Connecting Waterpeople
Miya Water

MIYA Bahamas desarrolla la Fase 2 de un proyecto de 83 millones

3
145
  • MIYA Bahamas desarrolla Fase 2 proyecto 83 millones

Sobre la Entidad

Miya Water
Miya, líder mundial en la gestión eficiente del agua, dispone de una amplia experiencia y ofrece una completa gama de servicios a las empresas de servicios de agua, especialmente en gestión eficiente del agua, gestión comercial y tratamiento del agua
· 145
3

Han pasado seis años desde que MIYA Bahamas llegó a Nassau. Su misión: ayudar a la Water & Sewerage Corporation (WSC) a reducir millones de litros de agua no registrada (ANR) que se perdían diariamente debido a fugas, derroches, robos y tuberías deterioradas. Gracias a un préstamo de 83 millones de dólares del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) garantizado por el Gobierno bahameño, MIYA Bahamas, en colaboración con WSC, ha podido mejorar la eficiencia y la calidad de la prestación del servicio de agua potable, y abordar las necesidades críticas de alcantarillado de New Providence.

Lo primero que hizo MIYA Bahamas tras firmar el contrato de diez años, fue llevar a cabo una evaluación de los sistemas de agua de la isla, con un estudio que comenzó en abril de 2012 y duró 8 meses. Los resultados mostraron unas cifras de pérdidas diarias de hasta 31 millones de litros de agua no registrada. La empresa ha desarrollado una estrategia que incluye:

  • La sustitución de miles de conexiones de servicio defectuosas.
  • El despliegue y la instalación de equipos de vanguardia para supervisar y controlar el suministro de agua a distancia.
  • La desconexión de clientes ilegales e inactivos.
  • La implementación de un plan integral de mantenimiento, que incluye una campaña de detección de fugas activas intensiva y continua, con sus correspondientes rápidas reparaciones,
  • Una gestión eficiente de la presión.

Estas acciones han conseguido reducir las pérdidas de agua de forma considerable. El resultado hasta la fecha es una reducción de los ingresos de producción de agua de tan solo 9,5 millones, cuando en el 2012 rozaba los 12 millones.

Los fondos proporcionados por el BID han permitido a MIYA Bahamas instalar con éxito un nuevo sistema de control de supervisión y adquisición de datos (SCADA) para supervisar y controlar el sistema y mejorar su capacidad de respuesta. Además, las 32 estaciones de los sistemas de distribución, cada una provista de una válvula reductora de presión (VRP), junto con un sistema de alta tecnología para controlar la presión del agua de forma remota, han permitido a la compañía cumplir su misión de crear y mantener un sistema de suministro de agua más uniforme y resistente a los impactos.

“Cuando comenzamos, detectamos pérdidas diarias en el suministro del sistema de hasta 31 millones de litros, sin que hubiera ningún sistema de gestión de la presión o de detección activa de fugas y también vimos un preocupante suministro intermitente (recortes nocturnos) que sucedía a diario, especialmente en los barrios del centro de la ciudad”, explica Mario Tavera, Project Manager de MIYA Bahamas. “Si bien todavía se producen fugas en todo el sistema, ahora estamos mejor preparados para identificarlas y repararlas. Mediante nuestro plan de priorización de fugas, asignamos un equipo de inspectores que detecta y controla estas fugas y colabora con el equipo de WSC para repararlas de forma rápida y eficiente.

El éxito de los planes de mejora de la compañía en toda la isla no solo ha reducido de forma importante la cifra de pérdidas de agua no registrada, sino que también ha mejorado la presión del suministro, así como logrado mejoras importantes en la calidad del agua.

"Hemos podido mejorar la calidad del agua en muchas zonas y sustituir hasta 17.000 conexiones de servicio defectuosas y con fugas, asegurando que el agua corriente de Nassau sea más segura, limpia y accesible para todos los hogares”, apunta Tavera. Durante la primera fase del proyecto, MIYA Bahamas inmediatamente contrató, directa e indirectamente, trabajadores bahameños, proporcionando formación para trabajar en el nuevo proyecto de mantenimiento.

“En este momento contamos con un equipo de 20 personas, cada una de ellas altamente capacitada en temas relacionados con el Proyecto, como pueden ser el agua no registrada, el SIG, el balance hídrico, las obras hidráulicas y los materiales. También contamos con once inspectores de fugas, todos bahameños" señala Tavera, añadiendo que "en los últimos cuatro años hemos empleado unos 120 bahameños contratados indirectamente para asegurar el éxito de este proyecto".

Una vez finalizada la primera fase del proyecto de infraestructura, la compañía se dispone a desarrollar mejoras adicionales de cara al futuro. Una vez concluidas, estas mejoras tendrán un impacto positivo en hasta 250.000 usuarios en Nueva Providencia y su entorno.

"Tenemos un plan de mantenimiento que incluye trabajo de campo preventivo para garantizar un mantenimiento eficaz de los nuevos equipos. Nuestro objetivo general es reducir las pérdidas de agua a 9 millones de litros al día. Se prevén más de 45.500 millones de litros de agua que aseguran la amortización del gasto del proyecto dentro de su vida útil, al tiempo que los residentes de Nassau disfrutan de un suministro de agua más seguro, limpio y fiable".