FENACORE aboga por la cesión temporal de agua entre las cuencas del Tajo y el Segura

129
0
129
  • Andrés del Campo, Presidente de FENACORE
  • El presidente de la Federación Nacional de Comunidades de Regantes (FENACORE), Andrés del Campo, abogó hoy por flexibilizar la cesión temporal de derechos del uso del agua entre las cuencas del Tajo al Segura con el objetivo de que los usuarios puedan disponer de recursos garantizados en épocas de sequía o de déficit de agua.

(FENACORE) De esta forma, en lugar de desarrollar una ley específica para llevar adelante el trasvase como sería necesario en la actualidad, los regantes apuestan por reducir los trámites a un contrato entre organismos de cuenca, lo cual facilitaría su puesta en práctica.

Estos acuerdos bilaterales -que contarían con un control de la Administración para garantizar los órdenes de preferencia de uso (consumo humano, regadío, industrial)-, se alzan hoy por hoy como la alternativa más ágil y efectiva para paliar la falta de embalses y trasvases en las demarcaciones menos reguladas, máxime cuando ya existen las conducciones pertinentes para poder materializar la cesión de agua.

De esta forma, en un contexto en el que afrontar la ejecución de trasvases exigiría una normativa específica, encendiendo todo tipo de tensiones políticas y territoriales, apostar por esta medida temporal evitaría una guerra del agua entre regantes de la cuenca cedente y receptora, en un momento además en el que los objetivos de déficit público hacen inviable acometer nuevas inversiones en obras de regulación.

Además, los trasvases se topan ahora mismo con una dificultad añadida por el aumento previsto del nivel de los caudales ecológicos -agua mínima necesaria para preservar los hábitats naturales- como ocurre así en el caso del Tajo, dificultando así que pueda abastecer de forma permanente a la cuenca del Segura.

Un vía para agilizar el Plan Hidrológico Nacional

En opinión de la Federación, flexibilizando la cesión temporal de derechos del agua no sólo se eliminarían las tensiones autonómicas por el reparto de agua sino que además se contribuiría a agilizar la aprobación de los diferentes planes de cuenca todavía pendientes y por ende, llevar adelante con más facilidad el Plan Hidrológico Nacional cuyo retraso ha originado ya distintas sanciones por parte de la Unión Europea.

Según Del Campo, "no deja de resultar paradójico que vivamos en un mundo cada vez más interconectado a través de redes globales (eléctricas, de gas, de telecomunicaciones, de conocimiento...) y, sin embargo, nos cueste tanto crear una gran red del agua que permita distribuir con equidad un recurso que es de todos los españoles".

A las ventajas para el interés general que supondría esta medida, la Federación añade los beneficios inmediatos para los usuarios de ambas cuencas, ya que, como contrapartida por ceder temporalmente agua a una cuenca deficitaria como es la del Segura, se obtendrían unos incentivos que podrían destinarse a modernizar regadíos en la cuenca cedente, con lo cual se utilizaría el agua con mayor eficiencia y revertiría en beneficio de toda la sociedad.

A este respecto, "es importante desmitificar la falsa creeencia de que la cesión de derechos del agua de unos regantes a otros es una venta pura y dura de un recurso público, nada más lejos de la realidad; es la solución para demarcaciones como la del Segura cuyos regantes sólo podrán subsistir si tienen el agua garantizada sin estar a expensas de los designios de la madre naturaleza", aclaró Del Campo.

No obstante, para Fenacore, la construcción sostenible de embalses y trasvases intercuencas allí donde sea necesario sigue siendo una gran asignatura pendiente y la "mejor solución" -junto a los bancos de agua, la alternancia de aguas superficiales y subterráneas, entre otras- para regular los efectos de la sequía cíclica que sufre España. "Esta medida permitiría evitar situaciones como las que se producen año tras año en el Ebro, donde las lluvias provocan con frecuencia inundaciones en la cabecera del río, que obligan a liberar caudal, mientras existe un déficit en la margen izquierda", concluye.

Comentarios