Connecting Waterpeople

Caudales ecológicos en el Tajo: un puzle de difícil encaje y graves consecuencias socioeconómicas

"Análisis de los caudales ecológicos propuestos en el Plan del Tajo para el tramo Bolarque-Aranjuez"

Esta mañana, SCRATS e iAgua han organizado un webinar en el que se ha analizado el caudal ecológico propuesto en el Proyecto de Plan Hidrológico de la parte Española de la Demarcación Hidrográfica del Tajo para el tramo Bolarque-Aranjuez, así como su repercusión sobre el trasvase Tajo-Segura, infraestructura de especial interés por su valor socioeconómico y su relevante papel medioambiental.

Con motivo de la reciente presentación por parte del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO) de los borradores de los Planes Hidrológicos del tercer ciclo para el periodo 2022-2027, y la apertura de la fase de consulta pública y participación del borrador del Plan Hidrológico de la demarcación del Tajo en su parte española, Luis Garrote, catedrático del departamento de Ingeniería Hidráulica y Medio Ambiente de la Universidad Politécnica de Madrid, ha realizado un análisis de los caudales ecológicos propuestos en el Plan del Tajo para el tramo Bolarque-Aranjuez.

En primer lugar, Luis Garrote ha hecho un repaso de la normativa española sobre caudales ecológicos, así como los procedimientos del cálculo de dichos caudales para la demarcación del Tajo. En este sentido, ha señalado que “en el borrador del Plan del Tajo para el tercer ciclo, continúan siendo válidos los métodos hidrobiológicos realizados en el primer ciclo". Así, según el Esquema de Temas Importantes, el Tramo Bolarque-Aranjuez tiene un valor ecológico alto respecto a la media de la cuenca, siendo adoptado por el Plan Hidrológico del Tajo un valor de 7,20 m3/s. Durante su intervención, Luis Garrote ha destacado que desde 2009 se ha revisado a la baja la estimación de caudales en la cabecera del Tajo, teniendo una influencia muy importante en el caudal ecológico pero que, para el presente ciclo de planificación, ha sido necesaria una actualización del inventario del Modelo SIMPA para un periodo temporal que comprenda los años hidrológicos 1940/41 a 2017/18, ambos inclusive. 

Tras la presentación del análisis, Luis Garrote ha mantenido un diálogo con Alejandro Maceira en el que han discutido el fundamento técnico de los valores propuestos, planteando posibles alternativas, pues el valor de los caudales ecológicos condiciona de manera determinante el volumen trasvasado de una cuenca a otra. En este sentido, Luis Garrote ha señalado que los caudales cumplen la instrucción de planificación hidrológica, “aunque no al 100%”, desviándose en tres cuestiones según su parecer: a la hora de aplicar los métodos hidrobiológicos, en el uso de un método unidimensional y en la modulación anual de los caudales: “No es apropiado que se haya utilizado un método de simulación unidimensional para el cálculo de los caudales adoptados para el eje del Tajo”, comentando además que “los métodos de simulación de hábitat quieren establecer un primer paso para el análisis real de todo el ecosistema acuático, que debería afectar a todos los seres vivos del ecosistema”. Sin embargo, también ha querido resaltar la utilidad del modelo SIMPA: “No conozco otro país que haya realizado un esfuerzo de modelización”.

Asimismo, sobre los caudales ecológicos, Luis Garrote ha señalado que su cálculo “debería ser un instrumento de la planificación hidrológica para controlar las masas de agua en mal estado”, y que en Europa estos están restringidos las centrales hidroeléctricas. Asimismo, en una comparación de la planificación hidrológica española con la del resto de Europa, ha destacado que “nuestros planes hidrológicos son muy buenos, y bastante mejores que los de otros países europeos”. En cuanto a la implicación que tiene el caudal ecológico para los usuarios de agua en una cuenca, ha comentado que “no se puede estar a la vez a favor del caudal ecológico, a favor de los usos de agua fuera del cauce y en contra de las presas”, pues estas últimas favorecen el establecimiento de los caudales ecológicos. Asimismo, ha señalado que en la actualidad “se ha decidido calcular los caudales ecológicos con el valor de la masa de agua al final de su tramo”, lo que, en su opinión, “no tiene mucho sentido” y que desembalsar agua para compensar los caudales podría no tener buena acogida entre los usuarios del caudal de la cuenca del Tajo.

La jornada también ha contado con un espacio para dar respuesta a las preguntas planteadas por la audiencia durante su desarrollo. Así, Luis Garrote ha respondido a cuestiones como la trascendencia que tienen los caudales ecológicos para los usos económicos y el uso de métodos del primer y segundo plan y un SIMPA antiguo: “Llama la atención que un tramo de tanta trascendencia tenga un soporte técnico antiguo”, ha comentado. También ha hablado sobre si los caudales ecológicos propuestos en el borrador del Plan del Tajo se cumplirían de manera natural en todos los periodos establecidos o si tendría sentido fijar caudales ecológicos superiores en algunos periodos que se darían de manera natural. Además, ante la pregunta de si el aumento de los caudales ecológicos es capaz de disminuir la concentración de aguas no aceptables, ha señalado que “la contaminación no se soluciona con la dilución”. En este sentido, ha comentado que entre las ocho masas de agua entre Bolarque y Aranjuez, el tramo más afectado por el Trasvase Tajo-Segura, cinco están en buen estado y tres en estado deficiente.

La redacción recomienda