Resuelta la evaluación de impacto ambiental del proyecto de obras de emergencia para paliar los efectos de la sequía en la cuenca del Segura

45
0
45

El Ministerio de Medio Ambiente, y Medio Rural y Marino ha formulado la Declaración de Impacto Ambiental del proyecto “Ejecución de nuevos sondeos y sustitución de preexistentes en el acuífero de la Vega Media para la captación de aguas subterráneas, T.M. de Murcia y Beniel. Obras de emergencia para paliar los efectos de la sequía en la cuenca del Segura (Murcia)”, concluyendo que, siempre y cuando se autorice en la alternativa seleccionada y en las condiciones deducidas del proceso de evaluación, quedará adecuadamente protegido el medio ambiente y los recursos naturales.

El proyecto consiste en la extracción de aguas desde el acuífero Vega Media del Segura, con el fin de dar cumplimiento a los siguientes objetivos: sustituir y cerrar los pozos-sequía explotados por los regantes, por captaciones adecuadamente diseñadas, cambiando el modelo de gestión individualizada de cada captación, por una gestión centralizada en la Confederación Hidrográfica del Segura, de manera que se coordinen estos bombeos con el resto de recursos hídricos de la cuenca; garantizar, en épocas de sequía, el caudal ecológico del río en su recorrido por la huerta de Murcia y complementar las demandas de regadío tradicional de la zona en estas épocas.

El proyecto, enmarcado en el Plan de actuaciones en situaciones de alerta y eventual sequía en la cuenca del Segura, pretende regular parcialmente los excedentes hídricos de la Vega Media, para su uso en periodos secos, sin llegar a sobreexplotar el acuífero. El promotor es la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS). Parte de los volúmenes extraídos por la batería de pozos se aportarán al río Segura por lo que la actuación tendrá un efecto beneficioso al posibilitar el mantenimiento de los caudales circulantes por el río.

Dado que en la actualidad los sondeos ya han sido construidos, las medidas preventivas y correctoras se centran en la fase de explotación de los pozos. Dichas medidas, se basan en la instalación de redes de control de los siguientes parámetros: control de caudales y volúmenes extraídos, control de niveles de agua y deformaciones del terreno. A fin de garantizar la seguridad de la actuación, la DIA exige que se debe profundizar en los conocimientos hidrológico-geotécnicos que permitan valorar una explotación sostenible del acuífero de la Vega Media y que tengan en cuenta la totalidad de las extracciones existentes.

Se comprobará la adecuación del proyecto y su compatibilidad con los objetivos y condiciones recogidos en el nuevo Plan Hidrológico de la Demarcación Hidrográfica del Segura, una vez aprobado éste. Se creará una comisión de seguimiento de la explotación con el objeto de garantizar la aplicación adecuada de las medidas recogidas en el estudio de impacto ambiental y en la DIA.

Dado que los sondeos ya están ejecutados, el Plan de Vigilancia Ambiental se centra en el seguimiento durante la fase de funcionamiento de los mismos, en la que tendrá lugar la extracción de agua, y la fase de postexploración, durante la cual seguirán operativas las redes de control, hasta la recuperación de la situación inicial.

Comentarios