico, algo para lo que los hombres están generalmente más preparados. El problema comienza cuando la ciencia y la técnica se desarrolla tanto que ya no es necesario un esfuerzo físico, sino intelectual, órgano que las mujeres tenemos perfectamente desarrollado. Esos avances no sólo han sido buenos para el desarrollo socioeconómico del ser humano, para que tan sólo un 10% de la población humana no tenga acceso al agua segura (sigue siendo un porcentaje abrumador por el que luchar); sino que también ha servido para que las mujeres tengamos libertad. Por supuesto, hemos de tener en cuenta que la tecnología ha de estar al servicio del ser humano, no llegando a ser presos de ella, hemos de saber utilizarla bajo unos parámetros éticos y morales.

Aprovecho también para decir algo que me parece importante: en el caso del Profesor Llamas, no sólo me ha dado la oportunidad de ir creciendo laboralmente, poniéndome retos cada vez más complicados y de mayor responsabilidad, sino que me ha pagado acorde a lo que un arquitecto en mi posición ha de ganar. Estos dos factores son claves para creer en uno mismo, entusiasmarte y sacar el máximo rendimiento. En este país se ha llegado a una cultura del sinsentido absoluto, donde no se paga acorde a la formación y responsabilidad que uno tiene, y eso tan sólo lleva al descontento y a la mediocridad de los trabajos. Un arquitecto o un ingeniero, ambos colegiados, no pueden ganar entre 1.300 o 1.800 euros al mes, ya sean hombre o mujer, porque la responsabilidad, las cuotas colegiales, los programas utilizados, las herramientas… y sobre todo, los años de preparación, no son para ser mileurista.

P. - ¿Cuenta su empresa con programas y/o herramientas que fomenten la igualdad y se encaminen a cerrar dicha brecha?

R. - En I-CATALIST S.L. se ha ido muy por delante. La filosofía de empresa es la flexibilidad y el trabajo por objetivos valorándonos a todos independientemente de nuestro género. La remuneración es en base a unos criterios lo mas objetivos posibles, basados en experiencia, formación y dedicación. La selección se basa en criterios de formación y experiencia, pero también en otros criterios complementarios, como la superación personal y la iniciativa. También se fomenta que un hombre tenga los mismos derechos y oportunidades como padre que una mujer al ser madre, manejándose como una unidad familiar.

La igualdad de género es un tema muy sensible, tanto así que desde la Dirección que lidera una mujer, todo sea dicho, se da apoyo a la asistencia a movilizaciones al respecto. Pero aún más, esta entrevista ha resultado de tanto interés para todos mis compañeros, que se ha generado un pequeño debate sobre el tema en la empresa. Como resultado, se nos ha encargado a mí y a otro compañero, dar forma a una regulación específica que sirva como ejemplo dentro del sector del medioambiente.

Un logro es el que yo esté aquí contando mis experiencias habiendo conseguido tanto a nivel profesional en el mundo del agua

Con respecto a otras entidades, las herramientas han ido encaminadas en el mismo sentido. La flexibilidad y el trabajo por objetivos. De todas maneras, la medida que considero más efectiva ha sido contar conmigo, con mi trabajo, más allá de mi género.

P. - ¿Cree que entre los jóvenes del sector estas diferencias son menos llamativas? ¿Por qué?

R. - A la hora de trabajar con ellos no hay diferencias, somos muchas las que nos incorporamos a la vez que ellos y mayoritarias en las universidades. Estos chicos se dan cuenta que trabajan, colaboran y compiten con chicas de alto potencial intelectual, y eso hace que las respeten y valoren.

Sin embargo, es muy distinto en lugares de networking o reuniones. Los hombres jóvenes tienen mayor facilidad de relacionarse con altos ejecutivos y no son mirados con lupa, interrogados o simplemente puestos en situaciones frías e incómodas por el simple hecho de ser jóvenes, se ven como chicos con potencial y futuro. Con las chicas jóvenes, por el contrario, a veces se nos cuestiona cómo hemos conseguido estar ahí.

¿Cambiará? Sin duda, pero como siempre, con la pertinaz paciencia de las mujeres y por una nueva generación de hombres concienciados que también luchan por la igualdad. Tristemente no será rápido, pero iAgua con esta sección se une a esta tercera ola feminista que vivimos desde el punto de vista filosófico que va más allá de cualquier ideología, y eso es un paso más que nos ayuda, por lo menos a contar una parte de nuestras vivencias. Y es que aún hemos de ser muy políticamente correctas.

P. - ¿Qué otras medidas serían, en su opinión, efectivas para alcanzar la paridad en el sector del agua?

R. - En Icatalist esa “igualdad” o cierre de brecha se ha dado de forma natural, sobre todo porque la Directora, la Dra. Elena López-Gunn y otras personas que han participado en la empresa han sido muy sensibles al tema como he dicho antes. Con el Profesor Ramón Llamas ha sido igual, trabajando con él independiente hombres y mujeres, sin interesarle lo más mínimo su género, sino lo que valían como investigadores. Curiosamente con ambos, han trabajado una mayoría de mujeres.

