Ola de calor en Pakistán: Más de 600 muertos en 3 días

80
0
80
  • El ministro principal de Sindh ordena el cierre de centros educativos y oficinas gubernamentales

La intensa ola de calor que está azotando a la ciudad paquistaní de Karachi, la mayor ciudad del país, se ha cobrado ya la vida de 630 personas en los tres últimos días, lo que ha llevado al ministro principal de Sindh, de la que es capital, a ordenar el cierre de los centros educativos y las oficinas gubernamentales.

Según el recuento que ha hecho la cadena de televisión Geo, que ha hablado con portavoces de los distintos hospitales de la ciudad, habrían perdido la vida unas 630 personas, entre las que habría al menos 35 menores.

El gobierno de Sindh ha impuesto el estado de emergencia en todos los hospitales, cancelando las vacaciones y libranzas de los médicos y el resto del personal y aumentando los suministros médicos, mientras que los facultativos han recomendado a la población que evite salir de casa si no es necesario y que se laven la cara varias veces al día para mantenerse frescos.

Los residentes de la ciudad portuaria, que este lunes registró temperaturas de 43 grados centígrados, han sido víctimas también de los efectos de los prolongados cortes de electricidad y además se encuentran en medio del Ramadán, que les obliga a ayunar durante el día.

Entretanto, en su primera intervención desde que comenzó la ola de calor, el ministro principal de Sindh, Qaim Ali Shah, ha anunciado ante la asamblea provincial el cierre de las oficinas gubernamentales, las escuelas y los institutos "no solo en Karachi, sino en todo Sindh", informa el diario 'Dawn'.

"Las oficinas que ofrecen servicios esenciales como los hospitales permanecerán abiertas", ha precisado. Previamente, el gobernador había ordenado que se garantizara el suministro gratuito de agua en las zonas donde suele haber problemas con motivo del Ramadán.

Por otra parte, según el citado diario, se han producido manifestaciones este martes en distintos puntos de la provincia contra los cortes de electricidad. En Karachi, los manifestantes han cortado el tráfico en algunas calles y se han producido algunos altercados.

Comentarios