La cooperación japonesa valora positivamente los avances en la red de potables de Asunción

29
0
29

(Essap) El sistema de redes de distribución de agua en Asunción y Gran Asunción se ha extendido de manera desordenada, “lo que complica el trabajo de ordenamiento y planificación”, sostuvo esta mañana Makoto Kitanaka, representante residente de la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA), durante el “Segundo Seminario de Agua No Contabilizada”, organizado por dicha agencia y la Empresa de Servicios Sanitarios del Paraguay S.A..

No obstante, existen avances importantes en el proyecto que llevan adelante ambas entidades para reducir las pérdidas de producción y mejorar el servicio de agua potable, señalaron durante la jornada desarrollada en el Centro Paraguayo Japonés.

El encuentro contó con la presencia del presidente de la Essap, Ing. Andrés Rivarola Casaccia, quien agradeció la cooperación brindada por Japón y destacó los trabajos conjuntos que se vienen realizando. También estuvieron gerentes y jefes de unidades de la empresa sanitaria estatal, funcionarios y consultores de la JICA, así como representantes de la Secretaría Técnica de Planificación (STP).

Kitanaka destacó que las mejoras en el sistema de abastecimiento de agua o redes de distribución implican grandes inversiones, por lo que es necesario que exista consciencia de que la coordinación con otros cooperantes en el área sanitaria es fundamental para el logro de una asistencia integral.

Japón otorgó un préstamo no reembolsable de 18 millones de dólares para la construcción de dos nuevas y modernas plantas de producción de agua potable en Pilar y Concepción, mientras que la cooperación para el mejoramiento de redes asciende a 4 millones de dólares.

El representante de la JICA anunció que se encuentra en etapa de análisis un proyecto para la ciudad de Cnel. Oviedo.

Uno de los expositores en el Segundo Seminario de Agua No Contabilizada fue el Ing. Airton Sampaio Gomes, consultor externo de la Sabesp, empresa prestadora de servicio de agua y alcantarilla de Sao Paulo, Brasil. Habló de la prevención, control y reducción de pérdidas en el sistema de abastecimiento.

En el seminario se dieron a conocer los avances y futuros trabajos del “Proyecto de fortalecimiento de la capacidad de gestión de redes de distribución de agua potable”, que llevan adelante la Essap y la JICA. Este es un emprendimiento que tiene el objetivo de mejorar el servicio de abastecimiento de agua potable y reducir las pérdidas en la red, ya sea por caños rotos o por conexiones clandestinas.

Entre las acciones específicas del proyecto se encuentran el control riguroso de agua no contabilizada, midiendo el caudal del agua distribuida y el consumo por usuario; así como el control de la presión del agua en la red, identificando la razón de la inestabilidad de la gestión.

Para efectuar un análisis pertinente del caudal y la presión del agua se seleccionaron 4 áreas pilotos, donde se realizan diversas actividades para proceder a la detección de posibles pérdidas o conexiones clandestinas.

La tasa de agua no contabilizada en el área metropolitana de Asunción llega a aproximadamente 45 % de la producción, representando a la proporción de agua que no se convirtió en ingreso para la empresa. Para solucionar esta situación la JICA inició el proyecto de fortalecer la red de distribución en marzo de 2011 y se prevé culminar en febrero 2014. 

Comentarios