La desigualdad entre hombre y mujer es algo por lo que se comenzó a luchar en el siglo XIX y aún en el XXI vemos cómo tenemos que contestar a preguntas así, dando incluso pudor

Pero es un tema demasiado complejo como para dejarlo a la arbitrariedad de las opiniones personales de los que están a la cabeza de una determinada entidad, ya que rara vez sucede de manera natural. Por ello, son necesarios esos "programas y/o herramientas que fomenten la igualdad y se encaminen a cerrar dicha brecha". Si no las cosas cambiarían a un ritmo donde la lentitud no cabría dentro de lo enmarcado por lo que éticamente es justo.

Algo que quisiera reflejar aquí es que no todas las medidas vayan encaminadas únicamente hacia la maternidad. Las mujeres tenemos la posibilidad de ser madres o no, de tener pareja o no, pero la brecha de género se siente más allá de una cualidad biológica que tenemos y de nuestra libertad como individuos para decidir sobre esa virtud natural que se nos da. En mi caso, ni tengo pareja, ni hijos, y llevo toda la vida luchando por ser una profesional con el machismo al frente poniéndomelomuy difícil. Éste no sólo viene de los hombres, muchas veces de nosotras mismas, las mujeres. El dolor es un misterio, y por tanto es muy difícil de entender, pero el dolor sin sentido deberíamos intentar evitarlo.

Hay cosas independientes de la empresa que afectan a la igualdad de género, como la formación y la experiencia profesional que se ha tenido por cuestiones personales que se desarrollan en la desigualdad. Este hecho es muy difícil de tener en cuenta por una empresa. Por ejemplo, puede haber mujeres que hayan podido tener menos continuidad en los estudios y/o trabajos a lo largo de su vida por tenerse que ocupar de sus familiares (hijos, padres, etc.) más que sus parejas. O como en mi caso, vivir en un entorno rural en el que chicos y chicas se formaban en actividades extraescolares diferentes, además de tener unos roles y cometidos muy diferenciados y excluyentes. Pero, aunque lo haya dicho en pasado, esto sigue ocurriendo.

Dada mi experiencia personal, considero que sería importante valorar a la persona en todos los aspectos: experiencia, formación, personalidad, cultura general, capacidad intelectual, así como experiencias personales vividas que puedan haber aportado al individuo grandeza interior que se pueda reflejar en su trabajo. Considero que a una empresa puede aportarle mucho más una persona que ha superado retos difíciles o vivido en entornos muy diversos, que alguien con varios títulos (algo que últimamente está muy a la orden del día, pues estoy acostumbrada a ver a personas de avanzada edad con una sola carrera y que desde luego no necesitan nada más para ser unos maestros). Esa persona disciplinada y culta sabrá desenvolverse en un ambiente multidisciplinar como el que se necesita hoy día, mucho más en el sector del agua, y tendrá capacidad de adaptación a cualquier requerimiento, siendo capaz de cumplir con los objetivos y tareas que se le pongan. Un alto ejecutivo sabe bien quién de su empresa vale para un puesto de dirección o responsabilidad. Lo sabe al verlo/a desenvolverse; sabiendo que es capaz de hacer lo más básico y lo más difícil; viendo cómo le apasiona lo que hace con sus cabreos y entusiasmos; admirando el esfuerzo que pone… Desde luego, quien da un puesto de responsabilidad en una empresa y quiere que ésta funcione bien no se fija tan sólo en su CV, sino en muchos pequeños detalles. Estoy segura que entre los hombres que lean esta entrevista ya tendrán en mente a alguien que cumpla con esos requisitos, y además mayoritariamente serán mujeres. Ojalá den el paso definitivo y la pongan a ella en el puesto directivo, no justo por detrás, como de costumbre.

iAgua con esta sección se une a esta tercera ola feminista que vivimos desde el punto de vista filosófico que va más allá de cualquier ideología

P. - Hablando en primera persona, ¿qué dificultades ha enfrentado a lo largo de su carrera por el hecho de ser mujer?

R. - Como he dicho antes, viniendo de un entorno rural no me han contrariado demasiado algunas posturas y situaciones, porque tristemente las esperaba. Yo tuve suerte, porque mis padres ya desde muy pequeña vieron mi potencial e hicieron lo imposible por darme la mayor titulación y dejarme ir contracorriente, no sin que les haya afectado y parecido peculiar. Pero si bien era la “diferente” en el pueblo únicamente por irme a estudiar primero a Madrid, y luego por aventurarme en el extranjero, descuidando otros temas personales que para ellos son los más lógicos para una mujer; parece ser que la rareza continua también en el trabajo. Lo llevo bien, e incluso me hace gracia, porque he tenido muy claro siempre lo que quiero, y nadie va a interferir en que utilice los dones para estudiar y trabajar, porque ya mi propio ser pondrá sus propias limitaciones, tanto físicas como intelectuales.

