Redacción iAgua
Connecting Waterpeople
Idrica
EPG Salinas
AECID
TecnoConverting
AGS Water Solutions
ONGAWA
Molecor
Amiblu
AGENDA 21500
Agencia Vasca del Agua
RENOLIT ALKORPLAN
NSI Mobile Water Solutions
Baseform
AMPHOS 21
Hach
Xylem Water Solutions España
HRS Heat Exchangers
Aganova
Grupo Mejoras
Minsait
Regaber
Kamstrup
TEDAGUA
s::can Iberia Sistemas de Medición
STF
ESAMUR
DATAKORUM
FENACORE
Global Omnium
Catalan Water Partnership
Rädlinger primus line GmbH
Likitech
KISTERS
Hidroconta
Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia
Consorcio de Aguas de Asturias
ADECAGUA
J. Huesa Water Technology
Lama Sistemas de Filtrado
VisualNAcert
ISMedioambiente
Red Control
Vector Energy
EMALSA
Terranova
Saint Gobain PAM
GS Inima Environment
Fundación Biodiversidad
Sivortex Sistemes Integrals
Fundación CONAMA
Innovyze, an Autodesk company
Fundación Botín
Schneider Electric
Barmatec
Aqualia
TRANSWATER
Ingeteam
Centro Nacional de Tecnología de Regadíos (CENTER)
Danfoss
Confederación Hidrográfica del Segura
SCRATS
Laboratorios Tecnológicos de Levante
Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico
ICEX España Exportación e Inversiones
CAF
ACCIONA
NTT DATA
Filtralite
Almar Water Solutions
Mancomunidad de los Canales del Taibilla
MOLEAER
Asociación de Ciencias Ambientales
Sacyr Agua
Gestagua
LACROIX
TFS Grupo Amper

Se encuentra usted aquí

A finales de julio concluirán las obras de demolición del puente que acogió el colector de Añarbe

Sobre la Entidad

Gobierno Vasco
El Gobierno Vasco es el gobierno autonómico del País Vasco (España).

Las obras de demolición del puente que acogió el colector de Añarbe — y que acogió temporalmente la línea de ferrocarril del Topo sobre el río Urumea en el barrio donostiarra de Loiola mientras se sustituía el viejo puente del Topo— concluirán a final de mes.

El puente del viejo Topo fue demolido en junio de 2013. Lo que permitió acometer en su lugar la construcción de un nuevo viaducto que habría de acoger el tráfico ferroviario de nuevo. En el ínterin fue necesario derivar el tráfico ferroviario por el puente del antiguo colector de Añarbe que trascurría en paralelo al trazado del antiguo y nuevo puente del Topo.

Es una actuación clave para facilitar el libre fluir de las aguas y reducir la lámina de agua

El nuevo viaducto sin apoyos en el cauce que sustituía al antiguo puente de mampostería inaugurado en 1912 se construyó con un doble objetivo: por un lado, garantizar las necesidades de operatividad del servicio actual del Metro de Donostialdea. Por otro lado, retirar el evidente obstáculo hidraúlico que generaba el puente y que constreñía el paso del caudal del río (Aspecto, que en aguas altas, tornaba un problema por la elevación de la lámina de agua que generaba aguas arriba).

Una vez que el nuevo viaducto ha entrado en funcionamiento en 2014, se ha podido acometer la demolición del viejo puente del colector de Añarbe. Su demolición concluirá a finales del mes de julio.

Una actuación clave para facilitar el libre fluir de las aguas y reducir la lámina de agua especialmente en episodios de aguas altas en la cuenca.

La demolición del viejo puente del Topo, la obra del nuevo puente ya en uso y la retirada de la estructura que sostenía el colector se enmarcan en el proyecto del desdoblamiento del tramo Loiola-Herrera y en las tareas de URA y Gobierno Vasco para la prevención de inundaciones en la cuenca del Urumea, una cuenca densamente poblada y sometida a un régimen pluviométrico intenso.

Los trabajos han sido realizados gracias a un convenio suscrito entre URA- Agencia Vasca del Agua y ETS. “El conjunto de la actuación, además de mejorar el tráfico ferroviario permitirá que la cuenca del Urumea reduzca ostensiblemente el riesgo de inundaciones ante eventuales avenidas de agua” explica Iñigo Ansola director de URA. 

Redacción iAgua

La redacción recomienda