Se licitan las obras de la ampliación de la primera fase del Canal de Navarra

503
0

Sobre la Entidad

INTIA
El Instituto Navarro de Tecnologías e Infraestructuras Agroalimentarias es una empresa pública adscrita al Departamento de Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Administración Local del Gobierno de Navarra
Web
503

El pasado jueves, 26 de septiembre, la sociedad pública INTIA publicó en el Portal de Contrataciones de Navarra y envió al Diario Oficial de la Unión Europea (DOUE) el anuncio de la licitación de las obras de la ampliación de la primera fase de la zona regable del Canal de Navarra.

Está previsto que se alimente del Canal de Navarra a través del ramal Arga-Ega con un coste de  39,7 millones de euros.

Está previsto que se ejecute en régimen de concesión de obras públicas y se alimente del Canal de Navarra a través del ramal Arga-Ega. El coste de dicho ramal será de 39,7 millones de euros (IVA excluido) y será ejecutado por Canal de Navarra, S.A.
El importe global de las inversiones a realizar en la zona regable es de 121,9 millones de euros (IVA excluido) y el correspondiente equipamiento en parcela alcanzará un coste de 42 millones de euros (IVA excluido).

La superficie total comprende diversos tipos de actuaciones:

  • 6.005 ha de modernización de regadíos tradicionales que regarán sin costes energéticos gracias a la cota disponible en el Canal de Navarra.
  • 5.431 ha de creación de nuevos regadíos por la transformación de secanos existentes. El 92% regarán sin costes energéticos y un 8% con bombeo aprovechando líneas eléctricas ya construidas.
  • 3.839 ha de regadíos construidos en las dos últimas décadas en los que se producirá una mejora de costes energéticos ya que tienen sistemas de bombeo que en unos casos se eliminan y en otros reducen sus alturas de bombeo notablemente.

En todos los casos en los que la actuación conlleva la construcción de nuevas redes de tuberías, caminos y desagües, se llevará a cabo la concentración parcelaria de forma previa a las obras de regadío.

Las 15.275 ha, que benefician a quince términos municipales (Andosilla, Azagra, Berbinzana, Carcar, Falces, Funes, Larraga, Lerín, Lodosa, Mendigorría, Miranda de Arga, Oteiza, Peralta, San Adrián y Sesma), se dividen en seis sectores de riego hidráulicamente independientes:

  • Sector XXII: 5.195 ha en las riberas del Arga desde el Canal de Navarra hacia el sur.
  • Sector XXIII: 679 ha en las riberas del Arga desde el Canal de Navarra hacia el norte.
  • Sector XXIV: 2.038 ha en Larraga y Mendigorría.
  • Sector XXV: 298 ha en Oteiza
  • Sector XXVI: 7.065 ha en las riberas del Ega

El titular de la Concesión de Aguas de la zona regable del canal es la Comunidad General de Regantes del Canal de Navarra. El pasado mes de julio dicha Comunidad General aprobó, con un 97,5% de votos a favor, la modificación de la concesión que actualmente está en tramitación ante la Confederación Hidrográfica del Ebro. Esta modificación incluye la ampliación de la primera fase de la zona regable del Canal de Navarra por lo que, junto con la primera y segunda fase, abarca 59.160 hectáreas que solicitan regar desde el Canal de Navarra con el agua regulada en Itoiz.

Anteproyecto constructivo

La longitud total de tuberías prevista en el anteproyecto constructivo del concurso concesional es de 429 km, de los que aproximadamente un 20% será de acero helicosoldado, un 21% de fundición nodular y un 59% de PVC.

Está previsto instalar 11 bombas nuevas adaptadas a la menor potencia de bombeo necesaria, con una potencia instalada de 1.132 kW.

En cuanto a la red de caminos y desagües, está previsto construir unos 600 km de caminos, 90 km de desagües nuevos y realizar la limpieza de unos 47 km de colectores. Se demolerán las infraestructuras existentes en los regadíos tradicionales que dejen de prestar servicio.

El valor de la producción anual de las 15.275 ha antes de la actuación alcanza unos 24 millones de euros.

Beneficios de la actuación

El valor de la producción anual de las 15.275 ha antes de la actuación alcanza unos 24 millones de euros. Cuando la zona regable esté terminada, el valor de la producción anual se estima que alcanzará unos 45 millones de euros. Se prevé la creación y/o consolidación de entre 600 y 1.300 empleos, según sea la orientación productiva futura de la zona ya que en ella pueden establecerse más de 50 cultivos diferentes y más de 100 combinaciones de cultivos distintas con zonas que pueden superar con facilidad el 20% de dobles cosechas.
La consolidación de la industria agroalimentaria se verá favorecida por las nuevas producciones y la seguridad en el riego que supone estar integrado en la zona regable del Canal de Navarra.

A su vez, la calidad del agua de riego mejorará notablemente al emplear agua del Pirineo embalsada en Itoiz que contrasta con los graves problemas de calidad del río Ega en verano y en menor medida en el río Arga en estiaje. Finalmente, las posibilidades de automatización de los sistemas de riego en parcela a través de móviles, favorecerá la rentabilidad de las explotaciones y la mejora de las condiciones de trabajo del agricultor.

Comentarios