Redacción iAgua
Connecting Waterpeople
Almar Water Solutions
AGS Water Solutions
Fundación Botín
TRANSWATER
MonoM by Grupo Álava
TecnoConverting
IRTA
Catalan Water Partnership
Vector Energy
Confederación Hidrográfica del Segura
MOLEAER
FLOVAC
AMPHOS 21
Sacyr Agua
Baseform
Schneider Electric
FENACORE
Rädlinger primus line GmbH
J. Huesa Water Technology
Aqualia
Fundación CONAMA
Innovyze, an Autodesk company
EPG Salinas
Centro Nacional de Tecnología de Regadíos (CENTER)
Global Omnium
RENOLIT ALKORPLAN
Prefabricados Delta
GS Inima Environment
Hach
KISTERS
Consorcio de Aguas de Asturias
Laboratorios Tecnológicos de Levante
Hidroglobal
SCRATS
Lama Sistemas de Filtrado
Minsait
Cajamar Innova
ACCIONA
AGENDA 21500
Grupo Mejoras
ICEX España Exportación e Inversiones
Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico
Asociación de Ciencias Ambientales
Barmatec
NTT DATA
Saint Gobain PAM
DATAKORUM
ESAMUR
Likitech
Idrica
Sivortex Sistemes Integrals
Molecor
HRS Heat Exchangers
Filtralite
AECID
LACROIX
s::can Iberia Sistemas de Medición
ONGAWA
Red Control
LABFERRER
Kamstrup
Fundación Biodiversidad
Xylem Water Solutions España
Ingeteam
ADECAGUA
Agencia Vasca del Agua
Amiblu
Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia
IAPsolutions
ADASA
TEDAGUA
Hidroconta
Aganova
ISMedioambiente
CAF
Smagua

Se encuentra usted aquí

SEDAPAL garantiza la calidad del agua en Lima y Callao ante la alta contaminación del río Rimac

Sobre la Entidad

SEDAPAL
Empresa estatal peruana de aguas que se dedica a la prestación de los servicios de saneamiento como agua potable y alcantarillado sanitario a Lima y a la vecina Callao.
  • Planta de La Atarjea
  • SEDAPAL invierte un 53% más en insumos químicos para potabilizar aguas del río Rímac.
  • El agua producida por SEDAPAL cumple estándares naciones e internacionales.

La alta contaminación de las aguas del río Rímac a su llegada a la Planta de Tratamiento La Atarjea de SEDAPAL, obligan a un incremento en el presupuesto en insumos para la potabilización, a fin de garantizar la calidad del agua potable que se ofrece la población de Lima y Callao, por lo que la empresa hace un llamado para que se evite el arrojo de basura y sustancias contaminantes al río Rímac que constituye la principal fuente de agua para la capital del país.

"Las aguas del río Rímac llegan con alta contaminación por acciones irresponsables, que ocasionan el incremento de la concentración de sustancias tóxicas, materia orgánica y otros elementos fisicoquímicos de origen industrial y doméstico en el río, parte del cual proviene también de la quebrada del Huaycoloro, donde se han instalado comercios e industrias", manifestó la Ing. Yolanda Andía, Gerente de Producción y Distribución Primaria de SEDAPAL, quien destacó que aún con este problema, la empresa garantiza la calidad del agua que produce en La Atarjea con el incremento de insumos para su tratamiento.

"Nuestro presupuesto para la compra de insumos químicos a partir de agosto del 2013 se ha incrementado en un 53% del costo adicional respecto al año del 2012, que era de 17% en relación al año anterior, es decir, el problema de contaminación va en aumento", precisó la representante de SEDAPAL.

El proceso de tratamiento que se realiza en la Planta de La Atarjea es óptimo y con un alto nivel tecnológico y operativo, que permite transformar el agua cruda altamente contaminada del río Rímac, en agua para consumo humano de acuerdo a lo estipulado en el reglamento de la Calidad del Agua para Consumo Humano que se encuentra normado en el DS N° 031-2010-SA.

La calidad del agua producida por SEDAPAL en las diferentes etapas del proceso de tratamiento se monitorea permanentemente mediante mediciones en línea y programas a control analítico realizado en los laboratorios, y no solo cumple la normativa nacional vigente, sino además con los estándares dispuestos por la Organización Mundial de la Salud, y está certificada con la norma ISO 9001.

SEDAPAL invoca al sector industrial – agrícola y a la población a no contaminar el río Rímac que es nuestra más importante fuente de aguas superficiales para la ciudad y exhorta a las autoridades competentes a realizar la fiscalización correspondiente para evitar que continúe su contaminación.

La redacción recomienda