Connecting Waterpeople
Premios iAgua 2018
110 nominados en 23 categorías aspiran a coronarse en la gala que se celebrará el próximo 19 de Diciembre.

Las barreras no son tecnológicas, las tecnologías existen

2
33

Sobre la Entidad

IBSTT  Asociación Ibérica de Tecnología sin Zanja
Asociación Ibérica de Tecnología SIN Zanja IBSTT trabaja para poner la tecnología SIN Zanja, Trenchless Technology, Tecnología No Dig al servicio del CIUDADANO y el Desarrollo Sostenible. Entidad privada científico técnica agrupa a más de 50 empresas
Bentley Systems
· 33
2
  • barreras no son tecnológicas, tecnologías existen

Pero ¿qué son las Tecnologías SIN Zanja, Tecnologías No Dig, Trenchless Technology? Aprobadas por la ONU (Agenda 21, Capítulo 34) como unas tecnologías ecológicamente racionales y ambientalmente sostenibles.

Abarcan Tecnologías que ofrecen un rendimiento medioambientalmente mejorado en comparación con las tecnologías tradicionales que requieren obras, tan molestas para el usuario, y el ciudadano en general.

Garantizan el compromiso con la sociedad al evitar ruido, polvo, escombros, materiales de relleno, generación de residuos, o roturas del pavimento, al tratarse de una edificación sostenible. No perjudican la actividad cotidiana del ciudadano, ni la de los comercios. Su empleo reduce hasta el 25 % los costes económicos de la actuación frente al empleo de las tecnologías tradicionales, disminuyen un 30 % la duración de dicha actuación, facilitan la elaboración de los proyectos, y reducen en un 20 % las emisiones de CO2, los costes sociales y ambientales en un 80 %, así como los accidentes en un 70 %, contribuyendo de ese modo a la conservación del planeta y a la promoción del desarrollo sostenible, jugando un importante papel en el nuevo marco de la economía circular, que persigue reducir el consumo y preservar las materias primas, el agua y la energía, al tratarse de soluciones limpias e eficientes con un alto componente tecnológico.

Las Tecnologías SIN Zanja permiten llevar a cabo, con menores costes económicos y en tiempo récord, todas las actividades relacionadas la rehabilitación, el mantenimiento e instalación de los servicios en una edificación actual: agua, luz, gas y telecomunicaciones (fibra óptica) y todo ello sin generar trastorno a los usuarios. En el resto de ciudades europeas, así es. Y en España también es posible.

Entonces, ¿por qué hacer obras para la rehabilitación, instalación y mantenimiento de servicios si hay soluciones mejores? Las Tecnologías SIN Zanja tienen entre otras muchas, 3 ventajas respecto a la construcción tradicional que las hace únicas e imprescindibles en una edificación que presuma de sostenible, actual, moderna e inteligente:

  1. Reducen significativamente los costes sociales.
  2. Son un factor clave en la lucha contra el cambio climático.
  3. Juegan importante papel en el nuevo marco de la economía ciruclar, que persigue reducir el consumo y preservar las materias primas, el agua y la energía, al tratarse de soluciones limpias e eficientes con un alto componente tecnológico.

Entonces, ¿por qué son poco utilizadas en España? Por falta de conocimiento, se necesita un impulso decidido de todos los agentes que intervienen en el proceso de edificación para impulsar su utilización. En España, agrupadas en la IBSTT, existen empresas con sobrada capacidad técnica para desarrollar el sector. Las barreras para hacerlo “no son tecnológicas, la tecnología existe, si no políticas y sociales; de comportamiento, "de toma de decisiones”.

Los sistemas tradicionales de renovación de redes no consideran mejoras de calidad de vida de los usuarios a la hora de ponerlas en marcha se centran tan solo en la viabilidad de las obras. Los sistemas de renovación sin obra disminuyen las molestias al USUARIO y el tiempo de ejecución de las actuaciones y se incorporan cada día más como alternativa práctica y económica a su utilización por parte de las empresas de rehabilitación y mantenimiento de redes. Con sistemas de gestión podemos predecir cuándo es necesario renovar las redes, con qué métodos y realizar comparaciones de calidad ambiental entre diferentes alternativas. La necesidad de mejorar y rehabilitar las infraestructuras con especial incidencia en la renovación de las redes de agua es evidente y urgente, tanto en abastecimiento como en saneamiento ya que el 38% de estas infraestructuras tienen más de 30 años.

La falta de rehabilitación, renovación y mantenimiento de las infraestructuras repercute en los servicios que el ciudadano debe recibir e impiden llevar a cabo un modelo de desarrollo sostenible, que permita avanzar en la consecución de los objetivos medioambientales fijados. La necesidad de mantener estos sistemas y servicios operativos, así como prepararlos para la próxima generación, supone un reto constante al que debemos hacer frente todos los actores involucrados.

Muchas veces se ha estado actuando exclusivamente en modo reacción, es decir, reparando las redes de abastecimiento de agua, de saneamiento, las redes eléctricas y gas a medida que iban surgiendo los problemas, pero para posicionarse de cara al futuro, este método de operar ya no vale. Hay que pensar de forma más estratégica, tenemos que vencer nuestras inercias apostando por soluciones innovadoras, eficientes e inteligentes, debemos adelantarnos en nuestras actuaciones a los problemas que sin duda se generarán en un futuro cercano.

Siendo las Tecnologías SIN Zanja uno de los ejes estratégicos en el desarrollo sostenible de las infraestructuras de las ciudades inteligentes o smart cities, es necesario que su utilización alcance en nuestro país los niveles que ha alcanzado en el resto de Europa, siempre en beneficio de los ciudadanos y del medio ambiente, cumpliendo no sólo con las directrices europeas por obligación sino por convicción.