COAGRET pide que se descarte la "ruinosa" construcción del pantano de Mularroya

93
0
93
  • Río Jalón (Wikipedia).

COAGRET ha exigido este miércoles a la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) que descarte la "ruinosa" construcción del pantano de Mularroya después de que la Audiencia Nacional haya desestimado la petición del organismo de cuenca de continuarla.

En un auto, la Audiencia Nacional ha considerado, nuevamente, que no está justificada la continuación de los trabajos, señalando que para cumplir la sentencia de 2009 debería bajar la cota a 421 metros, en lugar de aumentarla a 545.

En este auto, la Sección Primera de la Sala de lo Contencioso Administrativo de la Audiencia rechaza las alegaciones de la Abogacía del Estado y la Junta Central de Usuarios del Jalón, que habían solicitado que la ejecución de la sentencia de 2009 no impidiera la conclusión de los trabajos constructivos, alegaciones a las que se ha opuesto, exitosamente, la Asociación Jalón Vivo, que forma parte de COAGRET.

En una nota de prensa, la coordinadora ecologista ha criticado las "palabras triunfalistas" del exministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, quien confiaba en que la Audiencia Nacional autorizara a la CHE la terminación de las obras, pese al auto de 2013, que obligaba a paralizarlas.

Los ecologistas han señalado que, en 2013, la Audiencia expuso que la CHE no había aportado ningún informe que acreditara que el aumento de la cota hasta los 545 metros no supondría afecciones ambientales significativas, "máxime cuando la nulidad del proyecto de construcción se basa en la insuficiencia de la declaración de impacto ambiental".

La Sala consideró entonces que las medidas que se solicitan no están encaminadas a ejecutar la sentencia dictada en autos sino a continuar las obras cuyo proyecto ha sido anulado.

"Una vez más, realizamos un llamamiento a la racionalidad y al sentido común, pidiéndole a la CHE que descarte definitivamente esta obra, ruinosa tanto para las arcas públicas como para los potenciales beneficiarios, con graves impactos ambientales sobre zonas protegidas ZEPA y LIC, y también con conflictividad judicial y social en contra de ella", han apostillado desde COAGRET.

Comentarios