La mayor dificultad en el mundo del agua ha venido trabajando con el más grande, Ramón Llamas, y no por él. Quitarme la losa de parecer ante todos como su secretaria es aún una tarea que no conseguimos extinguir por muy extraño que parezca. Pareciese que una chica joven con un maestro como él, sólo puede aportarle orden y clasificación, y por más que él haya querido que firmemos la autoría de documentos juntos (en algunos se me ha retirado esa firma y sigue persistiendo en que se haga justicia), nombrarme Project Manager, sugerirme como Ponente, ser Conferenciante junto a él... Y un gran número de tareas que hacen de mi CV un documento de cierta envergadura y relevancia a mi edad. Pocas personas comprenden o se interesan por mi colaboración y mi valía intelectual. Si un científico de reconocido prestigio internacional como él confía en mí para trabajar mano a mano durante tanto tiempo, será con una razón de base. Pero continuaré trabajando siempre acompañada de una palabra que a todas nos toca llevar grabada, la paciencia.

P. - ¿Qué otros desafíos cree que es prioritario abordar en el sector?

R. - Otras circunstancias que muchas vivimos en el día a día y pueden pasar desapercibidas pero me parecen de la mayor importancia son: sale bien, pero la culpable cuando sale mal; la forma de discutir las cosas en grupo y cómo se percibe el tono dependiendo de si eres hombre o mujer; pensar que eres más sensible por ser mujer; o llevar siempre en la mente la frase: “la mujer del César no sólo deber serlo, sino parecerlo”, (porque ante cualquier gesto, comentario, actitud e incluso indumentaria serás juzgada para bien o para mal), no conozco un refrán similar para un hombre, y en tal caso, que se lo repitan continuamente.

Algo que quisiera reflejar aquí es que no todas las medidas vayan encaminadas únicamente hacia la maternidad

P. - En contraposición, ¿cuáles cree que son los mayores logros alcanzados en el sector?

R. - Un logro es el que yo esté aquí contando mis experiencias habiendo conseguido tanto a nivel profesional en el mundo del agua, pues toda mi carrera se ha desarrollado en el sector, y soy mujer. Mi situación es tan privilegiada con respecto a otras mujeres del sector que no puedo decir más que gracias, aunque dudo que un hombre tenga que dar las gracias por tener oportunidades y fortaleza. Pero esto no ha sido suerte, ni casualidad; sino esfuerzo, empeño y trabajo por mí pero sobre todo por personas que lo han reconocido.

Una experiencia personal muy positiva fue en una reunión que tuve en una de las principales empresas internacionales del sector. Reunión en la que todos eran altos cargos y hombres (5) y yo sola como mujer y joven. En principio no iba a acudir por estar en Murcia recuperándome de una intervención quirúrgica importante. Se me pidió asistir y a lo largo de la reunión tuve que tomar la palabra para aclarar algunas cosas del proyecto, puesto que era la Project Manager. Los directivos de la empresa en cuestión agradecieron mi intervención aunque tuviese que hablar con dificultades. Desde luego es normal que esa empresa sea una de las líderes a nivel internacional, porque simplemente quieren las cosas bien hechas y claras, olvidando ridiculeces como el quién las hace.

Cada vez que me entero de noticias en el sector veo que en su mayoría son dadas o firmadas por mujeres; veo que comencé conociendo a mujeres de primer nivel científico como Maite M. Aldaya, que es un ejemplo para mí, a Elena López-Gunn, CEO de la empresa en la que ahora estoy, Lucia De Stefano, Nuria Hernández Mora o Bárbara Willaarts y Beatriz Mayor en el IIASA en Viena. También veo que la ministra del MAPAMA es mujer, así como la Secretaria de Estado y la Directora del Agua, y que por tanto a nivel político poco a poco las cosas van cambiando y no hay roles. Me siento muy orgullosa de todas las mujeres que aparecen en iAgua a diario, no sólo en esta sección, sino en cualquier artículo, o verlas reunidas en puestos de gran responsabilidad. Y es que quien tiene una mujer trabajando, sabe que tiene un valor en su empresa, por la fortaleza y capacidad de adaptación que muchas tienen. Sin duda, un rasgo que la mayoría de hombres también comparten.

La redacción recomienda

24/03/2017 · Vídeos · 75 1

Alberto Garrido: "La reutilización del agua es la solución a muchos problemas en el mundo"

04/10/2016 · Diálogos del Agua Am... · 125 1

Alberto Garrido: "La seguridad hídrica y la agricultura son temas de gobernanza mundial"

14/04/2016 · Vídeos · 49 0

"El sector privado debe comunicar a la universidad que perfiles técnicos se deben potenciar"

11/04/2016 · Vídeos · 61 0

"La marca personal te puede ayudar, pero hay que descender a lo más tangible"