Innovyze, an Autodesk company
Connecting Waterpeople
Kamstrup
FENACORE
Asociación de Ciencias Ambientales
Ingeteam
ESAMUR
ONGAWA
Sacyr Agua
Saleplas
Blue Gold
Netmore
TecnoConverting
ICEX España Exportación e Inversiones
Idrica
MOLEAER
s::can Iberia Sistemas de Medición
Rädlinger primus line GmbH
LABFERRER
Red Control
AGENDA 21500
Aganova
IIAMA
Fundación We Are Water
HANNA instruments
Global Omnium
ISMedioambiente
Gobierno de la Comunidad de Madrid
Cajamar Innova
Smagua
Filtralite
Consorcio de Aguas de Asturias
Montrose Environmental Group
DAM-Aguas
Fundación Botín
Schneider Electric
Terranova
Isle Utilities
Likitech
ADASA
Lama Sistemas de Filtrado
NTT DATA
Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico
Saint Gobain PAM
Elmasa Tecnología del Agua
Confederación Hidrográfica del Segura
AECID
Fundación Biodiversidad
Agencia Vasca del Agua
Centro Nacional de Tecnología de Regadíos (CENTER)
Danfoss
Hidroconta
SEAS, Estudios Superiores Abiertos
FLOVAC
GS Inima Environment
Barmatec
Cibernos
J. Huesa Water Technology
STF
CAF
LACROIX
IAPsolutions
UNOPS
SCRATS
Laboratorios Tecnológicos de Levante
Baseform
ACCIONA
Xylem Water Solutions España
EMALSA
UPM Water
Bentley Systems
Minsait
Fundación CONAMA
ABB
ADECAGUA
ITC Dosing Pumps
TFS Grupo Amper
TEDAGUA
NSI Mobile Water Solutions
VisualNAcert
Regaber
Control Techniques
Elliot Cloud
DATAKORUM
EPG Salinas
Innovyze, an Autodesk company
Grupo Mejoras
AMPHOS 21
Aqualia
Gestagua
Almar Water Solutions
Kurita - Fracta
AZUD
Molecor
Catalan Water Partnership
Amiblu
Mancomunidad de los Canales del Taibilla

Se encuentra usted aquí

La falta de saneamiento e higiene facilita la propagación del cólera en Camerún

El Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) ha alertado de que la temporada de lluvias, la escasez de agua potable, la falta de servicios sanitarios públicos y de higiene y la inseguridad causada por el grupo terrorista islamista Boko Haram han propiciado la expansión del brote de cólera registrado en el norte de Camerún, que ya ha matado a unas 75 personas y ha infectado a más de 1.400 desde abril.

La representante de UNICEF en Camerún, Félicité Tchibindat, ha explicado, en declaraciones a la agencia de noticias humanitarias de Naciones Unidas (IRIN), que los movimientos de la población coincidiendo con las vacaciones estivales podría favorecer la expansión del cólera a otras regiones de Camerún o incluso a países vecinos. El aumento de los casos de cólera en el norte de Camerún se debe, según Tchibindant, a la escasez de agua potable, las defecaciones al aire libre y otros hábitos de higiene poco recomendables.

El primer caso de cólera se detectó en una familia nigeriana que se encontraba entre un grupo de refugiados que abandonaba Camerún por los bombardeos y los ataques de Boko Haram en abril. Las autoridades sanitarias han informado de que desde comienzos de año se han registrado más de 26.000 casos en Nigeria.

Tchibindant ha explicado que desde UNICEF están "apoyando a los trabajadores sanitarios, conduciendo la sensibilización de la comunidad, distribuyendo agua y kits de tratamiento de cólera". Sin embargo, desde la agencia de la ONU están empezando a plantearse si es seguro que "los movilizadores de la comunidad puedan visitar las localidades".

La situación podría expandirse hacia Chad y República Centroafricana, donde existe peligro de "regionalización". "Esperamos que la situación de seguridad permita continuar con la movilización de la comunidad", ha añadido Tchibindant.

El ministro de Salud Pública de Camerún, André Mama Fouda, ha asegurado que las autoridades del país han formado un comité nacional para ayudar a mantener el brote bajo control. También están trabajando con los países vecinos para evitar que las infecciones crucen las fronteras.

Débil sistema de salud

La región de Extremo Norte de Camerún, el norte, Adamaoua y las regiones del este sufren escasez crónica de trabajadores sanitarios. La media nacional de personal sanitario es de 1,43 por cada 1.000 personas. Mucho inferior es en la región del extremo norte, donde la tasa de doctores es de 0,47 por cada 1.000 personas.

El personal sanitario que trabaja en estas regiones "siente que esto es un castigo", según la representante de UNICEF. "Creen que sus colegas en Douala o en Yaundé tienen mejores condiciones laborales", ha precisado. "Hay un gran problema de retención de personal", ha añadido.

Más de la mitad de los trabajadores sanitarios del país están en las regiones centrales, costeras y occidentales, donde se ubican las tres grandes ciudades, Yaundé, Douala y Bafoussam.

Redacción iAgua

La redacción recomienda