Antonio Gil Olcina dirigirá un proyecto de investigación del Consorcio de Aguas de la Marina Baixa

155
0
155
  • Firma del convenio de colaboración
  • La presidenta del Consorcio de Aguas y Saneamiento de la Marina Baixa Luisa Pastor y el rector de la UA Manuel Palomar han suscrito el convenio de colaboración para la realización de este estudio

(LaDipu) El Consorcio para el Abastecimiento de Aguas y Saneamientos de la Marina Baixa ha encargado al Instituto Interuniversitario de Geografía de la Universidad de Alicante un proyecto de investigación sobre el pasado y presente del consorcio que permita entrever actuaciones futuras de consolidación y mejora.

La presidenta del Consorcio de Aguas y Saneamiento de la Marina Baixa Luisa Pastor y el rector de la UA Manuel Palomar han suscrito el convenio de colaboración para la realización de este estudio, que dirigirá Antonio Gil Olcina con la colaboración de Antonio M. Rico, catedráticos ambos de Análisis Geográfico Regional.

La también presidenta de la Diputación de Alicante ha destacado la importante labor desarrollada por el Consorcio de la Marina Baixa para impulsar actuaciones que han permitido conjugar el extraordinario desarrollo turístico y urbano de la zona con disponibilidades hídricas escasas e irregulares.

Pastor ha indicado que a través de este estudio todo el mundo podrá tener conocimiento de la forma de gestionar del Consorcio, que ha sido modélica y que ha dado respuesta a una comarca con carencia de recursos hídricos y ha añadido que también puede servir de guía de cara a la elaboración de un Plan Hidrológico Nacional, en estos momentos en los que se debaten los planes de cuenca, especialmente lo que afecta al trasvase Tajo-Segura. Son problemas que tenemos encima de la mesa, pero el consenso, el dialogo y la voluntad son ingredientes necesarios e imprescindibles para que las cosas puedan salir adelante, ha concluido.

 Entre otros aspectos, el proyecto abordará cuestiones como los rasgos físicos del territorio, caracterizado por su clima semiárido, los recursos hídricos existentes o los regadíos tradicionales y el abastecimiento urbano.

El desarrollo turístico y urbano de la franja litoral y el crecimiento exponencial de la demanda de agua, el funcionamiento acorde y simultáneo de los sistemas de aguas blancas y depuradas, el uso de caudales externos ante sequías muy prolongadas, la naturaleza del Consorcio o los convenios suscritos con las comunidades de regantes son otros de los temas que se estudiarán en esta investigación por la que el Consorcio abonará a la Universidad 40.000 euros.

Entre las actuaciones impulsadas desde el Consorcio de la Marina Baixa destacan la mayor y mejor regulación de recursos epigeos, la potenciación sostenible de los subterráneos, la reutilización de aguas depuradas o una medida pionera como fue el intercambio, con incentivos diversos, de agua regenerada por blanca.

No obstante todas estas actuaciones, y así se hace constar en el convenio, el abastecimiento de agua a las poblaciones de la Marina Baja sin la posibilidad de emplear caudales externos resultaría vulnerable a las prolongadas e intensas sequías que azotan esporádicamente la comarca y su entorno, como habría pasado a finales del siglo XX y principios del actual sin la llegada de agua procedente del Júcar.

El profesor Olcina ha coincidido con la presidenta al destacar la “extraordinaria” labor desarrollada por el Consorcio. Es un modelo de gestión tan conseguido desde el punto de vista de las infraestructuras y de la conciliación de usos y del aprovechamiento integral de recursos que tiene un interés extraordinario. Este país tiene pendiente un Plan Hidrológico Nacional y ésta es una buena referencia para tener claro donde se puede llegar si existen los conocimientos necesarios, si media el afán de servicio y, en definitiva, si se tiene capacidad de dialogo porque son estas actuaciones las que han permitido realmente configurar una gestión modélica de los recursos hídricos, ha apuntado.

Comentarios