Aigua és Vida pide a Artur Mas que rectifique la privatización de la gestión de Aigües Ter Llobregat

129
0
129
  • La plataforma, que ha enviado la carta en previsión del debate que se producirá este jueves en la Diputación Permanente del Parlament, ha sostenido que la privatización supone un "expolio de la economía familiar" y pone en juego el derecho humano al agua y al saneamiento que aprobó la Asamblea General de la ONU en julio de 2010.

La plataforma Aigua és Vida, que aglutina a una cuarentena de entidades vecinales, sociales, ecologistas y sindicales, ha pedido en una carta al presidente de la Generalitat, Artur Mas, que rectifique la privatización de la gestión de la empresa Aigües Ter Llobregat (ATLL).

En la misiva, también dirigida a consellers del Govern y a los diputados del Parlament, las asociaciones exigen unidad política para recuperar la gestión pública con transparencia y participación, con el objetivo de prestar "el mejor servicio al ciudadano y a los ecosistemas".

La plataforma, que ha enviado la carta en previsión del debate que se producirá este jueves en la Diputación Permanente del Parlament, ha sostenido que la privatización supone un "expolio de la economía familiar" y pone en juego el derecho humano al agua y al saneamiento que aprobó la Asamblea General de la ONU en julio de 2010.

Las entidades creen que la privatización responde a la "urgencia de conseguir dinero para reducir el déficit público presupuestario" y han rechazado que se haya llevado a cabo por una mala gestión del ente y para sanear el endeudamiento, ya que éste no ha sido traspasado a la concesionaria sino que sigue siendo público.

Tampoco ven justificado el proceso para reducir el déficit porque han sostenido que la concesión ha supuesto unos ingresos de 300 millones de euros ante los más de 44.000 millones de euros de deuda de la Generalitat.

Por ello, han avisado que esto 300 millones los tendrá que pagar la ciudadanía, que deberá asumir un coste mayor debido al "beneficio industrial de la concesionaria" y a los sobrecostes derivados del proceso privatizador, elementos que no serían necesarios si se mantuviera la gestión pública de la ATLL, han sostenido.

Comentarios