Murcia pide al MAGRAMA un paquete de medidas contra la sequía en la región

36
0
36

Personalidades

El consejero de Agricultura y Agua, Antonio Cerdá, mantendrá un encuentro el próximo martes con la ministra de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, a la que pedirá un paquete de medidas contra la sequía que incluyen una orden para poder hacer una replantación y una reconversión varietal de los almendros afectados, así como el acceso a riegos de socorro, exenciones de impuestos y préstamos a muy bajo interés, entre otras.

Desde que comenzó el año hidrológico, el pasado 1 de octubre, las precipitaciones registradas en la Región han ascendido a 71,6 litros por metro cuadrado, cuando la media de los últimos 15 años ha sido de 202,2 litros por metro cuadrados, por lo que la situación es "extremadamente grave", según ha puesto de manifiesto Cerdá en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno.

En este sentido, la Consejería de Agricultura está terminando la última evaluación de los daños, pero el último dato disponible, que data del pasado 5 de mayo, reflejaba el número de hectáreas de almendro en nivel 1 o gravemente afectadas se habían duplicado y habían pasado de 4.600 a 8.000.

No obstante, Cerdá estima que la superficie afectada a día de hoy "será mucho mayor debido a la falta de lluvias". Así, ha calculado que en este momento "se puede decir que entre 25.000 y 30.000 hectáreas de almendro están en el nivel 1 o en el nivel 2", del total de 76.000 hectáreas de este cultivo que hay en toda la Región.

Cerdá va a solicitar a la ministra la recuperación de la capacidad productiva

No obstante, ha señalado que esta estimación es cambiante en función de que continúe o no la situación de ausencia de lluvias y, de cara a final de mes, las oficinas comarcales agrarias están haciendo un nuevo análisis que arrojará los datos definitivos.

Así pues, Cerdá ha anunciado que tiene previsto mantener una reunión el próximo martes con la ministra para abordar este tema junto con el consejero de Agricultura de la Comunidad de Valencia, y le transmitirán sus peticiones "de acuerdo con las indicaciones y las demandas que el sector ha transmitido al Gobierno regional en las diferentes reuniones celebradas".

En primer lugar, Cerdá va a solicitar a la ministra la recuperación de la capacidad productiva, es decir, poder tener una orden para poder hacer una replantación y una reconversión varietal de los almendros.

Asimismo, la intención del Gobierno regional es que el Ministerio de Agricultura dé la orden correspondiente a la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS) para que los agricultores que tengan facilidad, puedan tener acceso a riegos de socorro. No obstante, ha reconocido que el número de agricultores que podrán hacerlo "serán los que serán", ya que los almendros "están siempre en zonas donde hay muy poca infraestructura de riego".

En tercer lugar, Cerdá va a solicitar a la ministra la reducción de módulos, así como arbitrar préstamos a muy bajo interés y las exenciones del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI), a la Seguridad Social y otros impuestos.

Por otro lado, la Consejería de Agricultura y Agua, dentro de sus competencias y en virtud de las peticiones del sector, ya ha dado la orden para permitir la entrada del ganado en las zonas de cereales que no se van a recolectar.

Cerdá también pedirá a la ministra una ayuda económica para la alimentación del ganado por falta de pastos y, finalmente, que el posible arranque de arbolado "no tenga efectos después sobre las ayudas agroambientales".

Y es que estas ayudas agroambientales "están condicionadas a la productividad y a la condicionalidad, por lo que si se arrancan los árboles no hay productividad y no tendrían derecho a las ayudas", ha explicado el consejero.

El objetivo, según Cerdá, es que "se exima y se pueda tener ayudas independientemente de que haya habido arranque de árboles, siempre que haya un compromiso por parte de los agricultores de volver a replantar cuando las condiciones lo permitan".

El consejero, que presentará todas estas peticiones a la ministra con el objeto de trabajar también en un decreto de sequía, ha anunciado que la falta de lluvias y sus efectos en el campo será el tema principal de la reunión, ya que es lo "más preocupante", aunque ha dejado la puerta abierta a que, "a lo mejor", durante la conversación "salga otra cosa", pero "no está previsto" en el orden del día.

De momento, la Consejería solo dispone de datos de la afección de la sequía al almendro, pero ha advertido que se están detectando también en este momento repercusión en la viña y en el olivo. "En este momento, en las pedanías altas de Lorca y en algunas zonas de Jumilla se han detectado ya algunas cepas afectadas, al igual que algún olivar, y si sigue sin llover se verán más cultivos afectados en las últimas semanas".

Cerdá también ha señalado que no se pueden cuantificar los daños, y lo que se pide es "una reposición de la capacidad productiva, para que se pueda replantar", pero advierte que esto no se puede llevar a cabo en un año: "en primer lugar porque no habrían plantas suficientes y porque en secano no se planta cuando un quiere, sino cuando hay condiciones".

Comentarios