LABAQUA apoya a la Dirección General del Agua en el Protocolo de Inspección de Vertidos

195
0

Sobre la Entidad

LABAQUA
LABAQUA es una empresa de servicios de consultoría, laboratorio y soluciones ambientales para la industria y la administración. Una compañía responsable, eficiente y competitiva para dar respuesta a las más altas exigencias de calidad ambiental.
195

El Protocolo de Inspección de Vertidos (PIV) es el resultado de un contrato de asistencia técnica que LABAQUA desarrolló a lo largo del año 2011 para la Dirección General del Agua del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

En el marco de este contrato, los expertos de LABAQUA en materia de inspección de vertidos llevaron a cabo tareas de apoyo a dicha Dirección General en el desarrollo del PIV: coordinación del grupo de trabajo integrado por representantes de organismos de cuenca, desarrollo de la guía y manual explicativo del PIV, coordinación del desarrollo con la Entidad nacional de acreditación -ENAC- para darle el necesario carácter acreditable para las ECAH y curso de formación teórico-práctico para los técnicos de la Administración relacionados con la gestión de los vertidos al DPH.

Finalmente, el PIV ha sido publicado por el MAGRAMA y se encuentra disponible en su Centro de Publicaciones (ISBN 978-84-491-1137-6).

Protocolo de Inspección de Vertidos

El día 23 de octubre de 2013, el Secretario de Estado de Medio Ambiente emitió la instrucción por la que quedó aprobado el “Protocolo de Inspección de Vertidos de Aguas Residuales, destinado a las Entidades Colaboradoras de la Administración Hidráulica”.

Este protocolo de inspección de vertidos (PIV) surge con el principal objetivo de establecer los procedimientos que deben aplicar las Entidades Colaboradoras de la Administración Hidráulica (ECAH) para realizar las labores de apoyo a dicha Administración. En concreto, referido a materia de gestión de los vertidos al Dominio Público Hidráulico (DPH) a la hora de realizar las inspecciones, reconocimientos o comprobaciones de las condiciones de las autorizaciones de vertido u otros vertidos no autorizados. El objetivo es que dichas entidades actúen de forma homogénea, así como permitir la evaluación de su competencia técnica y acreditación de ENAC.

El protocolo establece seis tipos de inspección o trabajos que puede desarrollar una ECAH, denominados “objetos de inspección”:

  • Evaluación de la conformidad respecto a las características cuantitativas y cualitativas del vertido.
  • Evaluación de la conformidad respecto al control efectivo de volúmenes de vertidos de agua residual.
  • Evaluación de la conformidad respecto a la concentración de contaminantes en el medio receptor.
  • Verificación del estado de las instalaciones de depuración y de evacuación.
  • Verificación del cumplimiento respecto al proyecto de las instalaciones de tratamiento y evacuación de las aguas residuales.
  • Verificación del cumplimiento de los requisitos establecidos de los sistemas y elementos de control del vertido.

Comentarios